Pizzas, hamburguesas y sandwiches

Bocadillo de albóndigas de pollo al horno con salsa thai de cacahuete

Disfruta de este bocadillo de albóndigas de pollo que se hacen al horno, muy sanas y con una deliciosa salsa de cacahuetes, una combinación para comer con las manos

31 mayo, 2021 12:20

Hay ciertas recetas que, dentro de un bocadillo, resultan maravillosas. Buen ejemplo de ello son las albóndigas, en todas sus versiones, como bien promulgan en Bolero Meatballs (donde hace, por cierto, demasiado tiempo que no voy).

Y aunque si hablamos de bocadillo, rápidamente nos viene a la cabeza el bocadillo de calamares, el pepito de ternera o el bocadillo de caballa y tomate, en realidad entre pan quedan bien un sin fin de cosas. Ya sabéis que "con pan, las penas son menos" y situar dentro de un buen mollete o brioche unas albóndigas resultará siempre un acierto para cualquier momento un poco más informal, para comer con la mano por supuesto.

En realidad, quedarían bien todas las recetas con albóndigas posibles dentro de este tipo de pan estilo perrito, como las de ternera clásicas que tanto abundan en España o las de pescado en salsa de azafrán, de bacalao con salsa de almendras o incluso unas albóndigas veganas con salsa de nueces

Estas albóndigas de pollo quedan tremendamente jugosas y tienen un punto más a favor: que se hacen en el horno. Así nos ahorramos grasas y también ensuciamos menos porque nos ahorramos el paso por el aceite, el escurrirlo y todo lo que viene asociado a ello.

En este caso, sólo habrá que hacer las bolitas y disponerlas en una bandeja de horno con papel, a temperatura alta para que se hagan rápido por fuera y no se queden demasiado secas por dentro. Siempre es mejor hacerlas pequeñas pensando en que tendremos que meterlas después en el pan. Un pan que en esta ocasión es de estilo brioche pero que también os podría cuadrar en una clásica baguette francesa, más crujiente e igualmente fantástica para esta tarea. 

La salsa, después, será de cacahuete estilo satay con algo de coco y especias, para que sea bien aromática y no demasiado densa que es un fallo que se puede cometer al usar un fruto seco como es el cacahuete, que se queda denso.

Cómo hacer un bocadillo de albóndigas de pollo

Ingredientes

Para las albóndigas

  • Dientes de ajo, 2 ud
  • Perejil picado, 1 cucharada
  • Cilantro picado, 1 cucharada
  • Pan de molde, 2 rebanadas
  • Contramuslos de pollo, 500 g
  • Sal y pimienta negra molida, c/s
  • Nata, 50 ml
  • Huevo, 1 ud
  • Ralladura de limón, 1/2 cucharadita
  • Salsa Perrins, al gusto

Para las salsa de cacahuete

  • Crema de cacahuete, 2 cucharadas
  • Cacahuetes fritos, 1 cucharada
  • Pasta de tamarindo, 1 cucharadita
  • Zumo de lima, 2 cucharadas
  • Leche de coco, 100-200 ml
  • Azúcar, 1 cucharadita
  • Salsa de soja, 1 cucharadita

Para el resto del bocadillo

  • Pan brioche de tipo perrito, 4 ud
  • Cilantro fresco, al gusto
  • Hierbabuena fresca, al gusto
  • Eneldo fresco, al gusto
  • Semillas de sésamo y polvo de chile, al gusto

Paso 1

Lo primero que haremos será preparar la masa de las albóndigas para ir avanzando con lo demás mientras que éstas se hornean. Para ello trituraremos los condimentos de las albóndigas primero y los retiraremos. Después ahí mismo trituraremos la carne del ave también, a no ser que ya la tengamos picada. 

Paso 2

Poner en un bol la carne picada, los condimentos y todo lo que queramos añadir para dar sabor además del pan remojado previamente en nata y mezclarlo muy bien de forma uniforme. Habrá que ponerlo a punto de sal. 

Paso 3

Después, con mucho cuidado, ir formando las albóndigas y disponerlas encima de la bandeja, con un papel de horno en la base. Introducir en el horno precalentado a 240 ºC y dejar cocinando unos 10 minutos o hasta que veamos que se doran bien por fuera, cuidado con no pasarse para que no estén secas. 

Paso 4

Mientras tanto habrá que preparar la salsa de cacahuete, para ello sólo hay que triturar todos los ingredientes de manera muy fina, para que no queden tropezones. Si queremos aligerarla más siempre podemos añadir un poco de caldo de pollo. Lo pondremos a punto de picante según nos guste.

Paso 5

Dorar el pan de brioche en una sartén con un poco de mantequilla, por todas partes para que se caliente por dentro y se dore por fuera. 

Paso 6

Rellenar el pan con las albóndigas y salsear con la salsa caliente en buena cantidad. Terminar por encima con las hierbas que nos apetezca que nos darán frescor a la mezcla como cilantro, hierbabuena o eneldo. También podríamos terminar con unas semillas de sésamo o con un poco de copos de chile picante que le darán mucho rollo al bocadillo.