Ensaladas

Ensalada de patata verde con tomate seco y queso, ideal para verano

Consigue aportar a tus ensaladas sabores y texturas diferentes cambiando los aliño. Esta ensalada de patata verde con tomate seco y queso te enamorará.

13 julio, 2021 18:10

Qué maravilloso tubérculo la patata y qué difícil conseguir en él regularidad y calidad. Sí, sí. En España tenemos a las patatas totalmente abandonadas porque como hay mucha cantidad, las compramos a granel y su precio suele ser muy barato no les damos la importancia que tienen. ¡Qué equivocados estamos! Porque claro, así luego no nos podemos quejar si nos enfrentamos a patatas harinosas, que se hacen papilla, que saben húmedas o que directamente no saben a nada. Me contaba hace unos meses Santiago Pedraza (de Taberna Pedraza, donde son famosos entre otras cosas por sus tortillas de patata estilo Betanzos) que el mayor reto al que se enfrentan para conseguir regularidad en sus tortillas es en la selección de la patata. 

Los que sois amantes de este tubérculo, lo sabréis bien, y los que no lo habéis apreciado hasta ahora espero que comencéis a darle un poquito más de valor. Porque las patatas, además de económicas y accesibles, nos permiten muchas recetas con patata perfectas para el verano pero también para cualquier época del año. Son tremendamente versátiles. Admiten, además, diferentes tipos de cocción y muchas texturas finales en función de si las hacemos fritas, al horno, confitadas, en puré o asadas. Por ejemplo, con ellas podríamos viajar a Perú para preparar una estupenda causa limeña tradicional o hacer una papa rellena o unas croquetas de causa de pollo pero también nos servirán para hacerlas estilo hasselback y acompañar así a una caballa elaborando una suerte de ensalada templada perfecta para las épocas de calor. 

En mi tierra, Cantabria, no hay verano sin piriñaca: patata, huevo duro, tomate, pimiento, bonito... igual que no habría verano sin ensalada campera en muchas zonas de España. ¡Y qué me dicen de la ensaladilla rusa! Aperitivo por excelencia del verano o del invierno o de cualquier buen momento que se precie siempre que sea mediante un buen aliño y una mahonesa de calidad. Prueben a hacer algún día la ensaladilla de patatas paja que tomamos prestada del Suculent (Barcelona) y que es una maravilla. Ah, y si quieren más ideas, metan unas patatas al horno y cháfenlas, consigan así unas patatas asadas crujientes con huevo poché que son un éxito asegurado o prueben con esta ensalada de patata verde con queso fresco, tomates secos y unos champiñones crudos que se aliña con un jugo verde a partir de cilantro, eneldo y rúcula que es una auténtica delicia para dar sabor a esta o a otras ensaladas. 

Cómo hacer ensalada de patata verde

Ingredientes

  • Patatas baby, 450 g
  • Champiñones, 8 ud
  • Tomate seco, 4 ud
  • Queso fresco tipo Villalón, 100 g
  • Sal, c/s

Para la salsa verde

  • Cilantro fresco, 1 puñado
  • Rúcula, unas hojas
  • Eneldo fresco, 1 puñado
  • Jengibre fresco pelado, 1 trocito no muy grande
  • Sal, c/s
  • Aceite de oliva virgen extra, c/s
  • Zumo de limón, 1 cucharada
  • Salsa de soja, 1 cucharada

Paso 1

Lavar bien las patatas y ponerlas a cocer en abundante agua con un poco de sal. Necesitarán cocinarse a fuego suave, con un borbotón ligero, entre 10 y 20 minutos en función del tamaño y de la calidad de la patata. Tendremos que ir pinchándolas de vez en cuando para parar la cocción cuando ya estén tiernas. 

Paso 2

Mientras tanto, preparar el aliño de nuestra ensalada poniendo todos los ingredientes del mismo en un vaso batidor menos el aceite. Comenzar a triturar bien y, después, ir añadiendo el aceite a hilo fino poco a poco para que vaya cogiendo la textura deseada por cada uno. 

Paso 3

Cuando las patatas ya estén cocidas colar y escurrir bien y cortar al gusto, a mí me gustan en cuartos. Lavar bien también los champiñones, cortar la parte del tallo y trocearlos en cuartos o sextos. 

Paso 4

Aliñar las patatas con la salsa, hasta que queden verdes, añadir también los champiñones y el tomate seco troceado y mezclar bien. 

Paso 5

Servir la ensalada y terminar por encima con un poco del queso fresco desmigado, también podríamos añadir cualquier otra cosa que nos apeteciese como, por ejemplo, un poco de huevo duro picado.