Preparación: 10 min   Dificultad: 1/5  Raciones:1  Coste: < 2 €

Ingredientes

  • Espinacas frescas, 50 g
  • Mango, ¼
  • Pepino, 1 trozo de unos 8 centímetros
  • Queso fresco, 1 tarrina pequeña
  • Arándanos rojos deshidratados, 50 g
  • Aceite de oliva virgen extra, 8 cucharadas
  • Vinagre balsámico blanco, 3 cucharadas
  • Agua, 2 cucharadas
  • Sal

Noticias relacionadas

Con tanto ajetreo navideño sin tiempo para florituras y con sensación de empacho desde hace varios días con tanta comida fuera de casa viene de perlas una receta rapidita de hacer, de comer y de digerir que, a este paso, cuando llegue el día de Nochebuena no nos va a caber ni un guisante. Que todos los años estamos igual. Así que hoy una ensaladita de espinacas, mango y vinagreta de arándanos para darle un toquecito diferente y de lo más gourmet.

Así que echad un vistazo a la nevera, que vais a tardar menos en montar vuestra ensalada que en leer la receta.

Preparación de la Ensalada de espinacas, mango y vinagreta de arándanos

Lo primero será lavar las espinacas y escurrirlas bien si no son de las que vienen ya lavadas en bolsa.

También trocearemos finamente los arándanos deshidratados y los pondremos a hidratar en el agua hasta que la absorban.

Para preparar la vinagreta de arándanos, los mezclamos una vez hidratados con el aceite, el vinagre y sal al gusto y batimos bien con la batidora hasta emulsionar. Si la textura es muy espesa se puede aligerar añadiendo algo más de líquido, que puede ser agua o vinagre o mezcla de ambos según nos guste con más o menos intensidad de sabor.

Troceamos el mango en dados, el pepino en rodajas y el queso fresco en dados, y mezclamos con las espinacas lavadas.

Regamos con la vinagreta de arándanos y listo para comer.

Resultado

Diez minutos si nos lo tomamos con calma, si estamos con las pilas puestas, en 5 minutos nos la podemos estar zampando y en otros 5 listos para otra cosa 😉