ensalada-rucula-fresa

ensalada-rucula-fresa

Ensaladas

Ensalada fácil y fresca de fresas y rúcula

Noticias relacionadas

Lo mío con las fresas es auténtica pasión. En cuanto empieza la temporada, me lanzo como loca a por ellas en los mercados. Las devoro temiendo no comer las suficientes y sufro cuando empiezan a desaparecer. ¿Por qué duran tan poco?

Ingredientes

  • Rúcula
  • Fresas
  • Mozzarella de búfala
  • 1/5 Vinagre de Módena
  • 1/5 Zumo y ralladura de la piel de una naranja
  • 1/5 Zumo y ralladura de la piel de limón
  • 2/5 Aceite de oliva
  • Miel (2 cucharadas)
  • Sal

Las como de todas las maneras y, últimamente, me ha dado por experimentar sus posibilidades en ensalada. Combinan de maravilla con la rúcula, con quesos fuertes como el parmesano, aliñadas con reducción de vinagre de Módena o  acompañadas de aromas cítricos como os presento hoy.

Es tan fresca, ligera y básica, que si la probáis, repetiréis varias veces. Si compráis la rúcula lista para consumir, os llevará menos de diez minutos prepararla. Funciona como cena ligera, como entrante de algún otro plato o como guarnición de un pescado o carne a la plancha.

Si podéis, utilizad mozzarella de búfala, como indico en la lista de ingredientes. Funciona igual con mozzarella común, pero si probáis la de verdad,veréis que la diferencia es abismal. No la cortéis en cubos, deshilachadla manualmente para apreciar mejor las texturas y sabores.

No os doy cantidades en los ingredientes, ya que eso dependerá de cuantos seáis y del papel que juegue en la comida. Solo os doy las proporciones aproximadas del aliño.

Preparación

Lavamos la rúcula (a no ser que la hayamos comprado ya limpia) y las fresas. En un bol, colocamos como fondo la rúcula. Ponemos encima las fresas laminadas y, por último, la mozzarella deshilachada.

Para hacer el aliño mezclamos los ingredientes en la proporción indicada en una botella o bote. Yo aproveché que el vinagres se estaba terminando para hacer la vinagreta directamente en la botella. Tapamos y agitamos hasta que emulsione.

Rocíamos la ensalada y, si es necesario, añadimos más sal. Si nos sobra aliño, podemos guardarlo en la nevera.

Resultado

Ya veréis, esto es una auténtica delicia que vais a disfrutar como enanos. Animaos a probar nuevas combinaciones con las fresas, y esta es perfecta para empezar vuestra nueva aventura de la fresa.

¿Soléis usar las fresas en platos salados? ¿Cómo las preparáis?