No sólo la Navidad es para brindar con cava o champán. Cualquier momento del año es bueno para descorchar un espumoso y disfrutar de su frescura. Sobre todo el verano.

Noticias relacionadas

Servidos bien fríos (alrededor de 8 grados), en una copa lo suficientemente amplia para permitir que las burbujas evolucionen, estos espumantes para todos los bolsillos serán la mejor compañía para tus comidas al aire libre y harán que la puesta de sol frente al mar brille un poquito más.

Estos son los vinos espumosos con los que vas a brindar este verano.

Moses

Que una bodega extremeña elabore cava no es ninguna novedad, pero ¿qué haga champán en la Champaña? Habla tenía que ser. Moses Nº1 Edition es un Champagne Premier Cru Blanc de Blancs que ha sido elaborado mediante procedimientos de viticultura ecológica en viñedos propiedad de Bodegas Habla ubicados en la prestigiosa zona francesa Côte des Blancs.

Se trata de un vino que sigue la línea de las innovadoras creaciones que la bodega de Trujillo ha lanzado últimamente al mercado Bodegas Habla. Fresco y elegante, con sutiles notas florales, matices cítricos, aromas tostados y sofisticados toques minerales, este champagne de chardonnay cuenta con una crianza de 3 años sobre lías que le aporta armonía, equilibrio y la finura clásica de los grandes blancs de blancs franceses. PVP: 60€

Mar de Frades Brut Nature

Los espumosos han llegado a Galicia para quedarse. No son ni una moda, son vinos que crecen en el norte de España y en el mundo, cuya producción ha aumentado hasta un 40% en la última década. El Mar de Frades Brut Nature se suma a esta tendencia atlántica con un vino cremoso, complejo y muy expresivo, realizado a partir del Método Champenoise. Un espumoso alimonado a la vista, fino y sofisticado en nariz, que manifiesta rasgos de su crianza en botella y mantiene un fondo de agua de mar, eucalipto y frutas blancas característico de la albariño de Rías Baixas, que se vuelve sabroso y concentrado en boca sin perder un ápice de frescura. PVP: 20€

Juvé&Camps Blanc de Noirs

Bonito por fuera y delicioso por dentro. Elaborado con la mejor selección de pinot noir y tras una crianza sobre lías de 25 meses para enriquecer su aroma, afinar su sabor, moldear su textura y rebajar la energía de su espuma, el cava Blanc de Noirs de Juvé & Camps es un buen aliado estival.

Entre las clásicas notas de frutas blancas y de hueso, aparecen inusuales aromas de cerezas sobre un fondo de miel, pan tostado y cítricos. Un aroma elegante y complejo que en boca se convierte en pura fruta efervescente. Untuoso, fresco, intenso y persistente, la riqueza de sensaciones de este cava es extraordinaria. Pruébalo con arroces, embutidos, quesos, carne blanca y pescados. PVP: 28,54€

Un brindis resfrescante al borde la piscina.

Jean Milan Brut Rosé

Dehesa de Luna Finca Reserva de Biodiversidad ha traído a España este champán familiar elaborado desde hace más de 150 años. La bodega de La Roda (Albacete) ha encontrado en Jean Milan sus mismos valores: una empresa familiar que une pasión y cuidado por la viña a la manera tradicional para conseguir vinos diferentes que muestran una personalidad única. Fruto de esta relación llegan a nuestro país tres de los champanes más reconocidos de la casa francesa: Terres de Noël Grand Cru Blanc de Blancs, Jean Milan Brut Grand Cru Blanc de Blancs y Jean Milan Brut Rosé.

Para este verano, por su fina expresión aromática y su paladar nada goloso, elegimos el rosado, un vino proviene de una mezcla de 80% chardonnay de su singular viñedo Gran Cru d'Oger y del ensamblaje de pinot noir. Delicadamente afrutado, guiará a la perfección aperitivos, postres o incluso algunas carnes rojas a la plancha. PVP: 27€

Peñalba López Brut Nature

Torremilanos emplea macabeo y chardonnay para la elaboración de este vino espumoso de categoría Brut Nature o zero dossage, con 18 meses de crianza. Se trata sin lugar a dudas de uno de los poquísimos cavas elaborados en la Ribera del Duero y uno de los que más sorprenden bajo la denominación.

