Cualquier persona que encuentre esta página seguramente estaba buscando una manera de conseguir rentabilidad por su dinero para intentar compensar la inflación. Las cuentas remuneradas pueden ser un buen método para conseguirlo sin arriesgar el dinero.

Con el reciente marco económico, la situación actual de subidas de tipos de interés y la volatilidad de las bolsas, los ahorradores buscan métodos para maximizar sus ahorros evitando el riesgo en la medida de lo posible. Las entidades bancarias han reparado en esta tendencia y han reaccionado actualizando uno de sus productos olvidados: las cuentas remuneradas.

¿Cómo lo han hecho? Incrementando el tipo de interés a remunerar por el dinero depositado en las mismas, generando así rentabilidades interesantes sin riesgo para los titulares. Para conseguir este dinero adicional por los depósitos es posible tener que cumplir una serie de requisitos y condiciones, como pueden ser mantener un saldo mínimo o contratar productos adicionales.

Si te interesa este producto y quieres conocerlo más a fondo, además de saber qué entidades ofrecen las mejores cuentas remuneradas sin comisiones, a continuación podrás descubrirlo.

Nuestra selección de cuentas remuneradas sin comisiones

3% devolución en luz y gas

Rentabilidad 3 meses

6% TIN

Rentabilidad siguientes meses

2% TIN

Comisiones

0€

Remuneración

Mensual

Image

Hasta 598€ de rentabilidad el primer año

Consigue una remuneración del 6% TIN por 3 meses y luego del 2% TIN para un saldo de hasta 20.000€
Hasta 1750€ el primer año

Rentabilidad 1º año

2,5%

Rentabilidad años siguientes

0,3%

Comisiones

0€

Remuneración

Mensual

Image

Dos maneras de obtener un 2,5% TAE

Abriendo tu cuenta y obteniendo el 2,5% TAE sobre 70.000€ durante el primer año o conseguir un 2,5% TAE indefinido por invertir 300€ cada mes.
Remuneración del 2,85% TAE sin condiciones

Rentabilidad 1º año

2,85%

Rentabilidad años siguientes

Consultar con la entidad

Comisiones

0€

Remuneración

Mensual

Image

Tarjeta inteligente con doble funcionalidad

La tarjeta inteligente funciona como una tarjeta de débito y de crédito al mismo tiempo. Esta tarjeta es libre de comisiones.
Hasta 600€ extra al año + 100€ de reembolso

Cuenta remunerada Unicaja

Rentabilidad 1º año

2,01%

Rentabilidad años siguientes

0,5%

Comisiones 

0€

Remuneración

Mensual

Image

Remuneración hasta 2,01% y 100€ por recibos

Consigue una rentabilidad del 2,01% TAE si domicilias la nómina (1% si no la domicilias) y consigue 100€ extra por domiciliar los principales recibos.

Las mejores cuentas remuneradas sin comisiones

RECOMENDADO

Sabadell cuenta online

Image

Rentabilidad:

Rentabilidad del 2% TAE

Cuenta ahorro D Freedom24

Image

Rentabilidad:

Rentabilidad anual del 3,85% (€) o el 5,33% ($)

Cuenta remunerada Trade Republic

Image

Rentabilidad:

Hasta un 3,75% TAE sobre efectivo

Cuenta Easy Savings de Bunq

Image

Rentabilidad:

Rentabilidad del 2,46%

Cuenta Ahorro Bienvenida

Image
Image

Rentabilidad:

Rentabilidad del 2,27% TAE

Cuenta de ahorro MyInvestor

Image

Rentabilidad:

2,5% TAE durante el primer año

Cuenta de ahorro InbestMe

Image

Rentabilidad:

Desde el 3,35% TIR hasta el 5% TIR

Cuenta remunerada B100

Image

Rentabilidad

2,70% TAE en la cuenta Save

Cuenta inteligente bienvenida EVO

Image

Rentabilidad:

2,85% TAE hasta el 31/12/2025

Cuenta Avantio

Cuenta avantio

Rentabilidad:

2,53% TAE por traer tu nómina

Cuenta Targobank remunerada

Image

Rentabilidad:

2,53% TAE + 300€ con la nómina

Cuenta ahorro Abanca

Image

Rentabilidad:

Hasta 670€ por traer tu nómina

Cuenta ahorro Unicaja

Image

Rentabilidad

2,01% TAE (con nómina) o 1% TAE (sin nómina)

SIN COMPLETAR Cuenta remunerada Trade Republic

Image

Rentabilidad

Rentabilidad del 4% TAE

Cuenta Cetelem Premium

cetelem cuenta corriente

Consigue:

Remuneración del 3% TAE

Transferencias inmediatas gratuitas

Cuenta online Santander

santander nómina

Rentabilidad:

Hasta 400€ por traer tu nómina

Cuenta ahorro SelfBank

cuenta corriente Selfbank

Rentabilidad del 1% TAE

Saldo máximo a remunerar: 60.000€

Rentabilidad del 2% TAE

Con 20.000€ invertidos en ETFs o fondos
Abrir cuenta SelfBank
Comisiones
0€
T. Débito
Gratis
Con la cuenta online Clara de Abanca sin comisiones podrás pagar con tu móvil y sacar dinero en miles de cajeros, recibir descuentos en gasolina, hoteles, viajes, ¡y mucho más! Consigue 300€ si la nómina es igual o superior a 1200€ y 150€ si es de entre 800€ y 1200€. Además de una rentabilidad del 2% TAE durante un año hasta 15.000€.

