Ensaladas

Cómo hacer ensaladilla rusa casera en menos de 10 minutos (y que no sea congelada)

Se acabó el renunciar a una rica ensaladilla rusa casera siempre que te apetezca porque te de pereza hacer poca cantidad. Con esta receta en menos de 10 minutos la tienes lista.

31 agosto, 2021 21:23

¡Qué rica la ensaladilla rusa casera!, ¡qué fácil es de hacer! y ¡qué pereza nos da a veces cuando se nos antoja y somos pocos en casa! Pues desde hoy eso se acabó, vamos a hacer una ensaladilla rusa casera en un momento y sin necesidad de acudir a la famosa mezcla congelada de patata, zanahoria, guisantes y judías verdes, que ojo, no tengo nada en contra de las verduras congeladas y muchas veces recurro a ellas.

Pero es que lo bueno de la ensaladilla rusa, entendida como una ensalada de patata con cosas aderezada con mayonesa que tiene su origen en la ensalada Olivier, es que es personalizable y si, por ejemplo, no te hacen gracia los guisantes o las judías verdes, que sé que sois muchos los que os ponéis a apartarlos en la congelada, con este truco te puedes hacer una ensaladilla rusa a tu gusto en menos tiempo del que tardas en preparar una congelada.

En la receta de hoy, en realidad en vez de una receta os voy a explicar una forma de hacer la ensaladilla y dos recetas diferentes, una más improvisada y otra de aprovechamiento, porque la ensaladilla rusa es perfecta para aprovechar restos de otros alimentos como pescado o marisco hervido o a la plancha, pollo asado o cocido.

Cómo hacer una ensaladilla rusa casera en un momento

Ingredientes

Para la ensaladilla de atún y huevo

  • Patatas medianas, 2
  • Zanahorias pequeñas, 2
  • Huevos, 3 ( 2 para cocer y 1 para la mayonesa)
  • Ventresca de atún, 1 lata
  • Zumo de limón, 2 cucharadas
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Para la ensaladilla de pollo con tartar de apio

  • Patatas medianas, 2
  • Zanahorias pequeñas, 2
  • Restos de pechuga de pollo asado, 150 g
  • Aceitunas, 10 o 12
  • Aguacate, 1/2
  • Huevo, 1
  • Zumo de limón, 2 cucharadas
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Apio, 1 rama
  • Salsa Perrins, unas gotas
  • Salsa sriracha, unas gotas (opcional)

Paso 1

Pelamos las patatas y las zanahorias, las cortamos en pequeños dados, las salamos al gusto, las regamos con una o dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra y las ponemos en un recipiente apto para microondas.

Tapamos el recipiente con papel film que sea apto para cocinar en el microondas y cocinamos a máxima potencia durante tres minutos, sacamos, removemos con el tenedor, volvemos a tapar y metemos otro par de minutos o algo más hasta que todo esté tierno.

Cuando la patata y la zanahoria estén tiernas, las sacamos, las ponemos sobre una fuente en la que, de ser posible, queden lo menos amontonadas posible -así se enfriarán mucho más rápido- y las metemos en la nevera mientras preparamos la mayonesa.

Mientras la patata y la zanahoria están cocinándose en el microondas, podemos aprovechar para cocer un par de huevos si lo que queremos es preparar una ensaladilla como la que aparece en la imagen de cabecera.

Paso 2

Mientras se enfría lo que será la base de nuestra ensaladilla, preparamos la mayonesa -si no queréis usar una comercial-. Para ello ponemos un huevo en el vaso de la batidora, añadimos una pizca de sal, un par de cucharadas de zumo de limón y echamos aceite de oliva virgen extra hasta cubrir el huevo.

Introducimos el vaso de la batidora, lo apoyamos en el fondo y, sin moverlo y a velocidad lenta, empezamos a batir hasta que se empiece a formar la emulsión. En ese momento, subimos la velocidad y empezamos a mover la batidora de abajo arriba mientras vamos añadiendo aceite poco a poco.

A la hora de hacer mayonesa, la realidad es que la cantidad de aceite que se necesita no es un valor exacto, porque no todos los huevos pesan exactamente lo mismo, ni todos tienen la misma proporción de yema y clara, así que lo mejor es ir añadiendo hasta que vemos que la mayonesa tiene la consistencia que estamos buscando.

Paso 3

Preparamos el tartar de apio que acompaña a la ensaladilla en el plato azul, para ello pelamos la rama de apio para retirar las hebras fibrosas del exterior, lo cortamos muy pequeñito, añadimos unas gotas de salsa Perrins, una cucharada de mayonesa y mezclamos bien.

Paso 4

Sacamos las patatas de la nevera y añadimos el resto de los ingredientes. En el caso de la ensaladilla de la cabecera, hemos añadido dos huevos duros y ventresca de atún en aceite.

En el caso de la otra ensaladilla, añadimos los restos de pechuga de pollo asado, las aceitunas y el aguacate cortado en dados. Rectificamos de sal.

Después mezclamos todo con mayonesa al gusto y en el caso de la ensaladilla de pollo, la servimos con el tartar de aguacate por encima y unos puntitos de salsa sriracha, que le darán un toque picante muy agradable. El tartar de apio, inspirado la receta de una ensaladilla de merluza que prepara Juanjo López en La Tasquita de Enfrente, le aporta un toque crujiente que a mí personalmente me encanta en la ensaladilla.

Y ahora, ¿nos cuentas cómo preparas tu ensaladilla rusa casera? Hazle una foto, súbela a Instagram y etiqueta a @cocinillas_es.