Ingredientes

  • 1 patata mediana
  • ½ morcilla de arroz (110 gr. aprox.)
  • 1 manzana
  • 2 rebanadas de pan de molde
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 cucharada rasa de azúcar moreno
  • 1 cucharada de almendras fileteadas
  • Pimienta negra
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Unas gotas de crema balsámica al Pedro Ximénez

Noticias relacionadas

Me encanta la cocina en miniatura y siempre estoy alerta para buscar ideas o recetas de picoteos ricos, fáciles y vistosos con los que sorprender a la familia y amigos. Este pintxo lo recorté de una revista hace bastante tiempo y como cumple estos requisitos, aquí os traigo la receta.

Este timbal es una auténtica delicia, un poco calórico, sí, pero riquísimo y con un gran contraste de sabores. Lo que podemos hacer es moderarnos y prepararlos ocasionalmente, poniendo una o dos porciones por comensal 😉

Su elaboración es muy fácil, sólo tenemos que cocinar los cuatro ingredientes principales por separado: patatas, morcilla, manzana y almendras, y presentarlos de forma ordenada con ayuda de un aro de repostería.

¡Al lío!

Preparación del Timbal de morcilla, patata y manzana caramelizada

  1. Pelamos las patatas y las cortamos en láminas finas. Las pochamos en aceite de oliva a fuego mínimo. Las retiramos cuando estén blanditas y las puntas se empiecen a dorar. Escurrimos el exceso de aceite y salpimentamos. Reservamos.
  2. Mientras se hacen las patatas aprovechamos para ir cocinando el resto de ingredientes.
  3. En una sartén con unas gotas de aceite tostamos las láminas de almendra y reservamos.
  4. Pelamos la manzana, le retiramos el corazón y la cortamos en cuartos. Cortamos láminas finas y las pochamos en una sartén con la mantequilla. Espolvoreamos el azúcar moreno y cocinamos hasta que se caramelicen y queden blanditas. Reservamos.
  5. Quitamos la piel a la morcilla. La deshacemos y freímos en una sartén con un pelín de aceite, que bastante grasa tiene ya la morcilla. Reservamos.
  6. Tostamos el pan y lo cortamos con un aro de repostería cuadrado. Dejamos un trozo de pan como base y comenzamos a montar el timbal. Ponemos una capa de patatas, encima una de morcilla y sobre ésta una capa de manzana caramelizada. Terminamos adornando con las almendras fileteadas tostadas encima.
  7. Servimos añadiendo por encima en el último momento unas gotas de crema balsámica al Pedro Ximénez para dar un contraste de sabor y color.

Resultado

Con estas cantidades he preparado dos timbales cuadrados medianos. En lugar de pan de molde se pueden utilizar crakers, cuyo toque crujiente contrastará con el resto de texturas suaves del timbal.

Toma estos timbales calentitos para disfrutar del pintxo en todo su esplendor.

 

Tiempo: 35 minutos

Dificultad: 1/5

Digestión: 3/5

Precio: 2 €