Preparación: 10 min   Cocción:  10 min   Dificultad:  1/5   Raciones: –  Coste: 4 €

Ingredientes

  • Salmón fresco sin piel ni espinas, 300 g (*)
  • Salmón ahumado, 100 g
  • Huevos, 2
  • Clara de huevo, 1
  • Gelatina neutra, 2 hojas
  • Agua, 300 ml
  • Sal ahumada, 1/8 de cucharadita (**)
  • Sal normal (***)
  • Sucedáneo de caviar (***)
  • (*) Si es una cola que tenga espinas y piel necesitaremos unos 350 g para que después de retirar la piel y las espinas nos queden los 300 g.
  • (**) La sal ahumada potencia muchísimo el sabor de este paté y le da un toque muy especial. Se puede encontrar en varios supermercados la de la marca Onena y se utiliza principalmente para hacer salmón ahumado en casa. Pero si no la encontráis, el paté también estará muy rico si lo aromatizáis mezclando un poco de eneldo cuando tengáis el paté terminado.
  • (***) Es opcional, pero visualmente queda muy elegante. Si decidís usarlo, recordad que este ingrediente aporta bastante sal, por lo que debemos tenerlo en cuenta a la hora de añadir sal al paté.

Noticias relacionadas

Es sábado y seguro que más de uno está pensando en cenar pizza o hamburguesa, lo sabemos, pero también sabemos que otros estáis ya urdiendo vuestro plan para triunfar esta noche entre las sábanas. Pensando en estos últimos hoy os traemos esta receta de paté de salmón fácil, que hará las delicias tanto del cocinero/a como del invitado/a y, por supuesto, de todos los que os animéis a hacerla independientemente del “plan” para después del postre.

Preparación del Paté de salmón fácil, receta afrodisíaca

  1. Empezaremos por cocer y pelar los huevos. Para ello seguiremos las instrucciones para cocer huevos duros perfectos que podéis ver pinchando aquí.
  2. En una cacerola pequeña o un cazo ponemos a calentar el agua, cuando hierva añadimos la sal ahumada y el salmón fresco. Cocinamos a fuego medio (6/12) durante 5 minutos (lo justo para que el salmón esté cocido, podrá ser más o menos tiempo en función del tamaño de los trozos).
  3. Sacamos el salmón del agua, reservamos el agua de cocción, retiramos la piel y las espinas del salmón si las tuviese, desmigamos y dejamos enfriar.
  4. Ponemos a remojar las hojas de gelatina en un bol con agua fría.
  5. Cuando el salmón esté frío (si lo hemos desmigado en trozos pequeños se enfriará enseguida), montamos la clara a punto de nieve con una batidora eléctrica.

Para preparar el paté de salmón fácil:

  1. En un bol ponemos el salmón fresco cocido, el salmón ahumado y los huevos cocidos. Trituramos bien con una batidora eléctrica.
  2. Cogemos 50 ml del caldo de cocción que tenemos reservado y lo calentamos en el microondas durante 15 segundos a 800 W, escurrimos bien las hojas de gelatina y las disolvemos en el caldo caliente. Añadimos esta mezcla a nuestro paté de salmón fácil, la integramos bien y añadimos la clara a punto de nieve que hará que la textura final sea mucho más ligera.
  3. Probamos y rectificamos de sal si fuese necesario. Si no hemos utilizado sal ahumada, es ahora cuando podemos aromatizar con eneldo.
  4. Servimos con un poco de sucedáneo de caviar y unas tostadas de pan.

Resultado

Este paté de salmón fácil es una receta que, aparte de afrodisíaca debido a la presencia del salmón, es una buena solución para aquellos a los que no les entusiasma demasiado el pescado pero que lo comerán sin problemas como aperitivo en unas tostadas de pan o como untable para sándwiches, porque aguanta bien un par de días en la nevera.

Como no le hemos añadido nata ni mantequilla, nutricionalmente hablando se trata de un plato principalmente proteico que aporta grasas cardiosaludables y apenas carbohidratos (obviamente sin contar los que aporta el pan si decidimos acompañarlo con este alimento).

Si no queremos tomarlo con pan para no aportar demasiadas calorías, podemos servirlo sobre hojas de endivia, o de cogollos de lechuga o con bastoncitos de apio y zanahoria.

Y para terminar, solo desearos un feliz sábado, hagáis o no esta receta de paté de salmón fácil 🙂