NatillasMicro_00 (1024x683)

NatillasMicro_00 (1024x683)

Postres

Natillas caseras sin lactosa en 4 minutos, receta para microondas

Noticias relacionadas

Sí sí, habéis leído bien, 4 minutos es lo que van a tardar en estar listas estas natillas caseras que os aseguro que os harán olvidar las que hace vuestra abuela. Es más, si vuestra abuela se entera, seguro que a partir de ahora empieza a hacerlas así.

Ingredientes

  • 300 ml de leche semidesnatada sin lactosa (1 vaso grande)
  • 2 huevos
  • 65 g de azúcar (5 cucharadas soperas colmadas)
  • 20 g de maizena (1 cucharada sopera colmada)
  • caramelo líquido, galletas o alguna fruta para decorar

Olvidaos ya de tener que sacar la leche y los huevos de la nevera con antelación para que estén a temperatura ambiente, de estar removiendo media hora, de que al menor despiste se peguen al cazo, de tener que fregarlo después… Las natillas hechas en microondas vienen para quedarse!

Así que al lío, que si me enrollo más vais a tardar más en leer la receta que en hacerla!

Preparación de las natillas caseras sin lactosa en microondas

  1. En un bol seco y apto para microondas (preferiblemente de vidrio), ponemos la maizena, echamos 4 cucharadas de leche y mezclamos bien hasta que se disuelva la maizena.
  2. Echamos los huevos y batimos.
  3. Añadimos el azúcar y batimos.
  4. Finalmente, echamos el resto de la leche y batimos hasta que esté todo bien mezclado.
  5. Metemos en el microondas sin tapar durante 1 minuto a 800 W, sacamos y removemos con las varillas. Repetimos esta operación 3 veces más, es decir un total de 4 minutos removiendo con las varillas cada minuto.
  6. Repartimos en cuencos o vasitos, los tapamos con papel film y los dejamos enfriar en la nevera.
  7. En el momento de servir decoramos con lo que más nos guste.

Resultado

A partir de ahora no vais a tener excusa para no disfrutar de unas natillas caseras en cualquier momento, porque la receta es para vagos irredentos… tardáis menos en hacerla que en bajar a comprar unas industriales, con eso os lo digo todo.

Es importante que las remováis cada minuto para que se vayan espesando sin que se cuaje el huevo y también para que vayáis viendo cómo espesan, ya que no todos los microondas se comportan exactamente igual. En el mío con 4 minutos estando los ingredientes de la nevera quedan perfectas, pero si la hacéis con la leche a temperatura ambiente o si vuestro micro se comporta de forma diferente, puede que con 3 minutos sea suficiente o que necesitéis 30 segundos o 1 minuto más. Así que si después de 4 minutos no están suficientemente espesas, seguid repitiendo la operación de 30 en 30 segundos. Tened también en cuenta que cuando se enfríen espesarán más.

Con las cantidades que os he puesto salen unas 3 raciones. Si queréis hacer más cantidad, también tendréis que aumentar el tiempo de microondas, pero siempre de la misma manera, 1 minuto y batir, repitiendo hasta que espesen.

¿A que no os imaginabais que era tan fácil hacer natillas?