Salud Ibuprofeno

Alerta sanitaria europea tras varias muertes por fármacos que mezclan ibuprofeno y codeína

La combinación del antiinflamatorio y el opiáceo puede causar graves problemas renales, advierten, especialmente si se desarrolla dependencia.

4 octubre, 2022 10:40

El Comité Europeo para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia (PRAC) de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) advierte en su último informe sobre el consumo de fármacos que combinan la codeína y el ibuprofeno, una mezcla que implicaría riesgos severos e incluso la muerte en caso de una ingesta prolongada y por encima de lo recomendado. La conclusión del comité es que el prospecto debe actualizarse para informar de estas circunstancias. 

La combinación de la codeína, un opiáceo, e ibuprofeno, un antiinflamatorio, se receta como analgésico para aliviar el dolor, particularmente el de tipo crónico. Sin embargo, el uso de opiáceos provoca adicción en una alarmante cantidad de pacientes. Eso conduce a un consumo excesivo del medicamento, lo que se relaciona con toxicidad en los riñones, el sistema gastrointestinal y a nivel metabólico, que han terminado en desenlaces fatales.

Entre los problemas de salud registrados se dan el fallo renal, un trastorno por el que dejan de filtrar adecuadamente los ácidos del torrente sanguíneo para depurarlos a través de la orina, o casos de niveles bajos de potasio en sangre. Esto se relaciona a su vez con mareos y debilidad muscular. La EMA añadirá estas dos patologías -acidosis tubular renal e hipopotasemia- a los efectos secundarios descritos en el prospecto. Además, tras comprobar que estos fármacos se pueden obtener sin receta en algunos estados miembros de la UE, la Agencia recomienda que solo puedan suministrarse tras la prescripción informada de un médico.

"Esta medida de la EMA es bastante adecuada", valora Francisco López-Muñoz, profesor Titular de Farmacología y Vicerrector de Investigación y Ciencia de la Universidad Camilo José Cela, en declaraciones a Science Media Centre. "Máxime cuando, en muchas ocasiones, los agentes analgésicos son consumidos de una forma excesiva. Algunos de ellos, como precisamente la codeína y el ibuprofeno, son considerados como fármacos inocuos que apenas generan problemas de seguridad", advierte el especialista. 

No son medicamentos inocuos

"Los antiinflamatorios no esteroideos son uno de los grupos farmacológicos más recetados en España, sobre todo en afectaciones osteoarticulares, pero también en dolores de otro tipo como la menstruación", declara por su parte Luis Bujanda, especialista de digestivo y catedrático de Medicina en la Universidad del País Vasco (UPV/EHU). "Son la principal causa de hemorragias gastrointestinales tanto altas como bajas, así como otras complicaciones como las perforaciones intestinales. Cuando se asocian a otro tipo de fármacos como corticoides o anticoagulantes, los efectos negativos intestinales se incrementan notablemente. 

Si el ibuprofeno es el antiinflamatorio no esteroideo más comercializado en España, la combinación con codeína es muy poco frecuente, explica Bujanda. Según valora, no está demostrado que "la asociación ibuprofeno-codeína incremente de forma notable el riesgo de complicaciones intestinales, y menos graves". Esto puede deberse, no obstante, a la escasa cantidad de recetas que se prescriben para esta solución. "Sí aconsejamos desde el punto de vista digestivo restringir el uso de antiinflamatorios siempre que sea necesario y tener cuidado en población de riesgo por el riesgo de complicaciones gastrointestinales en general", advierte.

La gente en una edad avanzada, que tome mucha medicación o que tenga antecedentes de úlcera péptica debería controlar su consumo de ibuprofeno, señala el especialista de digestivo, ya que "pueden aumentar el riesgo de nuevas complicaciones gastrointestinales en esos individuos". Además, advierte, actualmente hay una "sobredosificación de los inhibidores de la bomba de protones (omeprazol y otros muchos, que toma un 25 % de la población)" para "intentar contrarrestar este efecto, muchas veces injustificado".