Aprende a cocinar

Cómo ahorrar tiempo en la cocina con estos consejos

Muchas veces se hace necesario saber cómo ahorrar tiempo en la cocina para poder aprovecharlo al máximo cuando nos ponemos a cocinar.

16 abril, 2015 18:52

Hay veces que parece que al día le faltan horas, entre clases, trabajo, el tiempo que invertimos en desplazarnos de un sitio a otro, el que estamos durmiendo…. Con este ritmo de vida que llevamos es importantísimo todo lo que tiene que ver con ahorrar tiempo en la cocina para comer bien dedicándole el tiempo justo. Al fin y al cabo, con esa idea nació Cocinillas, un blog para gente con poco tiempo y ganas de comer bien.

Día a día, intentamos compartir con vosotros recetas sencillas, que se hagan en poco tiempo y, cuando no puede ser así, que al menos den muy poco trabajo y que gran parte del tiempo de cocción no tengamos que estar pendientes para poder dedicarnos a otra cosa.

Trucos y consejos para ahorrar tiempo en la cocina

¿Habéis oído alguna vez eso de vísteme despacio que tengo prisa? Pues a la hora de cocinar pasa algo parecido y, cuanto más relajados estemos, cocinaremos más rápido y difrutaremos más haciéndolo.

  • Aunque es muy divertido eso de abrir la nevera a ver lo que hay y ponerse a improvisar un plato, esa diversión es mejor dejarla para los días en los que nos sobra el tiempo. Cuando pretendemos ahorrar tiempo en la cocina, la organización es la clave, tanto a la hora de planificar con antelación lo que vamos a cocinar como a la hora de ordenar la cocina (el tostador viejo que se usa una vez al año puede estar en el estante junto al techo, pero el paquete de arroz o el de la harina conviene que estén más al alcance de la mano).
  • Otro tema importante para ahorrar tiempo en la cocina es disponer de los utensilios adecuados y con eso no quiero decir que haya que tener 100.000 cacharros, pues estaremos más cómodos en una cocina despejada y solo con lo que realmente necesitamos. Para mí, en este aspecto, es básico tener un buen procesador de alimentos que sirva para batir, emulsionar, picar, etc., pues no solo nos ahorrará tiempo a la hora de cortar los alimentos para cocinarlos sino que podremos cortarlos más fácil que a mano en trozos pequeños y así ahorraremos tiempo de cocción.
  • Hay alimentos que se oxidan si se cortan con antelación, pero otros no, y podemos ahorrar tiempo en la cocina si los dejamos troceados en un túper en la nevera desde la noche anterior. Así cuando al día siguiente vayamos a preparar la comida estarán ya para usar. Las patatas se pueden dejar peladas y en un bol con agua para que  no se ennegrezcan.
  • La “mise en place” que suena un poco cursi, pero no os imagináis el tiempo que puede llegar a ahorrar si desde la noche anterior o por la mañana mientras se prepara el desayuno, aprovechamos para sacar de los armarios de la cocina todo lo que vayamos a necesitar para cocinar. Así dejaremos sobre la encimera las ollas o sartenes necesarias, los botes de especias, etc.
  • Aprovechar los tiempos de cocción para ir limpiando y recogiendo lo que hayamos ensuciado.
  • Hacer cantidades abundantes de comidas que se pueden congelar para luego poder disponer de ellas en el congelador. Raciones de lasaña, albóndigas o croquetas caseras nos permitirán solucionar comidas en muy poco tiempo.
  • Aprovechar el tiempo de ocio de después de cenar para preparar caldos caseros que se irán haciendo solos mientras vemos la tele o leemos antes de irnos a dormir. Al día siguiente serán la base de una riquísima sopa o de un guiso suculento o podremos guardarlos en el congelador para ocasiones futuras.
  • Dentro de lo que es la planificación, intentar jugar con recetas que se complementen. Por ejemplo, a la hora de hacer un postre de horno, aprovechar que hemos tenido el horno encendido un rato, para hornear algún entrante.

Y vosotros, tenéis algún consejillo más para ahorrar tiempo en la cocina?