piel-platano-00

piel-platano-00

Actualidad gastronómica

Comer la piel de plátano, ¿es saludable o una moda absurda?

Siempre la hemos tirado a la basura pero ahora nos enteramos de que se puede comer la piel de plátano, ¿será saludable o una nueva moda absurda?

Noticias relacionadas

Pues mira tú qué cosas, me acabo de enterar a mis años de que se puede comer la piel de plátano y no solo eso, sino que además hay quien dice que es muy saludable. Os cuento.

Estoy segura de que vosotros lo mismo que yo cuando os coméis un plátano o lo usáis para alguna receta como esta tarta de zanahoria exprés, os aseguráis muy mucho de que la piel, cáscara, monda o como tengáis costumbre de llamarla, acaba a buen recaudo en el cubo de la basura que todos sabemos que a las pieles de plátano las carga el diablo y lo que acaba pasando si una de ellas acaba bajo la suela de nuestro zapato.

Comer la piel de plátano, ¿bueno para la salud?

Os cuento todo esto porque hace poco leía que en la India y otras zonas de Asia sí se consume la piel de plátano por sus beneficios nutricionales. Y oye, quién sabe si de aquí a poco tiempo empezamos a ver recetas de pieles de plátano por todas partes, que aquí de repente alguien nos dice que una cosa es buena y rápido se pone de moda, y si encima es barata…

piel-platano-01

piel-platano-01

La piel del plátano desde luego agradable de comer no es ya que tiene una textura fibrosa y sabor ligeramente amargo que se va haciendo más suave y dulce a medida que el plátano madura, aún así, lo que se dice un manjar, pues no es.

Se puede comer cruda en batidos o cocinándola bien frita, horneada o cocida durante 10 minutos. El calor hace que se rompan las fibras haciendo que sea más fácil de masticar y de digerir.

Comer la piel de plátano nos aportaría altas cantidades de vitamina B6 y B12 así como magnesio, potasio, fibra y proteínas, según afirma la nutricionista Laura Flores en la revista LiveScience. Otro estudio publicado en 2011 en el Journal of Applied Biochemistry and Biotechnology indica que la piel del plátano contiene polifenoles y carotenoides que en los últimos tiempos están siendo muy estudiados por sus posibles efectos antioxidantes y anticancerígenos.

Eso sí, si estos beneficios nutricionales os convencen hasta el punto de animaros a probar, recordad lavar escrupulosamente las pieles, porque lo que no veo en estos estudios es nada acerca de pesticidas ni de todas esas cosas que sabemos que le echan a la mayoría de cultivos y no vaya a ser.

Otras formas de aprovechar la piel de plátano

El hecho de poder comer la piel de plátano también sería una forma de cuidar del medio ambiente pues estaríamos reutilizando residuos, pero si no os acaba de convencer hay otras formas de aprovecharla, como por ejemplo:

  • Dejar las pieles de plátano en un cubo con agua durante un par de días y usar ese agua para regar las plantas, así aprovecharemos sus nutrientes.

En fin, que no sé vosotros, pero yo me seguiré asegurando de que acaban en la basura… al menos de momento.

Fuente | Business Insider