Cuenta NoCuenta ING

Abanca

Rentabilidad del 0,85% TAE

Saldo máximo a remunerar: 100.000€ 
Abrir cuenta No Cuenta de ING
Comisiones
0€
T. Débito
Gratis

Depósito del 2,5% TAE durante 3 meses

Con la cuenta online Clara de Abanca sin comisiones podrás pagar con tu móvil y sacar dinero en miles de cajeros, recibir descuentos en gasolina, hoteles, viajes, ¡y mucho más! Consigue 300€ si la nómina es igual o superior a 1200€ y 150€ si es de entre 800€ y 1200€. Además de una rentabilidad del 2% TAE durante un año hasta 15.000€.

¿Qué es una cuenta remunerada sin comisiones?

Las cuentas remuneradas son productos bancarios donde se deposita el dinero con el fin de obtener una rentabilidad a través del pago de intereses. La característica principal de estas cuentas es el fomento del ahorro gracias a este pago porcentual por parte del banco al titular de la cuenta.

Una de las ventajas de la cuenta remunerada es que su capital está garantizado, permanece depositado en la cuenta, no se arriesga en el mercado ya que no está invertido. Además, suelen estar protegidas por los fondos de garantía para un saldo de hasta 100.000€ en casos de situaciones extremas como la quiebra del banco o el uso indebido del dinero.

Estas cuentas están destinadas al ahorro y al mantenimiento del dinero, por lo que la operativa puede estar limitada. Pero esto no tiene por qué ser así, ya que existen diferentes tipos de cuentas remuneradas: cuenta de ahorro y cuenta corriente. En el caso de contratar una cuenta corriente remunerada es posible continuar con la actividad habitual: pagos con tarjeta, domiciliaciones de recibos, hacer transferencias, retirar dinero en cajeros, etc.

Un aspecto a tener en cuenta es que para conseguir la remuneración de las cuentas habrá que cumplir con unos requisitos, teniendo en cuenta que, normalmente, cuanto mejores sean los beneficios, condiciones y rentabilidad de la cuenta, más estrictos serás los requisitos a cumplir. Pero, a diferencia de otros productos, como por ejemplo los depósitos, el titular de la cuenta no debe cumplir la exigencia de mantener el dinero en la cuenta durante un periodo de tiempo específico para conseguir la rentabilidad prometida. Por el contrario, el dinero de la cuenta puede utilizarse y la rentabilidad se seguirá obteniendo por el dinero que se mantenga en ella. Como es lógico, cuanto más dinero se deposite en la cuenta, mayor será el dinero que se obtenga por la remuneración. Aunque se debe tener en cuenta que en ocasiones estas cuentas tienen un límite máximo a remunerar.

NEWSLETTER - INVERTIA

Cada mañana la apertura de mercados y las noticias que marcarán la agenda económica
□ De conformidad con el RGPD y la LOPDGDD, EL LEÓN DE EL ESPAÑOL PUBLICACIONES, S.A. tratará los datos facilitados con la finalidad de remitirle noticias de actualidad.

¿Por qué existen cuentas remuneradas sin comisiones?

En el mercado bancario existe una infinidad de productos que intentan ajustarse a las necesidades de cada cliente. Este mercado había estado muy delimitado por las entidades tradicionales, que marcaban las condiciones del juego y ofrecían sus productos con las características que les convenía. Tras el auge de internet y con la aparición de las entidades alternativas, el mercado se democratizó, ya que estas nuevas compañías ofrecían productos con unos costes menores, incluso llegando a prescindir de las comisiones más habituales.

Era habitual encontrar cuentas con comisiones por la operativa, pero también por la apertura y el mantenimiento. A día de hoy, estas comisiones siguen existiendo, pero es mucho más fácil encontrar una opción sin ellas. Esto se debe a que ante la mayor oferta de productos en el mercado, las entidades tienen que ofrecer condiciones más beneficiosas para atraer nuevos clientes y mantener a los que ya tienen.

Otro de los aspectos que ha ayudado a la aparición de más cuentas sin comisiones también está relacionado con internet, y es la aparición de apps de bancos y la gestión desde la cuenta del usuario en la propia web de las entidades. Al poder hacer todos los trámites por internet se evita tener que ir a la oficina a que un empleado gestione los movimientos, esto evita la comisión por determinadas operaciones que sí se cobra cuando se realizan de manera presencial. Tener una cuenta con app no implica no poder visitar la oficina, pero sí agiliza la operativa diaria permitiendo que solo se acuda a la oficina bancaria cuando se trate de trámites más complicados.

Sin embargo, los bancos suelen exigir el cumplimiento de una serie de condiciones para poder acceder a este tipo de cuentas. Estas condiciones suelen ser la domiciliación de la nómina o recibos en esta u otra cuenta de la entidad, el depósito de una determinada cantidad de dinero en la cuenta, mantener los productos contratados con la entidad durante un determinado periodo de tiempo o, incluso, contratar productos vinculados a la cuenta como seguros o tarjetas. Por su parte, las tarjetas también pueden estar sujetas a comisiones. Muchas de ellas se emitirán sin coste y se podrán mantener también así si, por ejemplo, se usa un número determinado de veces o si se cumplen otras de las condiciones impuestas por la entidad.

