Seven-A-Day Fruit And Vegetables Recommended Intake

Seven-A-Day Fruit And Vegetables Recommended Intake

Actualidad gastronómica

No compres hortalizas hoy, hazlo mañana

Cuidado con gastar mucho dinero porque las caídas de precio de las hortalizas y verduras puede llegar a caer de un día para otro.

7 febrero, 2017 09:10

Christopher Furlong/Getty Images

Noticias relacionadas

Las hortalizas y verduras han alcanzado máximos históricos en enero, pero ahora empieza un baile de precios y podrían caer en picado. Cuidado con gastar mucho dinero en hortalizas y verduras porque las caídas de precio pueden llegar de un día para otro.

La semana pasada alertábamos sobre la enorme subida del precio de las hortalizas y las verduras. La razón principal, una ola de frío que azotó la península y afectó gravemente la producción, principalmente de lechugas, berenjenas, calabacines y alcachofas, aunque en general todas las verduras y hortalizas se han visto afectadas por la subida de precios.

Para hacernos a la idea de lo caras que han llegado a ser las hortalizas y verduras durante el mes de enero, un kilo de berenjenas ha llegado a costar un 146% más que en diciembre, la lechuga un 119% y el calabacín un 122% más. Solo el pimiento verde y la patatas han bajado de precio en enero, el resto han sido todo subidas.

Pero la situación empieza a dar la vuelta, y el problema es que no sabemos exactamente la tendencia que se va a dar en los próximos días. Se empiezan a detectar bajadas de precio en las hortalizas y verduras. Como indica elcorreoweb hay tiendas que han pasado a vender la berenjena de un día a 6.99€/kilo al día siguiente a 3.99€/kilo. La alcachofa ha bajado de 4.99€/kilo a 3.99€/kilo en un día y el guisante de 4.99€/kilo a 3.5€/kilo. Es un carrusel de precios, y aunque todo parezcan bajadas no es así, ya que el calabacín se sigue vendiendo a 4€/kilo, cuando su precio normal es de unos 1.5€/kilo.

El caso es que estamos posiblemente ante el comienzo de una bajada de precios en hortalizas y verduras, así que tenemos que tener cuidado con nuestra cesta de la compra. La diferencia entre comprar hoy varios kilos y hacerlo mañana podría traducirse en una importante cantidad de euros en nuestra cartera. Haced las cuentas, si sumáis en una misma cesta de la compra un kilo de berenjenas, de guisantes y de alcachofas antes y después de la bajada de precios hablamos de más de 5€ en solo tres kilos de compra. Así que cuidado y a ser prevenidos haciendo la compra, las diferencias se pueden disparar y esto se soluciona haciendo la compra con más tacto y teniendo en cuenta los precios.

La mejor forma de ahorrar hoy haciendo la compra es no llenando la nevera y comprando lo que necesitamos poco a poco. Si vemos precios mínimos es un buen momento para aprovisionarse, pero mientras tanto lo mejor es comprar poco a poco. Bajadas de hasta un euro por día son más que significativas, así que mejor andarse con cuidado.