(*) O cualquier otro queso de pasta blanda, como el queso de tetilla o incluso un Gouda o Edam tiernos.

Ingredientes (para un molde rizado de quiche de 26 cm con fondo desmontable)

Para la masa:

  • Aceite de oliva virgen extra de una variedad suave -arbequina, empeltre,…-, 60 ml
  • Leche, 60 ml
  • Huevo, 1
  • Harina de trigo, 250 g
  • Impulsor químico sin gluten, 5 g
  • Sal, 5 g

Para el relleno:

  • Brócoli (solo los arbolitos), 300 g
  • Jamón, 100 g
  • Queso de Arzúa-Ulloa, 150 g (*)
  • Queso rallado, 2 cucharadas (**)
  • Huevos, 4
  • Nata para cocinar, 100 ml
  • Sal y pimienta

(**) Parmesano, Grana Padano o un buen manchego muy curado

Preparación de la quiche de jamón, brócoli y queso

Solo tienes que seguir estos sencillos pasos:

01: Preparar la masa

En un bol amplio ponemos el aceite de oliva virgen extra, la leche, el huevo y la sal. Batimos bien. Por otro lado mezclamos el preparado panificable sin gluten con el impulsor. Añadimos la mezcla de ingredientes secos con la mezcla de líquidos.

Mezclamos con una cuchara y en cuanto se empiece a formar una masa, volcamos sobre la encimera. Sin amasar, hacemos una bola, simplemente recogiendo la masa y compactándola con las manos.

Envolvemos en papel film y dejamos reposar en la nevera mientras preparamos el relleno.

02: Preparar el relleno de la quiche

En una olla ponemos agua con sal a hervir. Cuando hierva añadimos los ramitos de brócoli, y cuando recupere el hervor, los dejamos cocer cinco minutos, los retiramos del agua y reservamos.

En una sartén ponemos a calentar a fuego lento el jamón cortado en brunoise para que libere sus aromas. Pasados un par de minutos, añadimos el brócoli que tenemos reservado y lo salteamos durante un minuto con el jamón. Retiramos del fuego, mezclamos con el queso de Arzúa cortado en dados y reservamos.

En un bol, batimos los cuatro huevos con la nata para cocinar y el queso Parmesano rallado y salpimentamos al gusto, pero ojo, hay que tener cuidado con que el jamón y los quesos aportan sal, así que es mejor ser precavidos.

03: Montar la quiche y hornear

Precalentamos el horno a 200ºC, con calor arriba y abajo y sin ventilador.
Con ayuda de un rodillo estiramos la masa hasta tener un disco de unos 30 cm de diámetro y 5 mm de espesor. Con ayuda del rodillo lo colocamos sobre un molde de quiche desmontable de 26 cm de diámetro.

Presionamos la masa ligeramente sobre los bordes y nos ayudamos de un rodillo para pasarlo por el borde y retirar así la masa sobrante.

Pinchamos la base de masa con un tenedor para que al hornear no suba en exceso. Colocamos el relleno de brócoli, queso y jamón y cubrimos con la mezcla de huevos.

Horneamos de 25 a 30 minutos, hasta que el huevo esté cuajado y los bordes de la masa dorados.

04: Servir la quiche de jamón, brócoli y queso 

Cuando la quiche esté cuajada, la sacamos del horno, la dejamos enfriar unos diez minutos y desmoldamos.

Podemos servirla recién hecha, o cuando esté fría a modo de pastel salado. Por esta razón, puede ser un plato perfecto para llevar en el táper a la oficina, o para una comida campestre.