Actualidad gastronómica

Esta sopa lleva 45 años al fuego y aún no han terminado de cocinarla

Suena a broma, y puede que lo sea, porque aunque el tema tiene cierta lógica y podría ser cierto que esta sopa lleve 45 años al fuego, también podría ser un bulo de internet.

Noticias relacionadas

Igual es un bulo de internet, pero según el vídeo que han subido en Great Big Story, esta sopa llevaría la friolera de 45 años cocinándose al fuego en la cocina del Wattana Panich, un restaurante familiar de Bangkok.

La sopa en cuestión es una sopa de carne con fideos llamada Neua Tuna, que se prepara a fuego lento en una marmita gigante a la que diariamente se van añadiendo alimentos frescos como carne de trozos de carne de ternera cruda, tripas y otros órganos.

Con eso se va a haciendo un sabroso caldo con el que se van preparando las sopas que se sirven durante el día, pero siempre dejando una cantidad en la marmita al final de cada jornada que se utiliza como base para la sopa del día siguiente. Es un método de cocina antiguo que le da a la sopa un sabor y aroma únicos. De esta manera, las sopas que se sirven a día de hoy todavía conservan la esencia de la sopa que empezó a cocinarse hace 45 años.

Una sopa madre de 45 años

Aunque pudiera parecer un bulo de esos que de repente triunfan por internet y que al final se demostrase que se trata de una historia falsa, si uno analiza un poco el tema, se da cuenta de que esta técnica se ha usado desde tiempos inmemoriales en el mundo de la panadería.

Las masas madre que se utilizan para elaborar panes sin levadura son otro ejemplo de uso de esta técnica, pues son masas de las que una parte se utiliza para elaborar la masa con la que se harán los panes y la parte restante se usa como base para preparar más masa madre. De esta manera existen panaderías que elaboran sus panes con masas madres centenarias.

Algo más simplificado es la masa vieja que se guardaba antiguamente cuando se hacía pan en las casas y que se empleaba como base para hacer una nueva masa de pan de la que de nuevo se guardaba una parte que se usaría en la siguiente amasada.