garbanzos-marineros

garbanzos-marineros

Vegetarianas

Receta de Garbanzos Marineros

Noticias relacionadas

Hoy, he de admitir que vengo con una receta “rara” o atípica al menos, pero que si eres un atrevido o cocinillas de pura cepa como yo, verás que el sabor es.. es…mágico y delicioso, de verdad, un toque especial a la pasta…porque bueno, la receta se llama Garbanzos Marineros, pero en mayor cantidad lo que vamos a comer es pasta, macarrones marineros se podría llamar. Basicamente mezcla el sabor de la legumbre con la pasta añadiéndole el sabor del bacalao, ese pescado tan sabroso y muchas veces, como pasa con el atún, dejado de lado pese a su tremenda calidad. Hoy rescatamos productos básicos y “pobres” y los hacemos reyes de un plato grandioso 🙂

Ingredientes (para 2 personas)

  • 200 Gramos o un tarro pequeño de garbanzos cocidos
  • 100 Gramos de bacalao desalado (Congelado si no queremos pasar por el proceso de desalado)
  • 100 Gramos de Macarrones u otra pasta
  • 2 huevos cocidos
  • 700 ml de caldo de jamón o de pollo
  • Una cucharada sopera de harina
  • 2 Dientes de ajo
  • Sal
  • Aceite
  • Perejil

.

.

Preparación

Si el bacalao es congelado(mi recomendación, porque desalarlo es un coñazo que requiere de experiencia), ya sabemos lo que hacer, la noche de antes, meterlo en la nevera para que se vaya descongelando para el día siguiente.

Lo primero será hervir la pasta, lo ideal son macarrones, pero bueno, a mi sólo me quedaban espaguetis, a si que con eso lo hice, no soy Adriá y esto es cocinillas, a si que no pasa nada ;). La pasta la herviremos en el caldo de jamón o pollo, y aquí decides si quieres echar los 700ml de caldo o sólo medio y el resto agua… la única diferencia será la intensidad del sabor final.

Mientras hierve la pasta, pelamos, picamos y rehogamos los ajos en el aceite en una sartén muy grande porque luego echaremos todo ahí, y OJO porque viene la parte difícil. Primero esperaremos a que termine de hacerse la pasta porque vamos a usar el caldo en el que se han hecho los macarrones que dejaremos apartados y escurridos.

La parte difícil

En el aceite caliente con los ajos rehogados echaremos la cucharada de harina, atendiendo a que no se nos queme y mezclándolo bien. Se quedarán unos grumos que los desligaremos con el caldo de pollo o jamón de hervir la pasta, a si que paciencia y con un palo de madera para no cargarnos la sartén, a darle vueltas para que la harina se deshaga con el caldo. Una vez que esté lista la salsa, añadir el huevo picado, el bacalao troceado o desmigado y los garbanzos del bote o del cocido del otro día 🙂

Dejar hacerse unos 7 minutos, no hace falta más. Añadir a todo esto la pasta, removerla bien y servir en platos espolvoreando por encima el perejil.

Resultado

Sorprende su sabor intenso, sabroso sobre todo. Es un plato muy rico y muy sano, legumbres, cereales y pescado… delicioso, de hecho, el bacalao desmigado puede “ocultarse” de los niños reacios a comer pescado ya que no da mucho sabor, pero si el necesario, y pueden ponerse las botas creyendo que comen pasta… La parte de hacer la salsa con la harina es un poco complicada, como hacer una bechamel vaya, pero por lo demás es un plato sencillo. Repetiré, ¿y tu?

Tiempo: 22 minutos

Dificultad: 3/5

Digestión: 3/5

Precio: 4€