Fideos fritos indonesios o Bami Goreng

Fideos fritos indonesios o Bami Goreng

Pasta y arroz

Bami Goreng, receta de fideos fritos indonesios

Receta fácil con explicación paso a paso para preparar en nuestra casa una receta de fideos fritos indonesios o Bami Goreng.

Noticias relacionadas

Preparación: 20 min    Dificultad: 2/5  Raciones: 2-3  Coste: < 5 €

Lo ideal es preparar la receta en un wok y cocinando a fuego vivo, por lo que será mejor si antes de ponernos a cocinar tenemos todos los ingredientes pelados, cortados y listos para ir al wok cuando les toque. Yo lo primero que hago es poner al fuego una olla con 1 litro de agua y la salsa de pescado (o 1 cucharadita de sal) para que cuando tenga que poner a cocer la pasta, el agua ya esté hirviendo. Luego pelamos y cortamos la verduras (no os olvidéis de pelar también el apio, que parece que no tiene piel pero tiene unos hilillos muy desagradables), excepto las setas y los champiñones que, para evitar que se oxiden las cortaremos rápidamente justo antes de echarlas al wok. Cortamos también el bacon en tiritas o en taquitos. En un wok ponemos a calentar el aceite a fuego vivo (11/12), añadimos el apio, la cebolla y la zanahoria y los salteamos sin parar de remover durante un par de minutos. Añadimos el repollo, damos unas vueltas para mezclar todo, bajamos el fuego al 8 para que no se nos queme nada mientras troceamos los champiñones y las setas Echamos la pasta en el agua hirviendo (esta que he usado tarda 4 minutos en cocerse, si la vuestra tarda más o menos, calculad en qué momento tenéis que echarla), volvemos a subir el fuego (11/12), apartamos las verduras a un lado y añadimos las setas, los champiñones y el bacon y los salteamos 2 minutos. Empujamos todo hacia un lado y añadimos los brotes de soja. Salteamos un minuto, mezclamos todo y añadimos, la salsa de soja, el kétchup y la cayena. Damos unas vueltas y lo llevamos hacia el borde. Echamos los fideos escurridos a un lado del hueco y las gambas al otro. Salteamos hasta que las gambas estén hechas y mezclamos todo. Y ya tenemos nuestros fideos fritos indonesios.

  • Lo ideal es preparar la receta en un wok y cocinando a fuego vivo, por lo que será mejor si antes de ponernos a cocinar tenemos todos los ingredientes pelados, cortados y listos para ir al wok cuando les toque.
  • Yo lo primero que hago es poner al fuego una olla con 1 litro de agua y la salsa de pescado (o 1 cucharadita de sal) para que cuando tenga que poner a cocer la pasta, el agua ya esté hirviendo.
  • Luego pelamos y cortamos la verduras (no os olvidéis de pelar también el apio, que parece que no tiene piel pero tiene unos hilillos muy desagradables), excepto las setas y los champiñones que, para evitar que se oxiden las cortaremos rápidamente justo antes de echarlas al wok. Cortamos también el bacon en tiritas o en taquitos.
  • En un wok ponemos a calentar el aceite a fuego vivo (11/12), añadimos el apio, la cebolla y la zanahoria y los salteamos sin parar de remover durante un par de minutos.
  • Añadimos el repollo, damos unas vueltas para mezclar todo, bajamos el fuego al 8 para que no se nos queme nada mientras troceamos los champiñones y las setas
  • Echamos la pasta en el agua hirviendo (esta que he usado tarda 4 minutos en cocerse, si la vuestra tarda más o menos, calculad en qué momento tenéis que echarla), volvemos a subir el fuego (11/12), apartamos las verduras a un lado y añadimos las setas, los champiñones y el bacon y los salteamos 2 minutos.
  • Empujamos todo hacia un lado y añadimos los brotes de soja. Salteamos un minuto, mezclamos todo y añadimos, la salsa de soja, el kétchup y la cayena. Damos unas vueltas y lo llevamos hacia el borde.
  • Echamos los fideos escurridos a un lado del hueco y las gambas al otro. Salteamos hasta que las gambas estén hechas y mezclamos todo. Y ya tenemos nuestros fideos fritos indonesios.

No es nada nuevo que nos vuelve locos todo lo que se cuece por el Sureste Asiático y, si hace relativamente poco os enseñábamos a preparar Pisang goreng y hace bastante más os preparamos este delicioso Nasi goreng, hoy le toca el turno a los Bami Goreng, unos fideos fritos indonesios que también son muy populares en Malasia.

La receta para preparar fideos fritos indonesios que os traemos hoy y que es la que suelo preparar en casa, lleva la cantidad de pasta reducida al mínimo y las verduras aumentadas al máximo, pues con el toque picante en casa se las comen sin rechistar. Así que ya sabéis, si sois de los que os cuesta comer verduras, pero disfrutáis de la comida asiática, este tipo de platos serán una buena solución para incluir algo más de verdura en vuestra dieta y, además, disfrutar haciéndolo.

Preparación de los fideos fritos indonesios o Bami Goreng

Resultado

Con las cantidades que os ponemos salen dos buenas raciones de fideos fritos indonesios si son plato único o 3 (incluso 4) si los servimos como entrante o como acompañamiento de algún plato de carne o pescado.

Sugerencias

Si no tenemos alguna de las verduras a mano o, no nos gusta, podemos no echársela y también podemos usar otras verduras como puerro o calabacín.

Si queremos aligerar la receta de fideos fritos indonesios, podemos sustituir el bacon por una carne magra como el pollo, el pavo o la ternera.

A la hora de servir, les va bien echarles por encima un hilillo de aceite de sésamo, pero a mí esta vez no me quedaba.

¿Os gustan los fideos fritos indonesios o sois más de arroz frito?