Salsas

Salsa holandesa: versión rápida en 2 minutos y receta original

La salsa holandesa es un básico de cocina que todos deberíamos conocer, imprescindible para los huevos Benedict. Aquí una versión rápida en 2 minutos y la receta original.

6 junio, 2020 13:26

Vamos a preparar dos versiones de la salsa holandesa, perfecta para los huevos Benedict. Una exprés que se hace en menos de 2 minutos y que sirve para urgencias, y la original, que lleva más rato sobre todo porque hay que clarificar mantequilla.

Ingredientes

Salsa holandesa exprés

  • Mantequilla, 80 g
  • Yema de huevo, 2
  • Zumo de limón, 1 cucharadita
  • Sal, 1 pizca

Salsa holandesa original

  • Mantequilla clarificada, 250 g
  • Temas de huevo, 4
  • Zumo 1/2 limón pequeño
  • Sal, 1 pizca

Salsa holandesa exprés en 2 minutos

Aunque no se trata de la receta original de la salsa holandesa, esta versión exprés nos sacará de más de un apuro.

Paso 1

Ponemos los 80 gramos de mantequilla en un recipiente para microondas y la derretimos durante 10-15 segundos. Dejamos que repose 1 minuto.

Paso 2

En un recipiente para batir ponemos 2 yemas de huevo, una cucharadita pequeña de zumo de limón y una pizca de sal. Batimos para mezclarlo todo.

Paso 3

Vamos añadiendo la mantequilla poco a poco mientras la mezcla emulsiona y obtenemos la salsa holandesa exprés.

Salsa holandesa original

Aquí tienes la receta original de salsa holandesa paso a paso, para los que preferís la auténtica.

Paso 1

Empezamos clarificando la mantequilla, aquí tenéis la receta completa para clarificar mantequilla paso a paso. Una vez clarificada la dejamos reposar 5 minutos para que quede tibia, no debe quemar.

Paso 2

Separamos las yemas de las claras y las limpiamos en agua para quitar todo resto de clara.

Paso 3

Esta es la parte más complicada. Cubrimos la base de una olla con 2 cm de agua y calentamos a fuego máximo. Cuando empiece a hervir bajamos el fuego al mínimo (1/10). Ponemos un bol encima de la olla de modo que se sujete en los bordes de esta sin llegar a tocar la base de agua. Ya tenemos el montaje hecho.

Paso 4

Ponemos las yemas de huevo en el bol y batimos hasta que espumen. Añadimos el zumo de limón y volvemos a batir con energía hasta que las yemas crezcan al doble. Añadimos la mantequilla clarificada poco a poco mientras seguimos batiendo hasta que se integre completamente. Añadimos una pizca de sal y batimos hasta que se mezcle bien.

Paso 5

Servir inmediatamente. Si dejamos que se enfríe se cortará porque la mantequilla se solidifica y se pierde la emulsión, es una salsa muy delicada.