Pescado y marisco

Salmón al horno con bacon y cebolla caramelizada, receta paso a paso

Receta con explicación detallada y fotografías de cada uno de los pasos a seguir para preparar un salmón al horno con bacon y cebolla caramelizada.

Vuelta a la rutina después de haber estrenado el mes de mayo con un fin de semana largo en el que por el norte no nos ha acompañado el tiempo y la lluvia, nunca mejor dicho, se ha dejado caer por aquí. Pero como ni el mal tiempo nos quita las ganas de meternos en la cocina, empezamos esta nueva semana con una receta de salmón al horno con bacon y cebolla caramelizada, muy sencilla y rápida de preparar pensando en todos a los que no os va demasiado el pescado.

Ingredientes

  • Salmón en lomos o filetes sin espinas, 500 – 600 g
  • Bacon, 6 lonchas
  • Cebolla caramelizada, 6 cucharadas soperas (*)
  • Tomates, 2
  • Sal
  • Pimienta
  • Cebollino fresco y cayena en polvo, opcional

No requiere mucha preparación previa y es fácil de comer, pues si usamos lomos o filetes de salmón sin espinas no tendremos que pasar por el engorro de estar retirándolas mientras comemos y los más peques de la casa podrán comerlo solos sin que tengamos que estar pendientes de las espinas.

Preparación del Salmón al horno con bacon y cebolla caramelizada

Lo primero que hacemos es encender el horno a 190ºC con calor arriba y abajo sin ventilador. Si el horno es de los que tienen ventilador automático, entonces con 180ºC es suficiente.

En una fuente de horno, cubrimos el fondo con 4 lonchas de bacon.  Lavamos los tomates, los secamos, los cortamos en rodajas, los colocamos sobre el bacon y las espolvoreamos con una pizca de sal.

Colocamos los lomos de salmón sobre el tomate, salpimentamos al gusto, cubrimos con la cebolla caramelizada y las lonchas de bacon restantes cortadas en tiritas.

Horneamos de 15 a 20 minutos a 190ºC hasta que el salmón esté cocinado. El tiempo total dependerá del grosor de los mismos.

Servimos inmediatamente. Podemos darle un toque extra de sabor espolvoreando con un poco de cebollino picado y cayena molida.

Resultado

Una forma muy sencilla de preparar el salmón cuando no nos apetece un simple salmón a la plancha, pero tampoco nos queremos complicar demasiado la vida.

Se puede acompañar de una ensalada, un puré de patatas o un arroz blanco rápido hecho en el microondas.

Si os gusta la trucha asalmonada, también se puede preparar con ella esta receta, aunque el sabor de la trucha es bastante peculiar y no gusta a todo el mundo, pues aunque en apariencia la trucha asalmonada y el salmón son bastante parecidos, el sabor es distinto.