Tortilla de dieta 00

Tortilla de dieta 00

Saludables

Tortilla de patatas rápida y sin grasas

Dos formas fáciles y saludables para preparar una tortilla de patatas rápida, una baja en grasas y otra baja en grasas y carbohidratos.


Preparación: 5 min   Cocción: 6 min    Dificultad: 1/5    Raciones: 2      Coste: < 2 €

Ingredientes para la Tortilla de patatas rápida y sin grasas

  • Patatas o nabos, 350 g
  • Huevos, 3
  • Aceite de oliva virgen extra, 1 cucharada
  • Sal
  • Pimienta

Lo sé, a un paso de las navidades, todos pensando en cenas pantagruélicas y vengo yo a contaros cómo hacer una tortilla de patatas rápida casi sin grasas y que, para colmo, os voy a dar dos versiones, una baja en grasas con la mitad de calorías que la tortilla hecha por el método tradicional y otra opción que, con un pequeño truquito, además de ser baja en grasas es también baja en carbohidratos.

Para la primera versión, el truco para conseguir nuestra tortilla de patatas rápida y sin grasas está en que nos ahorramos la grasa cocinando las patatas en el microondas solo con unas gotitas de aceite de oliva virgen extra en vez de en una sartén llena de aceite. Además tiene otras ventajas, apenas ensuciamos y no tenemos que gestionar una cantidad considerable de aceite usado.

La segunda versión para preparar una tortilla de patatas rápida y sin grasas, en la que además reduciremos los carbohidratos drásticamente, vamos a hacer un poco de trampa y vamos a dar el cambiazo sin que nadie se de cuenta y en vez de patatas vamos a utilizar otro tubérculo, que es el que he usado yo para hacer la tortilla de las fotos… ¡Ah! ¿Estábais pensando que era de patatas? Pues no, es de nabos y con el cambio pasamos de 20 g de carbohidratos por cada 100 g de tortilla a la ridícula cantidad de 3,3 g por cada 100. Y como por arte de magia, nos vamos a hacer una tortilla de “patatas” rápida que es incluso apta para dietas de adelgazamiento.

La ventaja de cambiar las patatas por nabos es que el color, el sabor y la textura son muy similares a los de la patata y conseguimos que la tortilla tenga el mismo aspecto que cuando usamos patatas. Y creedme, el que la prueba, si no lo sabe, ni se da cuenta del cambio.

Preparación de la Tortilla de patatas rápida y sin grasas

  1. Pelamos las patatas (o los nabos) y los cortamos en láminas muy finas (yo he usado una mandolina con la cuchilla en la posición de 1 mm de grosor).
  2. Ponemos las láminas en un recipiente apto para microondas que tenga tapa (yo he usado esta vez un estuche de silicona, pero puede utilizarse un bol de pirex o incluso un plato hondo tapado con un plato llano).
  3. Las salpimentamos al gusto y regamos con media cucharada de aceite de oliva virgen extra. Mezclamos bien para que se pringuen con el aceite y tapamos el recipiente.
  4. Cocinamos en el microondas durante 2 minutos a 800 W de potencia. Sacamos y removemos. Repetimos el proceso hasta que estén tiernas pero no deshechas. Normalmente con 3 períodos de 2 minutos es suficiente, pero puede ser necesario algo más dependiendo de la variedad de las patatas (nabos) o del grosor del corte.
  5. Mientras se están haciendo las patatas aprovechamos para batir los huevos (yo suelo poner un poco de sal también en los huevos aunque conozco a mucha gente que no lo hace, así que eso como tengáis costumbre).
  6. Cuando estén listas las patatas las mezclamos con el huevo batido y ponemos a calentar (fuego 7/12) una sartén antiadherente engrasada con el aceite restante. Cuando esté caliente echamos la mezcla y cuajamos nuestra tortilla de patatas rápida más o menos según nos guste con el huevo más o menos hecho.

Resultado

Todo ventajas, una tortilla de patatas rápida y más saludable, más rápida, más limpia y mucho más barata si tenemos en cuenta todo el aceite que no gastamos para freír. Menos grasas, menos calorías, menos carbohidratos si la hacemos con nabos.

Y ahora cuéntanos, ¿conoces alguna otra forma de preparar una tortilla de patatas rápida?