Carola Baleztena ha contado su experiencia con el láser facial ante sus seguidores.

Carola Baleztena ha contado su experiencia con el láser facial ante sus seguidores.

Famosos MALA EXPERIENCIA

Carola Baleztena muestra su cara "abrasada" tras un tratamiento láser y la empresa responde

La mujer de Emiliano Suárez narra con detalle su mala experiencia con una clínica estética y asegura que durante el proceso "el dolor fue muy bestia".

Noticias relacionadas

Carola Baleztena (39 años) llevaba tiempo queriendo confesar a sus seguidores un suceso que le ha ocurrido este último mes pero no podía hacerlo porque, según ella misma cuenta, no ha parado de llorar durante días. Al fin, ha compartido su relato en las redes sociales y ha dejado impactados a sus admiradores tanto por la imagen que muestra como por lo que cuenta.

La mujer del empresario joyero Emiliano Suárez (43) ha desvelado mediante un vídeo en Instagram su mala experiencia con un tratamiento láser en la cara y ya el título que ha escogido para la publicación deja claro el mensaje que desea transmitir: "Cuando no quieres hacerte un tratamiento láser en la cara porque te da miedo y te convencen diciendo que es un tratamiento cero agresivo".

Con este primer impacto, la joven comienza a relatar cómo sucedió todo. Según cuenta, una agencia de comunicación se puso en contacto con ella para gestionar una colaboración publicitaria con una clínica de medicina estética que había visto en ella a una buena prescriptora y querían ofrecerle cualquier tratamiento que necesitara para que lo probara. Pero nada salió como esperaba.

Al dar al play al vídeo se puede ver en primer plano a Carola con la cara despejada, y no hay duda: la piel de su rostro muestra claras quemaduras. De hecho, Baleztena señala algunas de su pómulo derecho, zona por la que comenzaron a darle el láser, que presenta incluso quemaduras "de segundo grado": "Cuando me lo empezaron a hacer, el dolor era bestial. Le dije que parara porque incluso olía a quemado, pero me dijeron que aguantara un poco, que iba a merecer la pena".

Carola asegura que "salió asustada y llorando" de la clínica, porque su rostro se veía enrojecido, hinchado, "abrasado" y dolorido. Se mostraba impotente porque desde la empresa los médicos le habían asegurado que "no era nada invasivo, que no iba a correr ningún peligro y que no iba a notar nada". Estos aspectos resultaban imprescindibles para ella porque antes de comenzar el tratamiento Baleztena señaló a los doctores que no podía sufrir secuelas porque "tenía la agenda de toda la semana repleta de compromisos laborales" y dado que vive en parte de su imagen no podía permitirse que nada le sucediera.

Finalmente todo ocurrió al revés y ella acabó llorando y "encerrándose en casa". Para recibir las oportunas explicaciones se puso en contacto con la clínica. La respuesta le sorprendió aún más: le dijeron que aquel día como no estaba presenta la directora del centro nadie supo explicarle detenidamente los efectos reales que ese tratamiento iba a provocar en su piel.

Carola ha mostrado cómo estaba su rostro al salir de la clínica y al día siguiente.

Carola ha mostrado cómo estaba su rostro al salir de la clínica y al día siguiente.

Respuesta de la empresa

El Grupo AEVO ha querido emitir un comunicado oficial ante lo sucedido y en respuesta a las palabras públicas de Carola Baleztena. JALEOS ha tenido acceso a dicho documento y a continuación queda redactado lo expuesto por la compañía estética:

Comunicado de prensa oficial emitido por el Grupo AEVO.

Comunicado de prensa oficial emitido por el Grupo AEVO.

El Grupo AEVO considera totalmente correcto y ajustado a procedimiento el tratamiento láser realizado el pasado 11 de noviembre (y no esta semana) a Carola Baleztena, y desmiente rotundamente todas las acusaciones que la actriz ha vertido sobre los supuestos efectos secundarios de dicho tratamiento, efectos normales en la fase inicial, tal y como se le informó expresamente y se expone en la hoja de consentimiento que firmó.

Por esto, el Grupo AEVO no va a ceder a las pretensiones de esta persona, que ha querido aprovechar la normal evolución del tratamiento para realizar exigencias indebidas, amparándose en su figura pública y en el seguimiento que las redes sociales hacen de la misma, grabando un vídeo y divulgando la fase inicial del tratamiento y no en la posterior como ella falsamente menciona.

A más inri, los efectos logrados con el tratamiento se pueden haber visto retrasados por irresponsabilidad de la paciente, que no ha seguido las indicaciones post tratamiento.

A juzgar por cualquiera de las imágenes subidas por Carola a las redes sociales en fechas posteriores al tratamiento, que tuvo lugar el 11 de Noviembre y no dos semanas después, como afirma contra la verdad, se puede observar que nada tienen que ver con el video en cuestión.

Ante esta situación, el Grupo AEVO, reconocido por sus novedosos tratamientos médico-estéticos, el uso de la más puntera tecnología y su equipo de profesionales altamente cualificados, no va a tolerar estos intentos de desprestigio de la marca por no haber cedido a sus ilícitas pretensiones, por lo que, salvo retractación formal, procederá inmediatamente a la interposición de las correspondientes iniciativas legales, con objeto de que sean nuestros Tribunales quienes decidan quién ha actuado conforme a Derecho y quién no.

[Más información: Carola Baleztena y Emiliano Suárez pierden al bebé que esperaban]