Postres

Arroz con leche al estilo tailandés, receta de Mango sticky rice

Descubre esta receta de arroz con leche en versión thai con el toque final del mango, una preparación asiática de un postre muy fácil de hacer y con pocos ingredientes.

26 marzo, 2021 10:23

El arroz no solo es un alimento muy popular en España, sino que también es el alimento más consumido en todo el mundo. No sé si Alejandro Magno así lo sabía cuando lo trajo de Asia, pero lo cierto es que debido a su versatilidad y sabor neutro da mucho juego para cocinar e idear nuevas recetas arroceras cada día.

Así es, por mucho que se empeñen en establecer el dogma de la verdadera paella valenciana o del auténtico risotto alla milanese, el mundo entero, durante siglos, se ha empeñado en evolucionar y llevar la contraria a todos los puristas que defienden algo como único. Hace más de 2000 años que el arroz vino a Europa y empezó a cultivarse en la cuenca del mar Mediterráneo, pero aunque se haya convertido en un bien muy preciado y típico en la zona; y a pesar de que existan una multitud de recetas de arroces, este preciado alimento no puede olvidar sus orígenes. A lo ancho y largo del continente asiático elaboran día a día toneladas de arroz de mil y unas maneras.

Dependiendo de la zona en la que te muevas, te lo podrás encontrar frito, en forma de onigiri, estilo Nasi Goreng o, si viajas al sudeste asiático, con leche. ¿Cómo? ¿Con leche? En efecto, a pesar de que suene a una receta muy asturiana, el arroz con leche tailandés, que acompañan con mango, o mango sticky rice como se conoce allí es un manjar digno de descubrir y probar. Y no tan fácil de encontrar realmente rico, aunque es una receta muy fácil de preparar. De los últimos sobresalientes que he comido el de Thai Emotion, sin duda.

Para llevar a cabo esta receta, al igual que pasa en España con muchas preparaciones, no vale cualquier tipo de arroz. Ellos utilizan un arroz glutinoso que dejan en remojo toda una noche para que se ablande y luego sea más fácil cocinarlo (si no sabes dónde puedes encontrar tiendas asiáticas, haz click aquí, o visita Amazon que es donde lo compré yo por última vez. Si no recuerdo mal pagué 5 € con envío incluido por 1 kg). En vez de utilizar leche de vaca de los pastos asturianos, utilizan la leche de coco y así, con apenas dos ingredientes, se puede viajar al sudeste asiático en un santiamén y sin perder un ápice de tradición.

El mango le aporta frescor y un sabor tropical muy típico de allá. Si quieren sorprender a sus invitados en las próximas comidas de Semana Santa, no pueden dejar de preparar esta deliciosa versión de nuestro clásico, único e igualable, arroz con leche. Ellos lo terminan con un poco más de crema de coco por encima para que le de soltura y unos granitos de sésamo tostado pero este arroz con leche, sin duda permite muchas más cosas. 

Cómo hacer arroz con leche tailandés

Ingredientes

  • Arroz glutinoso Thai, 500 g
  • Crema o leche de coco, 400 ml
  • Azúcar, 85 g
  • Sal, 1 cucharadita
  • Sésamo tostado, 2 cucharadas
  • Mango maduro, 1 ud

Para la salsa de coco

  • Crema o leche de coco, 100 ml
  • Sal, una pizca
  • Azúcar, 1/2 cucharada

Paso 1

paso 1

paso 1

Lavar muy bien el arroz debajo del agua fría hasta que el agua salga completamente limpia. Lo ideal es ponerlo en un colador y dejar correr el agua removiendo el arroz constantemente. Posteriormente dejar el arroz en agua durante mínimo 6 horas aunque lo ideal sería hacerlo durante toda la noche; puede llegar a aguantar 50 h en remojo.

Paso 2

Colar el arroz y cocer, al vapor durante 15 minutos. Para ello habrá que dejarlo sobre el colador y colocarlo en una olla con al fondo agua hirviendo y taparlo para que conserve el vapor. Transcurrido este tiempo, reservar.

Paso 3

En una olla cocinar los 400 ml de crema de coco, el azúcar y la sal hasta que empiece a hervir. A fuego siempre suave porque se puede quemar muy fácilmente. Mezclar bien, apagar el fuego y añadir el arroz a la crema de coco. Integrar todo correctamente. Reservar tapado con film para que no se seque.

Paso 4

En una olla aparte mezclar la otra parte de la crema de coco (100 ml) y sus ingredientes a fuego suave durante unos 3 minutos, para que se condense ligeramente. Reservar.

Paso 5

Pelar y cortar el mango. Servir al lado del arroz, cubrir con un poco de la salsa el arroz y terminar con el sésamo.