donut-bomba-nutella-22

donut-bomba-nutella-22

Postres

Bombas de Nutella

Noticias relacionadas

Estaba dándole vueltas y vueltas para ver que llevaba a una quedada con amigos y pensando pensando creo que llegue a la idea más golosa y tentadora de todas ¡Donuts! ¿A quién no le gustan unos buenos donuts bien frescos? ¿Y si unimos donuts + Nutella? Esto debe ser pecado mortal por lo menos.

Ingredientes para el Glaseado y Decoración

  • 250 gramos de azúcar glass
  • 4 cucharadas de agua
  • 1 gota de colorante en gel (opcional)
  • Avellanas picadas

Estas bombas de Nutella son una auténtica delicia, os lo aseguro, esponjosas y con sorpresa en el interior, además se pueden decorar por fuera haciéndolas de lo más divertidas. Como siempre os digo ¡Imaginación al poder!

Creo que poco a poco me iréis conociendo y sabéis que la Nutella es uno de los ingredientes que nos encanta incluir en las recetas de casa, es tan cremosa y con ese regustito a avellana tan rico ¡Irresistible!

Y ahora sí, antes de que necesite ponerme un babero, vayamos con la receta. Si estáis a dieta no miréis ni siquiera las fotos ¡Engordan!

Preparación de las Bombas de Nutella

  1. Calentamos la leche en un cazo hasta entibiar, una vez conseguida una buena temperatura la vertemos en un bol y añadimos la levadura fresca desmenuzada, la pizca de sal y las dos cucharadas de azúcar. Removemos hasta conseguir disolver todo y dejamos reposar mientras hacemos el siguiente paso.
  2. Tamizamos la harina en un recipiente de tamaño grandecito, añadimos la mantequilla fría cortada en pequeños dados y mezclamos con las manos hasta conseguir una mezcla “grumosa”, a continuación añadimos el azúcar y volvemos a mezclar.
  3. Una vez conseguida una mezcla más o menos homogénea de la harina, la mantequilla y el azúcar, hacemos un hueco en el centro donde añadiremos la mezcla que hemos dejado reposando anteriormente y los tres huevos ligeramente batidos, también agregamos en este paso la canela y esencia de vainilla. Amasamos durante bastante tiempo hasta conseguir una masa elástica y que no sea prácticamente pegajosa.
  4. Dejamos reposar la masa en un bol cubierto con papel film durante 45 minutos aproximadamente, esto hará que doble su tamaño.
  5. Sobre una superficie enharinada volvemos a amasar durante 5-10 minutos aproximadamente. Tras este último amasado estará lista para que empecemos a dar forma a nuestras bombas.
  6. Ahora estiramos la masa con rodillo o simplemente, si no tenemos, con ayuda de las manos, debemos conseguir un grosor de 1-2 cm aproximadamente, la intención es que todos queden lo más parecido posible. Una vez tenemos la masa estirada cortamos círculos de unos 7-8 cm, personalmente no tenía cortador y usé un vaso de cristal previamente engrasado.
  7. Una vez tenemos todas nuestras bombas listas las volvemos a dejar reposar durante 30-40 minutos para que haga un segundo levado y consigamos así una textura aún más esponjosa.
  8. A continuación calentamos el aceite de girasol, yo he usado un cazo para que tuviera más profundidad y se sumergiera bien la bomba. En este punto hay que tener cuidado y es mejor hacer pruebas, debemos poner el aceite a una buena temperatura para que vaya friendo la bomba poco a poco y no la queme por fuera dejándola cruda por dentro. Aconsejo ponerlo a fuego lento y probar con un trozo de masa,  la bomba debe freírse 3-4 minutos por cada lado, debemos retirarla del aceite cuando empiece a dorarse y el centro se hinche. Cuando las saquemos del fuego las dejamos sobre papel absorbente para que se quite todo el exceso de aceite de la fritura. Repetimos el proceso con todas las bombas que nos hayan salido, alrededor de 20-22. Si queremos menos cantidad siempre podemos dividir entre dos los ingredientes, en este caso a mí me vino genial porque iba de reunión.
  9. Una vez las bombas están templadas es hora de rellenarlas, para ello nos ayudamos de una manga pastelera y una boquilla de las pequeñas, yo usé la 104 de Wilton. Llenamos nuestra manga con la Nutella, ¿he dicho Nutella? Mmmm…. Pues eso, que me lío, rellenamos la manga, introducimos la boquilla por el lateral del donut y apretamos ¡Ojo! Cuidado con pasarse rellenando que nos puede explotar la bomba, hay que ser generosos pero con cuidado, iremos notando perfectamente cómo se va inflamando y sabremos cuando parar.
  10. Una vez tengamos todas las bombas de Nutella rellenas es hora de glasear y decorar. Para el glaseado mezclamos el azúcar glass con el agua y el colorante, se mezcla todo bien hasta conseguir que quede lo bastante líquido como para poder bañar bien las bombas pero sin pasarse (en este caso era mi primer glaseado y no es el mejor ejemplo, tendría que haberlo dejado menos líquido para que se quedara el donut rosa). Yo he añadido colorante rosa para darle un toque a lo “Homer Simpsons”, pero es opcional, si no se añade quedará un  glaseado como el de los donuts de toda la vida.
  11. Una vez glaseada la bomba podemos decorar la parte superior con sprinkles, trocitos de avellana picada (que viene genial para el relleno de Nutella) o lo que se nos ocurra. Es importante colocar la “decoración” antes de que se seque el glaseado para que quede “pegado” al donut.

Resultado

Ahora sí, ¿listos para pecar? Porque no me digáis que esto no debe ser pecado. Desde ya os digo que no os defraudará la receta y quedaréis con los amigos como un/a rey o reina.

Ahora bien, no os desalentéis si no os gusta la Nutella, el relleno se puede cambiar por cualquier cosa que os imaginéis: mermeladas de cualquier sabor, crema pastelera, dulce de leche, etc., mil combinaciones son posibles y todas deliciosas.

Tiempo: 60-70 minutos (más 90 minutos de los reposos de la masa)

Dificultad: 3/5

Digestión: 4/5

Precio: 10 euros