Carne

Pollo relleno de carne y ciruelas, receta que nunca falla en Navidad

No hay Navidad sin pollo relleno y este de carne de cerdo, ciruelas y manzana es una receta deliciosa que descubre todos los secretos para conseguir un pollo jugoso y sabroso

6 diciembre, 2020 16:12

La Navidad ya está a la vuelta de la esquina y la creatividad de todos los cocinillas está a flor de piel. Las ganas de sorprender un año más y deleitar a los invitados con nuevas e interesantes preparaciones es una máxima a la que todo anfitrión aspira año tras año. Sobre todo en España, donde las fiestas navideñas son una especie de oasis gastronómico donde, durante 10 días, día arriba día abajo, se permite pecar con absoluta tranquilidad. Ya lo decía Arguiñano, la mejor forma de gozar con los pantalones puestos es comiendo… ¡Qué gran verdad!

Dando vueltas a entrantes y aperitivos (que es donde solemos innovar más y donde es fundamental entrar con buen pie) es imposible no pensar en el plato principal y también en algunas opciones ligeras para acompañarlo. Ese que generalmente es el clásico intocable por lo mucho que suele gustar, pero que año tras año puede hacerse demasiado monótono. Si no se hacen, siempre están en la cabeza los típicos asados de aves, rellenas o no, qué tanto se ven en las películas y que alguna vez se sueña con hacer.

Pues bien, este es el momento, porque no hay cosa más fácil de hacer y salsa en la que mojar más pan. El plato fuerte de estas fiestas, será un pollo relleno de carne de cerdo, ciruelas y manzana, una receta perfecta para Navidad que no supone más esfuerzo que meterlo en el horno y controlarlo una vez condimentado con cabeza y rellenado con una mezcla acertada. Así, además de ejecutar un recetón como pocos, nos permite tener tiempo para disfrutar de lo mejor de estas fiestas: la familia y seres queridos.

Cómo hacer un pollo relleno para chuparse los dedos

La receta es muy sencilla, pero, eso sí, hoy toca desvelar la clave del éxito: Además de la típica regla de calcular 1 hora por kilo de pollo (10 minutos más si va relleno), el punto diferenciador es untar bien las pechugas (justo debajo de la piel) con una mezcla de mantequilla, sal, pimienta y la hierba fresca que más os guste. Esto le aportará jugosidad además de juntarse con la salsa del aceite y del propio pollo, creando un caldillo que es de las mejores cosas que podrás probar en la vida.

Ingredientes

  • Pollo (campero mejor), 1 ud
  • Cebolla, 1 ud
  • Manzana Pink Lady, 1 ud
  • Dientes de ajo, 6 ud (2 para el relleno y 4 para fuera)
  • Jengibre fresco, 5 cm
  • Ciruelas pasas, 6 uds
  • Mantequilla, 70 g
  • Estragón, 1 cucharadita
  • Eneldo, 1 cucharadita
  • Cilantro fresco, al gusto
  • Aceite de oliva virgen extra, 4 cucharadas
  • Whisky, 150 ml (2 cucharadas para el relleno, resto en la salsa)
  • Sal y pimienta negra, c/s
  • Limón, 1 ud
  • Carne picada de cerdo, 300 g
  • Panceta ibérica fresca picada, 50 g

Arremángate y coge un buen trozo de pan. Ha llegado la hora de poner las cosas claras sobre la mesa navideña consiguiendo un exterior dorado y crujiente, una salsa deliciosa y un interior suculento que se puede hacer tanto deshuesando el pollo (que es un rollo) como con todos sus huesecillos; luego sólo habrá que ir evitándolos. 

Paso 1

Lo primero que haremos será picar la cebolla muy finamente y también el jengibre previamente pelado y los dientes de ajo que formarán parte de la farsa del pollo. 

Paso 2

Paso 2 relleno

Paso 2 relleno

En un bol mezclar las verduras picadas con la carne picada de cerdo, la panceta y también añadir el wiski, las ciruelas pasas y la manzana previamente pelada y troceada en cubos de aproximadamente 2x2; grandecitos. Salpimentar y dejar reposando. 

Paso 3

Por otro lado, mezclar la mantequilla con el eneldo, el estragón y el cilantro, añadir un poco de sal y también una pizca de cúrcuma. 

Paso 4

Untar el pollo por todas partes con un poco de aceite de oliva, masajeándolo con las manos y salpimentar también por todas partes a conciencia, que no nos falte. 

Paso 5

Untar las pechugas del pollo con la mantequilla de hierbas por dentro de la piel y también por encima, para que estén completamente cubiertas. 

Paso 6

Rellenar todo el centro del pollo que habremos limpiado bien previamente, también con un poco de papel, con nuestra farsa y ayudarnos con unos palillos para cerrar el culo. 

Paso 7

Colocar el pollo con las pechugas hacia abajo en una bandeja que entre bien, embadurnada con aceite. Añadir unos dientes de ajo por los lados y también unos trozos de limón. 

Paso 8

Añadir un poco más de wiski en la base de la bandeja y hornear, con el horno precalentado a 180ºC durante 1 hora. Entonces darle la vuelta y hornear 40 minutos más. Al final tendrá que quedar con las pechugas hacia arriba y éstas deberán estar bien crujientes.