Aperitivos y entrantes

Hummus de soja, receta de aperitivo vegetariano

Receta fácil para preparar hummus de soja, un aperitivo vegano y una opción deliciosa para comer soja en forma de legumbre.

Hasta hace no mucho tiempo, el hummus de aguacate era mi receta favorita de hummus. Pero desde que probamos este hummus de soja, se ha convertido en nuestro preferido por dos razones, la primera, que está buenísimo y la segunda, que no hay que preocuparse por conseguir aguacates ricos, cosa que no es fácil en determinadas épocas del año.

Ingredientes

  • Habas de soja, 1 vaso (*)
  • Limón, 1
  • Tahina, 2 cucharadas (**)
  • Aceite de Oliva Virgen Extra, 4 ó 5 cucharadas
  • Comino en polvo, 1 cucharadita
  • Sal, 1/4 cucharadita
  • Pimienta de Sichuán, al gusto (***)
  • (*) En la sección de legumbres de casi todos los supermercados.
  • (**) La tahina es una pasta se sésamo tostado que se puede encontrar en herbolarios y sección de productos internacionales de algunos hipermercados. También se puede hacer casera siguiendo la receta que compartimos con vosotros hace tiempo.
  • (***) La pimienta de Sichuán (la podéis ver en la tercera foto de la galería) es una pimienta de origen asiático que se puede comprar en tiendas de productos asiáticos y en algunos supermercados. Yo la compré en el Lidl en las últimas jornadas de productos asiáticos. Si no la encontráis, para el hummus de soja puede usarse pimienta negra, blanca, rosa, eso sí, preferiblemente recién molida.

Como ya os he comentado en anteriores ocasiones, el hummus es la solución perfecta para que consuman legumbres todos aquellos que no soportan los platos de cuchara pero que caerán rendidos si las prueban así.

Aunque lo habitual es el hummus hecho con garbanzos, también puede hacerse con otras legumbres como las lentejas o las habas de soja, que son las que se utilizan para esta receta de este hummus de soja que hoy compartimos con vosotros. Que por cierto, es una receta que surgió por accidente un día que estaba cocinando estas habas para hacer una ensalada, pero mientras estaban al fuego me entretuve más de la cuenta intercambiando recetas de salmón vía Telegram, la soja se pasó de cocción, me dio mucha pena tirarla y acabó siendo este hummus que nos conquistó desde el primer momento. Os cuento todo esto para que veáis que el hecho de que algo no salga aparentemente bien, no significa que sea algo malo, a veces puede ser justo lo que necesitábamos para conseguir algo incluso mejor.

Así que vamos al lío, que ya sé que estáis deseando que os cuente cómo se hace 🙂

Preparación del Hummus de soja, receta de aperitivo vegetariano

  1. Lavamos las habas de soja y las dejamos en remojo durante unos 5 minutos.
  2. Las ponemos en el fondo de una olla rápida y las cubrimos con  un par de centímetros de agua. Añadimos la sal, cerramos la olla y la ponemos a fuego máximo (12/12) hasta que suba la válvula.
  3. Bajamos el fuego (5/12) y dejamos que cuezan durante 6 minutos (o el tiempo que recomiende el fabricante de la olla para cocer legumbres).
  4. Despresurizamos la olla, la abrimos, escurrimos la soja en un colador y la enjuagamos bajo un chorro de agua fría para enfriarla rápidamente.
  5. La ponemos en el vaso de la batidora junto con la tahina, el zumo de medio limón (es mejor poniendo solo el zumo de medio limón y luego ir añadiendo el resto hasta que esté a nuestro gusto porque hay limones y limones y, dependiendo de lo ácido que sea el que nos toque ese día necesitaremos más o menos), 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra y el comino.
  6. Trituramos bien hasta tener una pasta homogénea. Probamos y rectificamos de sal y, si fuese necesario, añadimos poco a poco el resto del zumo de limón.
  7. Servimos el hummus de soja regándolo con un poco más de aceite y pimienta recién molida.

Resultado

El hummus de soja es un aperitivo perfecto para comer legumbres y disfrutar haciéndolo. Se puede comer acompañado de pan de pita tostado, tostaditas de curry y cúrcuma, carnes, pescados o verduras, o como salsa para ensaladas, … pero no os extrañe que se lo quieran comer solo a cucharadas.