El Español
Vivir
|
Escapadas

Los 10 mejores planes y cosas que ver en Arteixo de visita

Es uno de los municipios más próximos a A Coruña, pero quizá uno de los más desconocidos. Arteixo ofrece al visitante playas y arenales, sendas costeras y fluviales y algunos de los miradores al mar más bellos de la provincia coruñesa.
Panorámica de Arteixo.
Panorámica de Arteixo.
Ofrecido por:

El municipio de Arteixo se encuentra en la provincia de A Coruña, regado por los ríos Bolaños y Seixedo. Tiene una población aproximada de 32.262 habitantes y una superficie de 95,9 km cuadrados, en la que se mezclan núcleos rurales y urbanos. Arteixo dispone de uno de los polígonos industriales más importantes de Galicia, Sabón, además de albergar la sede del primer grupo textil a nivel mundial, Inditex.

Información de interés

Cómo llegar a Arteixo

Para llegar a Arteixo desde la ciudad de A Coruña hay que recorrer los 13,4 kilómetros que las separan por la AG-55. Desde Lugo se llega por la A-6, desde Ourense por la AP-53/AP-9 y saliendo desde Vigo y Santiago por la AP-9.

Coordenadas GPS

43.306235,-8.509317

Razones para visitar Arteixo

Es uno de los municipios vecinos de la ciudad de A Coruña, pero quizá uno de los más desconocidos en cuanto a patrimonio cultural y natural se refiere. El gigante textil Inditex ha puesto en el mapa mundial a este pequeño reducto costero donde se ubica su sede, pero Arteixo tiene mucho más: algunas de las playas más frecuentadas del verano coruñés, miradores hacia su extenso litoral, una senda a pie de mar que pasa por sus mejores arenales, un antiguo balneario y un viejo santuario que en su día fue importante centro de peregrinación.

Mapa con los puntos de interés

En el siguiente mapa te mostramos los principales puntos de interés de Arteixo siendo los señalizados en color azul pueblos, monumentos y lugares de interés cultural, en verde espacios naturales y en rojo restaurantes recomendados, además de otros atractivos.

Más información sobre Arteixo

10 Planes y cosas que tienes que ver en tu visita a Arteixo

1. La playa de Barrañán, de lo mejor que ver en Arteixo

Playa de Barrañán  (turismo.gal)

Como lugares más turísticos de Arteixo hay que destacar sus arenales, muy concurridos en verano, entre los que sobresale, por belleza y singularidad, la Playa de Barrañán. Muy golpeada por las fuertes olas del Atlántico, Barrañán es perfecta para la práctica de surf, no tanto para el baño, ya que aunque el oleaje mantiene limpias sus aguas también las hace peligrosas para adentrarse en ellas.

De arena blanca y fina y en un entorno natural muy bello, la playa cuenta con un paseo marítimo en sus inmediaciones, con espacio y mobiliario de recreo, además de un importante sistema de dunas que forman una pequeña marisma junto a la desembocadura del río Boedo, que muere aquí después de recorrer la Fraga de Sisalde.

2. Visitar otras playas del municipio

Area Grande-Valcobo  (turismo.gal)

Además de Barrañán, hay muchas otras playas de las que disfrutar en el municipio de Arteixo. A lo largo de su costa se distribuyen varias playas también de fuerte oleaje y arena clara y fina, como As Combouzas y O Reiro. Se acompañan de otras más pequeñas y acogedoras donde el baño es más agradable, como Area Grande, conocida como Valcobo, A Salsa-Repibelo o la Playa de Sabón, al pie de la Senda Azul.

Muchas de estas playas cuenta con el distintivo de Bandera Azul, que garantiza la limpieza y calidad de sus aguas.

3. Recorrer el litoral de Arteixo

Senda Litoral de Arteixo  (Emma Sexto)

Para contemplar la mayoría de estas playas y además disfrutar del encanto de su costa, es recomendable completar la denominada Senda Azul o Senda Litoral de Arteixo, que a lo largo de 6,6 kilómetros conecta siete de las nueve playas del municipio: Sabón, Repibelo, A Hucha, Valcobo, As Combouzas, Barrañán y O Reiro.

Esta ruta de senderismo es una de las más importantes de Arteixo y se ha convertido en un lugar idóneo para pasear, hacer deporte e incluso avistar aves y cetáceos en las aguas cristalinas del océano. Al transcurrir en su totalidad por la costa, los paisajes que se contemplan son memorables y hay muchos miradores al mar y puntos de observación. De hecho aquí encontramos el llamado Monumento al Mirón (Voyeur), uno de los puntos más fotografiados de esta costa.