Cómo escoger la mejor cuenta remunerada sin comisiones

De poco sirve escoger una cuenta remunerada para hacer crecer tus ahorros si, por otra parte, se están cobrando comisiones y costes adicionales. Por eso, escoger una entidad para abrir una cuenta remunerada no es algo que deba tomarse a la ligera. Es conveniente estudiar el mercado y analizar una serie de elementos que te ayudarán a determinar cuál es la mejor cuenta remunerada para ti en función de lo que necesitas y del uso que quieres darle.

Interés de la remuneración

Al tratarse de una cuenta remunerada, lo más importante es saber qué rentabilidad se le va a poder dar al dinero depositado en ella. Parece evidente que la mejor cuenta remunerada será aquella que ofrezca el tipo de interés (TAE) más elevado, pero no se puede elegir una cuenta basándose únicamente en este parámetro.

Comisiones

Ya es muy común encontrar cuentas remuneradas sin comisiones, pero tendrás que estar alerta para contratar una sin ellas. Como hemos comentado, recibir una remuneración por un lado y pagar comisiones por otra hace que la rentabilidad general disminuya.

Plazo

En ocasiones algunas entidades ofrecen una rentabilidad TAE durante un periodo determinado que suele ser de un año y lo rebaja para años posteriores. Así que es necesario mirar durante cuánto tiempo mantendrás la remuneración mostrada. En la actualidad es fácil encontrar cuentas remuneradas con plazo ilimitado.

Límite mínimo y máximo

El más común de los dos es el límite máximo a remunerar. Las entidades suelen establecerlo e indicar la cantidad máxima total a cobrar. También es posible que establezcan un límite mínimo hasta el cual no se comenzará a remunerar el dinero depositado.

Productos vinculados

En ocasiones las entidades solicitan a sus nuevos clientes que contraten productos adicionales para poder optar a obtener las mejores condiciones. En este caso, sería posible que los productos vinculados tuvieran un coste que disminuiría la rentabilidad general obtenida por el dinero depositado en la cuenta remunerada.

Disponibilidad del dinero

En las cuentas remuneradas lo más habitual es poder disponer del dinero en el momento que se desee, pero puede darse el caso de que una entidad decida que no se puede retirar el dinero durante un periodo de tiempo determinado, aunque esto suele ser más habitual en los depósitos a plazo fijo.

Hacer operaciones de inversión

Algunas entidades financieras ofrecen a sus clientes productos de inversión al ver su buen comportamiento con la cuenta corriente. Estos productos también se contratan online, te permite diversificar tus ingresos y obtener rentabilidades en un plazo determinado.

Límites de la operativa

Las cuentas remuneradas son unas cuentas que sirven para fomentar el ahorro, por lo que muchas de ellas tienen su operativa limitada. Si quieres poder utilizar tu dinero mediante tarjetas, domiciliar recibos o hacer transferencias, será mejor que estudies previamente las características de la cuenta.

Fondo de garantía

El dinero depositado en las entidades bancarias está asegurado en caso de quiebra de la misma. Estos fondos de garantía cubren un importe de hasta 100.000€ por titular. Es importante fijarse en si la entidad que vas a contratar cuenta con uno de estos fondos para tener el dinero garantizado en caso de que ocurriera algún suceso negativo con la entidad.

Usos de una cuenta remunerada

Como hemos comentado anteriormente las cuentas remuneradas pueden tender a ser más como una cuenta de ahorro o como una cuenta corriente, aunque lo ideal es que fuera un híbrido entre las dos. Según el tipo de cuenta al que se asemeje más, tendrá unos usos u otros. A continuación vamos a comentar, en general, los usos que se le puede dar a una cuenta remunerada, siempre teniendo en cuenta que en el caso de parecerse más a una cuenta de ahorro se tendría la operativa delimitada, mientras que si se parece a una cuenta corriente se podrá realizar la operativa diaria con normalidad.

  • Aumentar el ahorro: las cuentas remuneradas ofrecen el pago de un interés TAE para que sus titulares consigan una rentabilidad. El dinero obtenido por la rentabilidad suele ingresarse en la misma cuenta, por lo que también contribuirá a generar nuevas rentabilidades futuras.
  • Domiciliaciones: si tienes recibos que pagas periódicamente, podrás domiciliarlos en tu cuenta remunerada para que se paguen de manera automática. Es un buen método para evitar un impago y sus posibles consecuencias.

  • Transferencias y traspasos: es muy común tener que realizar traspasos de dinero de una cuenta a otra dentro del mismo banco, así como transferencias de dinero para realizar pagos de diversa índole. Algunas cuentas remuneradas enfocadas al ahorro tan solo permiten los traspasos de una cuenta del titular a otra dentro del mismo banco, pero por lo general pueden hacerse pagos con normalidad.

  • Tarjetas asociadas: lo más común es que se pueda asociar una tarjeta de débito con la que poder realizar pagos en establecimientos físicos u online. Por el contrario, será muy raro que permitan asociar una tarjeta de crédito a una cuenta remunerada, para conseguirla se tendrá que abrir otro tipo de cuenta como una cuenta nómina, por ejemplo.
  • Compras en comercios físicos y online: con tu tarjeta de débito podrás realizar compras en tiendas físicas donde el dinero gastado se deducirá del saldo total de tu cuenta. También podrás hacer compras online con normalidad, introduciendo el número de la tarjeta y el resto de datos que se soliciten para acabar el proceso.