Con una burbuja sutil y fina, este espumoso presenta una gran complejidad en nariz y una intensa cremosidad en boca, sin perder una viva acidez que le aporta frescor y equilibrio. Será el mejor amigo de pasta, arroces, pescados, mariscos y cualquier carne blanca que preparemos este verano. Perfecto también para el aperitivo y los postres y especialmente recomendado por su relación calidad-precio. PVP: 11€

AT Roca Brut Rosat

Reserva La joven bodega AT Roca elabora este sabroso vino espumoso rosado a partir de viñedos de más de 30 años de garnacha y macabeo. Las uvas se encuentran en el Penedès: la blanca proviene de 9 parcelas situadas en el Massís del Garraf y la tinta se cultiva en tres parcelas situadas en la subzona de la Conca del Riu Anoia. Todas ellas están cultivadas siguiendo los parámetros de la agricultura ecológica y se vinifican a la manera tradicional y por separado, como dicta Clàssic Penedès.

Una vez realizado el coupage de AT Roca Brut Rosat Reserva y antes de reposar en botella durante 20 meses, la proporción de garnacha y macabeo es de 50 y 50%. Fresco y sabroso, este vino del Penedès tiene una larga vida pero su carácter ‘adictivo’ hará que te lo bebas antes de que acabe el verano. PVP: 13€

El brillo del verano en una copa de espumoso.

Ceretto Moscato d'Asti

No es Prosecco todo lo que tiene burbuja en Italia, y el Asti de Piamonte, uno de los espumosos más famosos del país de la boda, lo demuestra. Elaborado con moscato 100%, Ceretto es un blanco dulce que representa la excelencia de esta zona. De color amarillo pálido y con una intensidad que varía según el año, la persistencia aromática de la fruta se mezclan con el dulzor en boca propio de esta varietal para dar lugar al equilibrio perfecto.

Se trata de un espumoso fresco, muy poco alcohólico, capaz de aportarle un toque de acidez controlada a los platos más ligeros de la temporada e incluso a los postres. PVP: 15€

Sopié Frizzante Chardonnay

Todo lo que sea promover el vino entre el público más joven es bueno, por eso los nuevos frizzantes de chardonnay Sopié, de Grupo La Navarra, están pensados para atraer a los consumidores más imberbes. Con un diseño divertido, desenfadado y colores llamativos, este innovador concepto de cóctel elaborado con chardonnay destaca por su baja graduación alcohólica (5.5º) y su ligero burbujeo, que le aporta alegría y frescor.

La idea es atraer a esas nuevas generaciones de amantes del vino, que seguro caerán rendidos a los encantos de su “primer chardonnay” refrescante, ligeramente dulce y aromático. Dos frizzantes atractivos y juveniles, no aptos para paladares viejunos, ideales para refrescar los aperitivos y las tardes veraniegas. Porque no todo en el vino tiene que ser complicado. PVP: 5,50€

Alma Atlántica Mencía Rosé

Uno de los espumosos gallegos que están revolucionando el mercado es Alma Atlántica Mencía Rosé de Martín Códax. Un espumoso rosado elaborado a partir de un mosto de uva 100% mencía parcialmente fermentado, para lograr así un volumen alcohólico de 7% y un dulzor perfecto para equilibrar la acidez de esta uva. La fermentación tiene lugar en depósitos isobáricos en los que se crean de forma natural las finas burbujas que refuerzan aún más la sensación de frescor.

Con una intensidad aromática alta, notas de cereza, frambuesa, fresa, gominola y caramelo de violeta, Alma Atlántica Rosé es un vino frutal, sabroso y refrescante que propone una manera diferente y apetecible de disfrutar de la mencía atlántica: con burbujas. PVP: 8,50€