Marhuenda y Cifuentes en un acto de mayo de 2016.

Marhuenda y Cifuentes en un acto de mayo de 2016. Gtres

España

Cifuentes, dolida con Marhuenda por no haberla llamado para pedirle perdón

La presidenta madrileña ha asegurado en una entrevista que echó de menos una llamada de disculpa del director de 'La Razón' tras conocerse las conversaciones grabadas.

Noticias relacionadas

Cristina Cifuentes, presidenta de la Comunidad de Madrid, se ha mostrado dolida en el programa Mas de Uno de Carlos Alsina en Onda Cero por no haber recibido una llamada de disculpas por parte del director de La Razón, Francisco Marhuenda, ni del presidente de este periódico, Mauricio Casals, tras divulgarse el contenido de unas conversaciones privadas en las que estos se jactaban de "inventar" noticias para "darle leches" y se describía con adjetivos groseros a su jefa de Gabinete.

Alsina ha preguntado a Cifuentes por su declaración como testigo en el caso de las presuntas coacciones que Marhuenda y Mauricio Casals habían ejercido sobre ella para proteger al consejero delegado de ese diario, Edmundo Rodríguez Sobrino, detenido en el marco de la operación Lezo.

La presidenta madrileña no ha querido referirse a este asunto al que contestó por escrito y que consideró subjúdice.

"Respeto absolutamente la decisión del juez en este asunto y en cualquier otro", dijo Cifuentes.

Acto seguido añadió: "Para mí, personalmente, he de reconocer que ha sido un episodio muy desagradable, un episodio para olvidar, un asunto del que no me gusta demasiado hablar… porque, con independencia de que se haya producido o no -que no se ha producido porque así lo ha determinado el juez- un delito de coacciones, las conversaciones que hemos conocido -que además algunas afectan a mi jefa de Gabinete y otras me afectan a mí directamente-, con insultos por medio y demás, pues francamente son muy desagradables. A mí, sí me hubiera gustado que en su momento hubiera habido una llamada al menos para pedir disculpas. Un tema de educación”.

"Si aquí hay intereses de unos medios para desgastar a otros, que no cuenten conmigo", añadió. "Que nadie piense que al juez no le dije la verdad, porque se la dije. Contesté como yo entendía que tenía que contestar… más allá de eso hay unas grabaciones y se dicen cosas que al menos hubieran requerido de una disculpa personal", ha añadido.

Carlos Alsina se ofreció a trasladar su queja a los ejecutivos de A3media, propietarios de Onda Cero, pero Cifuentes lo interrumpió: "Ya da igual, Carlos, las cosas hay que hacerlas en el momento. He estado personalmente dolida, pero ya no lo estoy. He decidido pasar página".

Tras divulgarse las declaraciones, Marhuenda fue explícito a la hora de quejarse de que no había recibido ninguna llamada del director de EL ESPAÑOL, medio que fue el primero en divulgar las conversaciones. "He echado en falta la llamada de Pedro J, antes que periodistas somos personas", dijo en esta misma cadena.