  • Retirar dinero de los cajeros: si tienes una tarjeta de débito asociada a tu cuenta remunerada podrás acceder al saldo de tu cuenta desde un cajero automático. Si el cajero es de la entidad, podrás retirar dinero a débito sin coste adicional, mientras que si es de otra entidad deberás pagar una comisión que se indicará en la pantalla antes de hacer la operación.
  • Ingresar dinero: las cuentas remuneradas suelen tener un límite mínimo y máximo, como ya hemos comentado. Si al abrir la cuenta no llegaste al límite máximo a remunerar, podrás ingresar dinero más adelante para conseguir incrementar la rentabilidad. Debes tener en cuenta que aunque el dinero depositado podrá superar el límite máximo, toda la cantidad de dinero que lo supere no será remunerada.

Bancos con las mejores cuentas remuneradas según su rentabilidad

En la toplist anterior habrás podido comprobar que mostramos varias cuentas remuneradas, pero su posición en la lista no está directamente relacionada con lo elevada que es su remuneración. Esto se debe a que existen muchas entidades y cuentas que, pese a no tener una alta rentabilidad, ofrecen un servicio de calidad que puede suplir esta diferencia en los intereses pagados.

A continuación podrás conocer un poco más sobre las cuentas remuneradas con una rentabilidad más elevada:

Cuenta Remunerada de Sabadell

Con Sabadell podrás abrir tu cuenta desde el móvil, en tan solo 10 minutos y de manera completamente segura.

Pero no solo tendrás esa ventaja, tampoco tendrás que pagar comisiones por la administración ni el mantenimiento: 0 comisiones (0% TAE y 0% TIN). Tampoco tendrás condiciones, no tendrás permanencia ni deberás pagar recibos, la domiciliación de la nómina será voluntaria.

También podrás conseguir una tarjeta de débito gratis, y operativa sin comisiones como las transferencias online, la retirada de dinero en cajeros de la entidad también será gratuita.

Image
Rentabilidad del 2% TAE
Remunera un saldo de hasta 20.000€
Remunera un saldo de hasta 30.000€ durante el primer año
Solicitar

Cuenta Remunerada Unicaja

Con tu cuenta de Unicaja podrás conseguir hasta 600€ extra al año además de hasta 100€ adicionales como reembolso de tus recibos. La TAE del primer año será del 1% y del 2,01% TAE si se domicilia la nómina. El resto de años será del 0,5%. El saldo a remunerar será de 30.000€ el primer año.

Con el reembolso de los recibos podrás recibir un 1% de los recibos de agua, luz y telecomunicaciones siempre que domicilies la nómina. Podrás conseguir hasta 100€ al año, además de la remuneración de hasta 600€ mensuales por tener el dinero en la cuenta.

La tarjeta de débito SIN, como su nombre indica, es sin comisiones de emisión y sin comisiones de mantenimiento. Te permitirá llevar a cabo la operativa diaria basada en realizar pagos y retirar dinero en cajeros Unicaja sin coste.

cuenta remunerada abanca
Rentabilidad del 2,01% TAE por domiciliar la nómina + 100€ por tus principales recibos 
Remunera un saldo de hasta 30.000€ durante el primer año
Abrir cuenta bancaria Unicaja

Cuenta Remunerada Trade Republic

La entidad Trade Republic ofrece una de las rentabilidades más altas del mercado con una TAE de 3,75%. Gracias a este beneficio podrás conseguir una remuneración de hasta 1875€ al año, ya que el importe máximo es de 50.000€. Los intereses de la cuenta se calculan diariamente y se aportan a tu saldo cada mes.

Con su cuenta libre de comisiones podrás aumentar tus ahorros mientras gestionas el producto desde su aplicación móvil. Tus fondos estarán protegidos por hasta 100.000€ por cliente y supervisados por el Banco central de Irlanda.

cuenta remunerada trade republic
Rentabilidad del 3,75% TAE sobre el importe de tu cuenta
Remunera un saldo de hasta 50.000€ 
Solicitar

Cuenta Remunerada Abanca

La cuenta remunerada de Abanca ofrece un 2% TAE de rentabilidad para un importe máximo de hasta 15.000€, también ofrece 300€ adicionales por domiciliar una nómina con un importe igual o superior a 1200€, si tu nómina es inferior, de 800€, podrás llevarte 150€. Podrás darte de alta online en solo 10 minutos, tan solo necesitarás tu teléfono móvil, un DNI e identificarte mediante videollamada o selfie.

Podrás conseguir esta cuenta sin comisiones, ni de apertura ni de mantenimiento, tampoco deberás pagarla por la tarjeta de débito que no tendrá comisiones de emisión ni de mantenimiento. Como novedad, podrás conseguir una tarjeta de crédito sin coste durante el primer año y sin comisión de emisión ni de mantenimiento.

Y para seguir ayudándote a ahorrar, Abanca te devuelve hasta un 25% de la prima anual de tus seguros de vida o accidentes durante el primer año, y el 15% de los seguros de coche, hogar, salud o decesos.

cuenta remunerada abanca
Rentabilidad del 2% TAE + 300€ por domiciliar la nómina
Remunera un saldo de hasta 15.000€ durante el primer año
Abrir cuenta bancaria Abanca

Cuenta Ahorro Bienvenida

La cuenta ahorro bienvenida remunera el 2,27% TAE para un importe máximo flexible de hasta 100.000€.  Sin comisiones de mantenimiento ni administración, esta cuenta te permite remunerar desde 1€ y aumentar tus ahorros los primeros 12 meses. El pago de intereses es mensual y podrás retirar el dinero cuando lo necesites.

