Ensaladas

Ensalada de patatas cántabra o piriñaca, receta fácil, barata y muy completa

Esta periñaca, priñaca  o ensalada de patatas cántabra es una ensalada contundente que admite todo tipo de combinaciones de ingredientes

Con la primavera y los primeros días de calor llega la temporada en la que apetece comer platos frescos como todo tipo de ensaladas. Esta ensalada de patatas cántabra que os presentamos a continuación en una ensalada a base de patata muy sencilla de elaborar pero a la vez muy versátil y muy refrescante además de completa.

Ingredientes para hacer piriñaca

  • Patatas medianas, 6
  • Cebolleta, 1
  • Pimiento rojo, 1
  • Pimiento verde, 1
  • Tomates, 2
  • Huevos cocidos, 2
  • Bonito del Norte, 200 g
  • Aceitunas verdes rellenas de anchoa
  • Vinagre de vino blanco, 50 ml
  • Aceite de oliva virgen extra, 150 ml
  • Mostaza de Dijon, 10 g
  • Zumo de limón
  • Sal
  • Pimienta negra

01: Preparamos la verdura para la vinagreta

Pelamos tanto el pimiento rojo como el verde y los cortamos en juliana, en tiras finas y alargadas. Cortamos también la cebolleta en juliana.

Por otro lado añadimos el vinagre al aceite de oliva virgen extra y agregamos un poco de sal, unas gotas de zumo de limón y la mostaza de Dijon.

Emulsionamos la vinagreta. La manera más fácil es introducirla en un bote o tupper hermético y agitarla con fuerza una vez perfectamente cerrada para que así se mezcle y emulsione perfectamente.

02: Cocemos la patata y preparamos los ingredientes

Escogemos unas patatas no muy grandes y del mismo tamaño aproximado para que no tarden mucho en cocerse y todas estén cocidas más o menos al tiempo. Limpiamos las patatas bajo el grifo con agua fría para retirar la mayoría de tierra de su superficie.

Introducimos las patatas limpias en una olla y las cubrimos de agua fría. Salamos generosamente y llevamos al fuego hasta que hierva evitando que el agua hierva a borbotón demasiado intenso. Cocemos las patatas durante 25-30 minutos dependiendo del tamaño, o hasta que al pinchar no presenten resistencia. Escurrimos las patatas y dejamos que se enfríen en la misma olla en la que las hemos cocido.

Preparamos el resto de ingredientes de la ensalada de patatas cántabra antes de proceder a montarla.

03: Montamos la ensalada de patatas cántabra y la aliñamos

Una vez las patatas cocidas estén ya frías las pelamos y las cortamos en trozos grandes. Colocamos la patata sobre la ensaladera para que hagan de base de la ensalada campera. Salpimentamos ligeramente.

A continuación colocamos sobre la patata cocida el tomate cortado al gusto. Añadimos también las aceitunas y el huevo cocido cortado en cuartos.

Proseguimos montando la ensalada de patatas cántabra colocando sobre la misma los pimientos y la cebolleta en juliana que habíamos preparado en el primer paso de la receta.

Terminamos de montar la ensalada colocando los trozos de bonito por la ensalada, repartidos sobre el resto de ingredientes.

Por último volvemos a agitar la vinagreta brevemente para que se vuelva a emulsionar y homogeneizar y la vertemos sobre la ensalada de patatas cántabra para que se impregne bien de ella.

04: Servimos la ensalada de patatas cántabra

Servimos nuestra ensalada de patatas una vez aliñada y bien fresquita.

Resultado final

Conocemos habitualmente como ensalada campera a una ensalada que tiene como base la patata cocida y que contiene diferentes verduras así como otro tipo de ingredientes, además de una vinagreta que la aderece.

En este caso os presentamos la ensalada de patatas cántabra o ensalada campera al estilo cántabro, también llamada periñaca o piriñaca. La particularidad más importante de la ensalada de patatas cántabra es que, aunque los ingredientes que se le añaden se asemejan mucho a los que podamos añadir a una simple ensalada mixta el ingrediente fundamental debe ser la patata cocida, además de que debe llevar también pimiento entre sus ingredientes y una rica vinagreta que ligue e impregne la ensalada.

Tal y como ocurre con cualquier ensalada, sea del tipo que sea, la vinagreta que preparemos resulta fundamental a la hora de rematar el plato. La vinagreta debe estar emulsionada para que así se ligue y cubra perfectamente la patata cocida y el resto de los ingredientes y, además, debe estar equilibrada. 

La periñaca, piriñaca o ensalada de patatas cántabra es tan versátil que admite ingredientes de todo tipo. Así podemos personalizar nuestra ensalada campera con ingredientes como aguacate, langostinos, pulpo, anchoas, pimientos del piquillo, o el ingrediente que más os apetezca añadir a vuestra ensalada. 

En todo caso una buena ensalada de patatas cántabra nunca debería prescindir de un buen bonito del norte, un buen tomate, unas ricas aceitunas y un poco de huevo cocido. Ingredientes sanos y muy frescos que le van genial a esta ensalada de patata.

Espero que os haya gustado la receta de esta periñaca o ensalada de patatas cántabra, una ensalada contundente que admite todo tipo de combinaciones de ingredientes y que es una alternativa maravillosa a la hora de preparar una ensalada más allá de la típica ensalada de lechuga, tomate y cebolla ahora que en breve comenzarán a azotarnos los días de calor y estaremos encantados de recurrir a este tipo de platos.

Y ya sabes, si te animas a hacerla, sube las fotos a las redes sociales y etiquétanos en Facebook o en Instagram.