Magdalena Valerio

Medidas viejas para el nuevo empleo

La obligatoriedad de que las empresas registren la entrada y la salida de su empleados es anacrónica e intervencionista. 

La realidad 'golea' a Sánchez

Ni la sucesión de errores del Gobierno ni la rectificación continua pueden ser una opción para el país.