Junto con esta cuenta consigues una Cuenta Corriente Open y una tarjeta de débito sin comisiones. Con la tarjeta podrás hacer compras, pagos y retiradas de dinero en cajeros. Además, podrás recibir y enviar transferencias SEPA en euros sin coste. La gestión de las dos cuentas más la tarjeta es 100% online.

Para solicitar esta cuenta remunerada solo necesitas ingresar al banco, introducir tus datos, identificarte y firmar electrónicamente. Todo desde el móvil y sin salir de casa.

cuenta remunerada Openbank
Rentabilidad del 2,27% TAE
Remunera un saldo de hasta 100.000€ 
Solicitar

Restricciones de una cuenta remunerada: ¿tienen límite de saldo?

Las cuentas remuneradas no suelen caracterizarse por tener unas restricciones muy acentuadas, aunque sí es posible que se den en algún caso. Ya hemos comentado las diferencias que pueden darse en la operativa dependiendo de si la cuenta se parece más a una cuenta de ahorro que a una cuenta corriente, pero existen otras restricciones que pueden afectar tanto al uso de la cuenta como a la rentabilidad que ofrecen.

Antes de contratar una cuenta remunerada se suele estudiar el interés (TAE) de la cuenta para conocer la rentabilidad que se podrá obtener. Obviamente, hacer esto es más que necesario, pero no se debe olvidar que hay otro factor que puede afectar de manera determinante la rentabilidad total en euros que se va a obtener: el límite máximo de la cuenta.

Como hemos comentado anteriormente, las cuentas pueden tener un límite mínimo y máximo de dinero a depositar. El límite mínimo establece la cantidad necesaria para que la entidad comience con la remuneración. Este límite debe tenerse en cuenta siempre, sobre todo si la entidad permite hacer pagos con el dinero aquí depositado, ya que si el importe cae por debajo del límite establecido es posible perder los beneficios obtenidos. Por otra parte, la cuenta también puede tener un límite superior, que indica el dinero máximo que puede ser objeto de la remuneración. Esta cantidad es casi la más importante, ya que indica el tope de rentabilidad que se le sacará al dinero depositado. También se debe tener en cuenta que todo el dinero que se ingrese en la cuenta y pase de esta cantidad superior, no será remunerada. Por lo tanto, si se tiene una cantidad de ahorros mayor, quizá sea buena idea buscar otra cuenta remunerada que permita seguir obteniendo rentabilidad.

Ventajas y desventajas de las cuentas remuneradas

Aunque a lo largo del texto hemos ido explicando diferentes ventajas y desventajas de las cuentas remuneradas, en este apartado vamos a aglutinarlas todas para que sea más sencillo poder encontrarlas y consultarlas.

Ventajas de las cuentas remuneradas

  • Rentabilidad sin asumir riesgos: el dinero está garantizado y depositado en tu cuenta                 durante todo momento, no se invierte, por lo que la rentabilidad se produce simplemente por tenerlo depositado en la cuenta.

  • Dinero disponible en cualquier momento: el dinero estará en tu cuenta, y en caso de necesitarlo podrás traspasarlo a otra cuenta o utilizarlo desde la propia cuenta remunerada para sus compras o pagos.

  • Puedes contratar cuentas sin comisiones: en el mercado hay una amplia variedad de cuentas remuneradas, muchas de ellas son sin comisiones, por lo que podrás ahorrarte un gasto e incrementar así tu ahorro.

  • Facilita el acceso a otros productos de la entidad: porque existen productos que puedes vincular siempre que te interese hacerlo.

  • Incremento del ahorro: aumenta el ahorro gracias a la rentabilidad que ofrece la cuenta, si además el dinero generado se añade a la cuenta, a su vez seguirá generando intereses.

  • Permite llevar a cabo la operativa diaria: podrás controlar y gestionar el dinero de tu cuenta desde la app o desde la página web de la entidad bancaria accediendo a tu perfil de usuario.

  • El dinero depositado está protegido por un fondo de garantía: tendrás cubiertos 100.000 € por cuenta y titular, si la entidad que escoges está protegida por un fondo de garantía. Así, en caso de que la entidad quiebre, no perderás tu dinero.

Desventajas de las cuentas remuneradas

  • La rentabilidad no es tan elevada como en otras actividades: cuanto mayor riesgo se asume, mayor suele ser la rentabilidad esperada. En el caso de las cuentas remuneradas el riesgo es mínimo, por no decir nulo, por lo que su rentabilidad irá en consonancia.

  • Cuando la cuenta tiene un porcentaje de interés a remunerar alto, su límite superior a remunerar suele ser bajo: esto se debe a que la rentabilidad total a conseguir está ligada tanto a los intereses que se pagan como al máximo dinero a remunerar.

  • Pueden exigir vinculaciones con productos de la entidad que tengan un coste: puede que se tengan que contratar algunos productos adicionales para poder acceder a la cuenta, sobre todo si es sin comisiones. Antes de hacerlo estudia su coste y si vale la pena contratarlos.

  • Se deben pagar impuestos por el dinero generado: todas las rentas generadas están sujetas al pago de impuestos, lo que disminuirá la cantidad de dinero recibida por el titular.

    Tipos de remuneración de las cuentas remuneradas

    Cuando se habla de contratar una cuenta remunerada, suele pensarse en aquellas cuentas que ofrecen una rentabilidad por el dinero depositado. Pero también existen aquellas que ofrecen regalos monetarios por contratar ciertos productos con ellos. Elegir un tipo de cuenta u otra dependerá de las intenciones del titular y de su situación económica, ya que todas las entidades exigen cumplir unos requisitos para que se produzca la remuneración.

