Microondas

Empanadillas chinas al vapor, receta para microondas

26 septiembre, 2014 11:00

A lo largo de mi vida he tenido la grandísima suerte de poder trabajar con compañeros de un montón de países, entre ellos muchos chinos y algunos muy cocinillas, como mi amigo Liange, que en su día me enseñó a hacer los auténticos Dim Sum asiáticos. Prometo compartir la receta con todos vosotros algún día, pero se trata de una receta muy laboriosa, así que sintiéndolo mucho no va a ser hoy.

Ingredientes

  • 10 obleas de masa para empanadillas (*)
  • 1 calabacín mediano
  • 50 g de gambitas peladas, pesadas sin cáscaras ni cabezas (**)
  • 1 cucharada de salsa de ostras (***)
  • (*) Puede ser comprada o podéis usar algunas obleas que tengáis congeladas si habéis hecho con anterioridad nuestra receta de masa casera para empanadillas.
  • (**) Si compráis gambas peladas congeladas, tenéis que tener en cuenta que al descongelarse pierden bastante peso.
  • (***) Podéis usar media cucharada de salsa de soja

La receta que os proponemos esta vez es una versión de andar por casa, muy fácil de preparar, muy rápida, pero también muy rica y muy resultona si nos apetecen unas empanadillas sin tener que meternos en fritangas.

Así que no perdamos tiempo y ¡vamos a ponernos manos a la obra!

Preparación de las Empanadillas chinas al vapor en microondas

  1. Pelamos el calabacín, lo rallamos y lo ponemos a escurrir en un colador. Es necesario compactarlo bien con el dorso de una cuchara para que suelte todo el líquido.
  2. Troceamos las gambitas y las mezclamos con el calabacín rallado y la salsa de ostras.
  3. Ponemos una cucharada de relleno en el centro de cada oblea y la cerramos dándole forma de empanadilla china  (o de empanadilla de toda la vida, que tampoco pasa nada) y dejamos cada una sobre un trocito de papel de horno.
  4. Para cocinarlas al vapor en el microondas se pueden usar los típicos estuches de vapor de silicona, o bien una vaporera para microondas de las que venden en los bazares de “todo-a-un-euro” que es lo que yo uso. En cualquier caso debemos poner agua en el fondo del recipiente, colocar las empanadillas sobre papel de horno en el cestillo, taparlo y cocinar a 800 W durante 5 minutos.

Resultado

Ni quince minutos tardamos en tener unas empanadillas sin nada de grasa y con un relleno jugosísimo, que nos alegrarán una cena o nos servirán como entrante de una comida principal.

Además, el relleno admite variantes, podéis añadir algún champiñón picadito muy fino, cebolleta picada, zanahoria rallada… vamos de esas recetas en las que uno siempre piensa cuando tiene que cocinar algo rápido con los cuatro restos que hay por la nevera.