Pepinillos en vinagre caseros

Pepinillos en vinagre caseros

Aperitivos y entrantes

Cómo hacer pepinillos en vinagre caseros

Receta facilísima con explicación detallada paso a paso y fotografías para hacer unos pepinillos en vinagre caseros, crujientes y sabrosos.

Noticias relacionadas

Preparación: 2 min  Reposo: 10-15 días  Dificultad: 1/5

Ingredientes

  • Pepinillos pequeños, 8 o 10 (*)
  • Agua
  • Vinagre blanco
  • Azúcar, 1 cucharada
  • Sal, ½ cucharada
  • Para un frasco de 400 ml de capacidad:
  • (*) Hay que usar todos los que quepan en el frasco, cuantos menos huecos queden mejor.

Hace unos días cuando publicamos la receta para conservar verduras en vinagre os comenté que para hacer pepinillos en vinagre caseros el procedimiento a seguir era algo diferente, pues si a los pepinillos les echamos la mezcla en caliente se empiezan a cocer y pierden el punto crujiente tan característico de este encurtido.

Y como hace unos días empezaron a aparecer por el mercado unos pepinillos fantásticos para hacerlos así pues eran todos de unos 10 cm de largo, que para mí es el tamaño perfecto, me ha faltado tiempo para prepararlos y venir a contaros cómo lo hago.

Preparación de los Pepinillos en vinagre caseros

Ya os aviso que lo más difícil es esperar a que pasen los 10 o 15 días para que esté listo el encurtido.

Pepinillos en vinagre caseros

Pepinillos en vinagre caseros

Lo único que hay que hacer es sumergir los pepinillos en agua fría durante un par de horas en un bol que guardaremos en la nevera.

Pasado este tiempo los sacamos, los enjuagamos bajo el grifo y los secamos bien.

Mezclamos la sal y el azúcar y ponemos la mezcla en el fondo de un frasco esterilizado de 400 ml, colocamos todos los pepinillos que quepan, añadimos agua fría hasta la mitad del frasco y terminamos de llenarlo con el vinagre blanco. Cerramos con una tapa esterilizada apretando muy bien, ya que no vamos a hacer vacío. Agitamos enérgicamente para que se disuelvan el azúcar y la sal.

Los guardamos en la nevera durante 10 o 15 días antes de consumirlos, teniendo la precaución de darle la vuelta al bote de vez en cuando. Esto se debe hacer porque los pepinillos flotan en el líquido y si no les vamos dando la vuelta, las puntas superiores siempre estarían en contacto con el aire y no quedarían bien encurtidas. Así que yo lo que hago es darle la vuelta prácticamente cada vez que abro la nevera.

Pepinillos en vinagre caseros

Pepinillos en vinagre caseros

No deben dejarse en la salmuera mucho más allá de los 20 días porque a partir de ahí ya empiezan a estar algo menos crujientes. Los que veis en las fotos, que los he usado para hacer unos canapés llevaban ya 18 días en la salmuera y como podéis comprobar ya están bastante arrugados, aunque al morder siguen teniendo crujido.

Para mí lo ideal es dejarlos 10 días y consumirlos en los 10 siguientes.

Resultado

Pues como siempre que se hace algo de comer en casa, aunque en este caso no es que se ahorre dinero ni tiempo, pues los pepinillos frescos por lo general no son baratísimos, y claro que es mucho más rápido bajar al supermercado a por un frasco en vez de esperar 10 días, el poder disfrutar de nuestros propios pepinillos en vinagre caseros es genial. Yo, si os podéis hacer con unos cuantos bien en el mercado o bien porque algún amigo los haya plantado y os regale el excedente, os animo a que los preparéis.