    Regalo por domiciliar la nómina

    En ocasiones las entidades intentan atraer nuevos clientes ofreciendo promociones que hagan sus productos más atractivos. Es el caso de las entidades que ofrecen una cantidad de dinero al cliente por domiciliar su nómina. Como hemos comentado, estos regalos no están exentos de cumplir ciertas exigencias por parte del banco: la nómina debe tener un importe mínimo, se puede solicitar cierta vinculación y contratación de productos adicionales o pueden acarrear una permanencia mínima exigida con una penalización económica mediante el incumplimiento. Además, en el caso de incumplir con el contrato en algún momento, deberás hacer frente a una penalización establecida en el contrato, lo normal es que tengas que devolver el importe del regalo.

    Rentabilidad por el saldo depositado

    Este tipo de cuenta es lo que comúnmente se conoce por cuenta remunerada. Es la cuenta que te da una rentabilidad periódica por el dinero que se tiene depositado en la misma. Igual que en la anterior, es necesario cumplir una serie de requisitos para poder mantenerla y seguir recibiendo los ingresos. El más habitual es tener que mantener un saldo mínimo para conseguir la remuneración, aunque también son comunes las vinculaciones. Como hemos comentado, estas cuentas pueden tener la operativa limitada, por lo que será el propio usuario quien decida que tipo de cuenta le conviene más.

    Aunque entendemos por cuenta remunerada aquella que da una rentabilidad determinada por el dinero depositado en la cuenta, lo cierto es que tanto la cuenta con regalo como la que ofrece una determinada rentabilidad por el dinero son válidas y ayudan al incremento del ahorro. Una lo hace de manera puntual al abrir la cuenta y otra de manera continuada en el tiempo pagando los intereses periódicamente. Según el uso que le vayas a dar a la cuenta y los requisitos y condiciones que se exijan, el cliente debe decidir qué alternativa es la adecuada.

    Cuentas remuneradas sin nómina

    Las cuentas remuneradas son una opción para aquellos que buscan obtener rendimientos de sus ahorros sin asumir un riesgo significativo. Pero ¿sabías que también existen cuentas remuneradas sin nómina? Este tipo de cuentas te permite disfrutar de los beneficios del interés compuesto sin la necesidad de domiciliar tu nómina.

    A diferencia de las cuentas remuneradas tradicionales que a menudo requieren la domiciliación de una nómina o tener ingresos regulares, las cuentas remuneradas sin nómina pueden ser más flexibles en cuanto a los requisitos de solicitud. Generalmente estas cuentas ofrecen tasas de interés TAE competitivas y te permiten acceder a tu dinero en cualquier momento. Según la oferta elegida, es probable que algunas de estas cuentas tengan requisitos específicos como tener un saldo mínimo en la cuenta o que cobren algunas comisiones por hacer transacciones bancarias.

    Si bien la tasa de interés TAE puede ser ligeramente inferior en comparación con las cuentas tradicionales que requieren la domiciliación de la nómina o vinculaciones, las cuentas remuneradas sin nómina son para todas las personas mayores de 18 años y ofrecen una rápida contratación online. No necesitarás cambiar de banco ni hacer gestiones complejas para disfrutar de los beneficios y las puedes solicitar en solo minutos.

    Cuenta ahorro D Freedom24

    Image

    Rentabilidad:

    Rentabilidad anual del 3,85% (€) o el 5,33% ($)

    Cuenta remunerada Trade Republic

    Image

    Rentabilidad:

    Hasta un 4% TAE sobre efectivo

    Cuenta inteligente bienvenida EVO

    Image

    Rentabilidad:

    2,85% TAE hasta el 31/12/2025

    Diferencias entre las cuentas remuneradas y las cuentas corrientes

    Existen diferentes tipos de cuentas en el mercado como las cuentas corrientes y las cuentas remuneradas que comparten características similares, pero tienen algunas diferencias muy específicas. Ya que, las entidades financieras cada vez buscan ofrecer productos más atractivos es común encontrarse con bonificaciones o rendimientos en los distintos tipos de cuentas.

    En cuanto a las cuentas remuneradas, estas pueden ser cuentas corrientes o cuentas de ahorro. La diferencia se encuentra en el uso de la cuenta y en las operaciones bancarias disponibles. Una cuenta corriente remunerada está diseñada para la gestión diaria de las finanzas, por lo tanto, podrás realizar transacciones bancarias y conseguir una remuneración por el dinero que se ingrese en la cuenta, ya sea de la nómina o por otro método.

    Al contrario de lo que sucede con las cuentas remuneradas de ahorro porque su uso es distinto. Con estas cuentas se busca ahorrar dinero para emergencias o para una meta específica a corto o largo plazo. Estas cuentas pueden ofrecer rentabilidades más atractivas, pero tienen una operativa más restrictiva.

    Así que si tu objetivo es hacer crecer tu dinero con un riesgo mínimo una cuenta de ahorro remunerada puede ser la mejor opción para ti. Pero, si necesitas mayor flexibilidad y accesibilidad a tus fondos para transacciones diarias, una cuenta corriente remunerada puede ser más apropiada. Es vital considerar tus necesidades y objetivos financieros al elegir entre estas dos opciones.

    Cuenta remunerada o depósito a plazo fijo ¿cuál es mejor?

