dirkr iStockPhoto

Saludables

Tortilla con champiñones, receta sana y rápida para cenar

Las recetas con huevos suelen ser de las más socorridas para cenar, como esta tortilla con champiñones, que se prepara en un momento y apenas tiene calorías.

6 febrero, 2020 20:34

Los champiñones son quizá los frutos de la tierra más ricos en umami -el quinto sabor o sabor delicioso-, por eso son capaces de alegrar incluso al plato más insulso y con la ventaja añadida de que tienen poquísimas calorías. Un ejemplo es esta tortilla con champiñones, que es perfecta para cenar, pues aporta principalmente proteínas y apenas contiene carbohidratos.

Ingredientes

  • Huevos, 2
  • Champiñones frescos, 150 g
  • Aceite de oliva virgen extra, 1/2 cucharada
  • Cebolla, 1/4
  • Salsa de soja, 1 cucharada
  • Perejil fresco picado, 1 cucharada

Paso 1

Cortamos el pie terroso de los champiñones y los limpiamos bien con un trapo húmedo.

Paso 2

Picamos la cebolla en brunoise y la ponemos a pochar en una sartén a fuego medio con media cucharada de aceite de oliva virgen extra.

Paso 3

Mientras se está pochando la cebolla, vamos cortando los champiñones en láminas con un cuchillo bien afilado o con una mandolina y cuando la cebolla empiece a estar tierna añadimos los champiñones y la cucharada de salsa de soja.

Paso 4

Salteamos durante unos minutos a fuego alto hasta que los champiñones estén cocinados y se haya evaporado el jugo que sueltan. Probamos, rectificamos de sal si es necesario, retiramos de la sartén y reservamos.

Paso 5

Limpiamos la sartén con un papel de cocina, la engrasamos ligeramente y la ponemos de nuevo al fuego. Cuando esté caliente echamos los huevos batidos con sal al gusto y bajamos el fuego para que se vaya cuajando todo el huevo sin tener que darle la vuelta. Ponemos encima los champiñones que tenemos reservados y doblamos la tortilla para que los champiñones queden como relleno.

Paso 6

Servimos inmediatamente espolvoreándola con un poco de perejil fresco picado.

Notas

En noches frías de invierno puedes acompañarla de una taza de consomé o caldo caliente que te ayudará a entrar en calor, en noches de verano puedes acompañarla de un poco de ensalada verde.