Ingredientes de la quiche de espinacas

  • Hojaldre, 1 lámina
  • Huevos, 6
  • Nata para cocinar, 200 ml
  • Espinacas, 1 manojo o bolsa
  • Champiñones, 5 grandes
  • Ajo, 2 dientes
  • Chorizo, 1 pequeño, para cocinar
  • Queso rallado, 2 cucharadas

Noticias relacionadas

Preparación : 30 min  Horneado : 40 min Dificultad :  Fácil

La quiche es un recurso genial para preparar una cena vistosa y muy apetecible sobre todo para los más pequeños de la casa. “¡¡Hoy cenamos tarta!!”. Y una buena ocasión para colarles esas verduras que en otras recetas les cuesta comer.

Preparación de la quiche de espinacas

1: Horneamos la base de la quiche

Precalentamos el horno a 200ºC.

Pincelamos con aceite un molde redondo y bajito,  en esta ocasión he utilizado uno de cristal de 28 cm, y estiramos encima la lámina de hojaldre, pegándola en los laterales. Puedes utilizar también una masa quebrada. La pinchamos con un tenedor y la horneamos unos 15 minutos, hasta que esté un poco dorada.

2: Salteamos los ingredientes

quiche espinacas-3

En una sartén a fuego medio salteamos los champiñones con el ajo, todo en trozos pequeñitos. Cuando ya estén cocinados, al cabo de unos 10 minutos aproximadamente, le añadimos las espinacas, y rehogamos un par de minutos.

3: Preparamos el relleno y horneamos

quiche espinacas-4

En un cuenco grande batimos los huevos con la nata, y les añadimos los champiñones con las espinacas.

En la misma sartén rehogamos un poco el chorizo también picadito, y después lo añadimos al cuenco con el resto de ingredientes.

Finalmente, un poco de queso rallado y mezclamos todo bien. Salpimentamos muy ligeramente, ya que entre el chorizo y el queso ya va bastante sazonada la mezcla.

quiche espinacas-5

Vertemos la mezcla por encima del hojaldre, no pasa nada si se nos sale de la masa, porque va a cuajar todo en el horno y queda perfecta igualmente.

Horneamos unos 20 minutos a 200º C hasta que esté cuajada. Lo comprobamos igual que con los bizcochos o los flanes, pinchando con un palillo, cuando salga seco estará hecha.

4: Servir

Esta quiche de espinacas se puede servir caliente o a temperatura ambiente, es perfecta para una cena de picoteo o para un picnic, se puede comer con tenedor o con la mano como si de una pizza se tratara, así de fantásticas son las quiches. Y una vez que hayas probado a hacer una ya no hay freno ni límites!

Lo que en nuestra casa siempre empieza como una receta de aprovechamiento, al final resulta una idea genial que tenemos que escribir rápidamente en una de las miles de libretas de recetas que hay esparcidas por toda la casa. La base serían el hojaldre o la masa quebrada, los huevos y la nata, y a partir de ahí casi admite cualquier cosa que tengas bailando por la nevera, así surgió esta superquiche.

Os animo a improvisar, por ejemplo a saltear unas verduritas que ya no te llegan ni para un acompañamiento ni para una sopa, una loncha de jamón y unos tomatitos cherries que ruedan por la nevera, y voilá!

Aquí te dejo algunas ideas para que vayas probando y, ya sabes, si te animas a preparar una quiche, no dudes en enseñarnos la foto subiéndola a Instagram y etiquetando a @cocinillas_es