    Si estás considerando diferentes opciones para hacer que tu dinero crezca con el tiempo, es probable que hayas considerado estas dos alternativas: las cuentas remuneradas o los depósitos a plazo fijo. Ambos son productos financieros que ofrecen rendimientos sobre tu inversión, pero tienen diferencias significativas que podrían hacer que uno sea más adecuado que otro.

    Para determinar qué producto es mejor para tus objetivos financieros nombramos algunos aspectos importantes sobre estos como sus ventajas o restricciones:

    • Acceso a fondos: Las cuentas remuneradas suelen ofrecer un acceso más flexible a tus fondos. Generalmente puedes retirar el dinero cuando lo necesites, aunque algunas entidades financieras podrían tener restricciones o condiciones para mantener la tasa de interés ofrecida. Por otro lado, los depósitos a plazo fijo “congelan” tu dinero durante un período específico establecido que podría ir desde meses hasta varios años. Lo que quiere decir que son una opción interesante como ahorro, pero si en el futuro necesitaras retirar el dinero antes del vencimiento podrías enfrentar penalizaciones.

    • Tasa de interés: Los depósitos a plazo fijo suelen ofrecer tasas de interés más altas en comparación con las cuentas remuneradas. Esto es especialmente cierto para depósitos con plazos más largos, ya que cuanto más tiempo contrates el producto, más rentabilidades puedes conseguir. Sin embargo, algunas tasas de cuentas remuneradas sin comisiones, como las que mencionamos en nuestro listado, pueden ser atractivas en comparación a las de los depósitos a corto plazo.

    • Riesgo y seguridad: Ambos productos bancarios son considerados de bajo riesgo, especialmente si la entidad financiera está respaldada por un sistema de garantía de depósitos en Europa. Aun así, las cuentas remuneradas permiten más flexibilidad para mover tu dinero en caso de que encuentres una mejor oportunidad de inversión o si pasas por una situación económica difícil como la pérdida de tu empleo.

    ¿Cómo tributan las cuentas remuneradas ante Hacienda en España?

    Si tienes una cuenta remunerada en España es importante saber cómo tributa ante Hacienda para evitar sorpresas. La cuenta remunerada se caracteriza por ofrecer un interés sobre el importe, lo que la convierte en una opción interesante para ahorrar y hacer crecer el dinero. Sin embargo los beneficios generados no están exentos de tributación. A continuación, te explicamos algunos aspectos fundamentales para tener en cuenta al solicitar una cuenta remunerada:

    Tipos de impuestos

    En España los intereses generados por las cuentas remuneradas se consideran rendimientos del capital. Estos se suman a otros posibles rendimientos del mismo tipo, como los dividendos o intereses de otros productos financieros para determinar la base imponible del ahorro.

    Tasas impositivas

    Los impuestos se calculan en base a los rendimientos del producto bancario, no el importe depositado en la apertura del mismo. Estos van desde el 19% hasta el 26%, ya que son tasas progresivas que aumentan según los beneficios obtenidos. En la siguiente tabla puedes los porcentajes:

    • Hasta 6.000€: 19%
    • De 6.001€ a 50.000€: 21%
    • De 50.000€ a 200.000€: 23%
    • Más de 200.000€: 26%

    Retención en origen

    En la mayoría de los casos la entidad financiera donde tienes la cuenta remunerada hará una retención en origen sobre los intereses generados, que suele ser del 19%. No obstante, es bueno comprobar si la entidad financiera donde tienes la cuenta remunerada ofrece esta opción o si, por el contrario, tienes que hacerte cargo de realizar estas obligaciones tú mismo.

    Declaración de la renta

    Al hacer tu Declaración de la Renta tienes que incluir los intereses generados por tu cuenta remunerada en la sección correspondiente a rendimientos del capital mobiliario. La retención en origen se descuenta del total a pagar, por lo que podrías recibir una devolución o tener que abonar la diferencia si no se ha retenido el importe suficiente.

    Precauciones al contratar una cuenta remunerada sin comisiones

    A lo largo del texto se han desarrollado los motivos por los que una cuenta remunerada puede ser una buena opción como método de incremento del ahorro. Se han visto las diferentes características que acentúan sus bondades, pero también hemos mencionado aquellos factores que pueden convertirlas en un mal producto si se carece de la información necesaria.

    En este apartado vamos a reunir todas las precauciones que se deben tomar antes de contratar una cuenta remunerada:

    • Límites de saldo: como ya se ha comentado, las cuentas remuneradas suelen tener unos límites mínimos y máximos de remuneración. Si tus ahorros no son demasiado elevados tendrás que observar detenidamente el límite inferior para saber si cuentas con los ahorros suficientes para que comience la remuneración.

    • Rentabilidad variable: la rentabilidad que se genera depende tanto del porcentaje de interés TAE como de los límites a remunerar por parte de la cuenta. Antes de contratar la cuenta tendrás que calcular la cantidad que recibirás y si te parece adecuada. Además, esta rentabilidad puede ser variable, es decir, durante el primer año o los primeros meses puede ser mayor y disminuirá con el paso del tiempo.

    • Vinculaciones: las entidades pueden solicitar una mayor vinculación para poder obtener la rentabilidad. Esta vinculación puede ser la domiciliación de recibos, la contratación de productos, el pago con tarjeta de un determinado número de compras mensuales, etc.