Otras rutas de senderismo nos llevan hasta el Xalo, Pastoriza o el Río Sisalde.

4. Pasear por su Paseo Fluvial

Paseo fluvial de Arteixo  (arteixo.org)

Otra zona de paseo es el Paseo Fluvial, ubicado muy cerca del centro urbano de la principal localidad del municipio, Arteixo, y se extiende desde la parroquia de Loureda hasta el molino de Rañal.

Es un sendero nada exigente, de unos 2,8 kilómetros de longitud, que incluye zonas ajardinadas a las orillas del río Bolaños, áreas de descanso, un estanque y un parque infantil, y que es muy frecuentado por los habitantes de Arteixo en cualquier época del año.

5. El Balneario, otro de los imprescindibles de Arteixo

Balneario de Arteixo (arteixo.org)

El Balneario de Arteixo ha sido uno de los símbolos de Arteixo estas últimas décadas. Se trata de un complejo de edificios, cuya creación se remonta a mediados del siglo XVIII y que durante años ha sido el centro termal de referencia del municipio, llegando a acoger un hotel.

En la actualidad el inmueble pertenece al Concello de Arteixo, gracias a la financiación de la Fundación Amancio Ortega, que convertirá el antiguo balneario en un centro público cultural para disfrute de todos los vecinos.

6. Entrar al Santuario de Pastoriza

Santuario de Pastoriza  (turismo.gal)

Otro de los símbolos del municipio, esta vez religioso y también arquitectónico, es el Santuario de Pastoriza, antaño centro de peregrinación y hoy templo parroquial, del que se conservan algunos restos documentales del templo románico sobre el que se asentó, derrumbado en el siglo XVII para construir el actual edificio.

Son pocos los municipios de Galicia que conservan una huella tan acusada de patrimonio medieval, sobre todo románica, como la que tiene Arteixo, con el plus de estar muchos de estos templos situados en medio de paisajes costeros sin igual.

7. Conocer alguno de sus pazos

Pazo de Anzobre  (turismo.gal)

Arteixo cuenta con cinco importantes casonas o pazos, con su típica arquitectura palaciega gallega, repartidos a lo largo de su municipio. Sin duda el más conocido de ellos es el Pazo de Anzobre, que se encuentra en la parroquia de Armentón, pero también encontramos el de Mosende en Lañas, el Pazo de Atín en la parroquia de Loureda y los Pazos de Lagoa y As Cobadas, ambos en Sorrizo.

Algunos de estos pazos eran visitables pero desde 2013, cuando el Concello los autorizó para otros usos, muchos se destinan a la hostelería, como restaurantes para bodas y otros eventos, al igual que algunas casas rectorales, como las de Morás y Loureda.

8. Cruzar el Ponte dos Brozos

Ponte dos Brozos (arteixo.org)

Otra muestra de interés dentro de la arquitectura civil del municipio es el Ponte dos Brozos, un puente de estilo barroco del siglo XVII en el mismo lugar donde antes había un puente romano por el que pasaba la Vía XX Per Loca Marítima, rodeado de una calzada romana.

El puente cruza el río Bolaños y se encuentra junto a una bonita zona verde y un paseo fluvial.

9. Hacer una ruta a pie entre molinos

Ruta de Sisalde (arteixo.org)

No será por espacios verdes ni por rutas para recorrerlos en Arteixo. Una de esas rutas que hay que hacer para conocer el municipio es la Senda dos muiños do Río Sisalde, circular, de 18 kilómetros de longitud y baja dificultad, que tiene como inicio y final la Playa de Barrañán.

El sendero recorre varias parroquias, tomando como referencia el río Sisalde, por cuya ribera se camina en gran parte del itinerario. Además de varios molinos que dan nombre a la ruta, esta pasa por interesantes enclaves como las dunas de Barrañán, la Fraga de Sisalde y el Igrexario de Monteagudo, del siglo XII, por lo que va alternando diversos atractivos
naturales y culturales.

10. Asomarse a alguno de sus miradores

Vistas desde Monte de Angra  (turismo.gal)

Por último, no debe abandonarse Arteixo sin lograr alguna de esas panorámicas desde las alturas que nos permiten hacernos la idea de la grandeza de los espacios naturales de este poco conocido municipio coruñés. Hay que dirigirse al Parque Forestal de Monticaño y ascender a su cumbre para encontrar el Mirador de Monticaño, desde donde observar buena parte de la costa. O al Monte da Angra, donde el litoral costero también es protagonista, mientras el Monte de Santa Locaia ofrece una de las mejores vistas urbanas y de montaña de todo Arteixo.

Emma Sexto

https://unmundoinfinito.com/

Vivir