Actualidad gastronómica

El aceite de la vida, apadrinar olivos para ayudar a los que más lo necesitan

Estos árboles ya nos daban el oro líquido más exquisito pero ahora también ayudan en diferentes luchas. Y todo gracias a apadrinar olivos, tantos como tú quieras.

Los olivos pueden servir para mucho más que dar aceitunas, sombra y llenar el campo de vida. Gracias a ellos y a ti, es posible ayudar a una causa social de nuestra elección. ¿Cómo? Al apadrinar olivos

El proyecto 'El aceite de la vida', de la Fundación Lumière, hace posible el apadrinamiento de olivos. Parte de lo recaudado se destinará a la causa social que la madrina o el padrino escoja: Lucha contra el hambre o enfermedades, inclusión social, protección de los animales, etc.

Esta fundación está adscrita al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, y el programa lleva por nombre el título de la película 'El aceite de la vida'. Esta cinta fue protagonizada por Susan Sarandon y Nick Nolte y en ella se cuenta la vida de Lorenzo Odone quien desarrolla de niño adrenoleucodistrofia, una enfermedad rara que provoca insuficiencia suprarrenal debido a la acumulación de ácidos grasos de cadena muy larga en el sistema nervioso del enfermo. 

Cómo apadrinar un olivo de 'El aceite de la vida'

Se ofrece la posibilidad de optar por dos tipos de donativos: Plata, de 100€, y Oro, de 150€. Los olivos que se pueden apadrinar están dentro de la Red de Olivares Solidarios que colaboran con la causa. 

Tú puedes escoger a qué ONG se hace la donación. Todas las que participan en el proyecto están dedicadas a causas sociales: 

  • Mensajeros de la Paz
  • Fundación Down Madrid
  • Asociación para la liberación y bienestar animal
  • Comisión española de ayuda al refugiado
  • ELA Asociación europea contra las Leucodistrofias
  • Deporte y Desarrollo
  • Fundación Amigos de Miranda
  • Cruz Roja Leganés
  • Fundación de Estudios Rurales
  • Proyecto Siempre Fuertes

La duración del apadrinamiento es de un año y es posible renovarla. En el olivo se colocará una tabla con el nombre del padrino o madrina y el número de apadrinamiento. Por supuesto podrás visitar tu árbol siempre que avises antes a la Fundación Lumière. 

Además, en el caso de realizar una donación Plata recibirás seis botellas de aceite de oliva virgen extra y serán 12 para las Oro. En ambos casos, las botellas llevarán una etiqueta personalizada con tu nombre u otro texto de tu elección. 

3.000 olivos de Palacio de los Olivos para apadrinar

Entre los padrinos ya se encuentran la Asociación Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER), la Fundación ELA, la Asociación Española CJD de enfermedades priónicas y el Deportivo Alavés.

El club, en su caso, dará nombre a un olivar con 3.000 olivos de la Finca Palacio de los Olivos, en Almagro (Ciudad Real), los cuáles podrán ser apadrinados por los socios del Alavés y simpatizantes de otros clubes porque esta no es una cuestión de colores, sino de ayudar a diferentes causas. 

Finca Los Palacios desde el aire

Finca Los Palacios desde el aire

Esta finca se sitúa en una tierra muy rica en nutrientes e inmersa en un clima excepcional. Este olivar de 210 hectáreas se encuentra en un suelo de origen volcánico y eso es algo que se nota después en las aceitunas de la gama Picual que producen sus olivos.

Así es como Palacio de Olivos logra un AOVE aromático y con un sabor extraordinario. Además, practican la recolección temprana, es decir, aún con la aceituna en verde, para pasar por una molturación lenta (romper las células de la pulpa que contienen el aceite) y en frío. Después el aceite se conserva en una bodega, dentro de depósitos inertizados. 

De este modo se puede saborear un aceite de matices afrutados a la vez que con notas positivas de amargo y picante. Lo que un buen AOVE picual debe tener, en resumen. Al olerlo, quienes más entienden de aceite, dicen que se pueden distinguir aromas de hierba fresca, tomate con toques de manzana, plátano y almendra. 

Ayudar a estas causas con un gesto tan bonito y alrededor de la figura de los olivos, un árbol tan nuestro, es mucho más que conseguir aceite a cambio. Se trata de poner un granito de arena a favor de la investigación de enfermedades, de la protección del medio ambiente, y un largo etcétera.