    • No estar respaldados por un fondo de garantía: aunque el dinero depositado en la cuenta remunerada está garantizado, es decir, al cerrar la cuenta remunerada puedes recuperarlo en su totalidad, sí podrías perder el dinero en caso de quiebra de la entidad. Si esta está adscrita a un fondo de garantía, dicho fondo cubriría los primeros 100.000€ por entidad y titular.

    • Gastos en impuestos y en otros productos contratados: en caso de contratar otros productos de la entidad al abrir tu cuenta remunerada, deberás prestar especial atención a los costes que puedan tener. Si los tienen disminuirán la rentabilidad general que obtienes. Por lo tanto, para conocer la rentabilidad real que obtienes por tu cuenta remunerada, deberás restarle los costes de los productos bancarios que contratas y los impuestos que se pagan por la rentabilidad obtenida.

    En resumen:

    • Las cuentas remuneradas te permiten incrementar tus ahorros mensualmente
    • Descubre sus otras ventajas como cashbacks o devoluciones, no tener comisiones o las tarjetas gratuitas
    • Solicítala online y desde tu móvil u ordenador

    Metodología: ¿cómo clasificamos las mejores cuentas remuneradas?

    Durante el mes de junio 2024 hemos estado estudiando las mejores cuentas remuneradas que ofrecen diversas entidades financieras y recogiendo sus datos para poder analizarlos y hacer un listado con las que consideramos que destacan entre sus competidores. Esta clasificación la creamos teniendo en mente los aspectos que pueden ser más relevantes para los lectores a la hora de escoger una cuenta.

    Los productos mostrados pertenecen a varias entidades que ofrecen un servicio de calidad y se clasifican según sus características en base a nuestro criterios, aunque son los lectores los que tienen que analizar y decidir si el producto se adapta a sus necesidades antes de contratarlo.

    Entre las características que tenemos en cuenta para hacer la clasificación se encuentran:

    Rentabilidad

    Es la característica básica de estas cuentas, se ha asignado una puntuación mayor a aquellas entidades que ofrecen una remuneración más alta. (Hasta 35% del total)

    Domiciliación nómina

    Algunas cuentas ofrecen un regalo de bienvenida por domiciliar la nómina, puede ser una mayor rentabilidad, dinero, etc. (Hasta 15% del total)

    Límite a remunerar

    Algunas cuentas tienen un límite máximo a remunerar que condiciona la rentabilidad total obtenida. (Hasta 15% del total)

    Otros

    Se han considerado elementos importantes como que no se cobren comisiones por la operativa básica, que las cuentas no tengan comisiones, que ofrezcan tarjetas gratis, el servicio de atención al cliente, etc. (Hasta 35% del total)

    Preguntas frecuentes sobre las cuentas remuneradas sin comisiones

    ¿Qué tipos de cuentas remuneradas existen?

    Puedes encontrar cuentas remuneradas de muchos tipos. Las más comunes son aquellas en las que su operativa se asemeja a las cuentas corrientes, a las cuentas de ahorro y a las cuentas nómina. Del tipo de cuenta que elijas dependerá la operativa que puedas llevar a cabo, los requisitos a cumplir y las condiciones exigidas por la entidad.

    ¿Cómo se ingresa el dinero en una cuenta remunerada?

    Las cuentas remuneradas funcionan como cualquier otro tipo de cuenta, por lo que los ingresos se harán de una manera muy similar. Puedes realizar traspasos de dinero si tienes otra cuenta en la entidad, puedes realizar transferencias desde una cuenta externa y, también, en algunos casos, podrás domiciliar tu nómina para que el dinero se ingrese de manera automática. En caso de que tu cuenta lo admita, podrás utilizar tu tarjeta para acceder a los cajeros automáticos de la entidad e ingresar dinero desde allí.

    ¿Cómo se retira dinero de una cuenta remunerada?

    Si la cuenta remunerada actúa como cuenta de ahorro, necesitarás tener otra cuenta en la entidad para poder retirar el dinero. Si actúa como una cuenta corriente podrás retirar el dinero con total normalidad con tu tarjeta de débito haciendo pagos en comercios o acudir a un cajero para sacar dinero desde allí. Si el cajero es de la misma entidad no tendrás que pagar comisiones por esta operación, si es de otra entidad se te avisará del pago de la comisión antes de sacar el dinero. Por supuesto, también podrás realizar transferencias nacionales e internacionales, así como traspasos de dinero a otras cuentas.

    ¿Qué alternativas existen a las cuentas remuneradas?

    En el mercado existen diferentes métodos para intentar incrementar el ahorro y conseguir rentabilidad por el dinero que se posee. Estos métodos varían tanto en riesgo como en la rentabilidad potencial a conseguir, que normalmente van unidos. Las cuentas remuneradas tienen el capital garantizado, por lo que su rentabilidad suele ser muy baja, igual que las cuentas de ahorro o las cuentas nómina con regalo. Para conseguir una rentabilidad mayor se puede acudir a los depósitos a plazo fijo, donde se conseguirá cierta rentabilidad por mantener el dinero durante un determinado periodo de tiempo.

    ¿Cuántos intereses pagan las cuentas remuneradas sin comisiones?

    Los intereses realmente dependen de la entidad con la que se contrate. En la actualidad estos intereses no son muy elevados y cuesta encontrar entidades con rentabilidades superiores al 3%. Para conseguir rentabilidades más elevadas, algunas personas suelen acudir a los mercados financieros, antes de invertir en estos mercados se debe tener en cuenta que el riesgo de perder el dinero puede ser elevado.