Fernando Torres celebra un gol con el Atlético.

Fernando Torres celebra un gol con el Atlético. Reuters

Europa League Europa League

Fernando Torres el ‘gafe’ es el talismán en el Emirates Stadium

El ‘Niño’ ha jugado cinco partidos y no ha perdido nunca en el estadio del Arsenal. Se despide de Inglaterra antes de dejar la élite europea.

Hay una leyenda que el madridismo sustenta para minusvalorar a Torres: nunca ha ganado un título con el Atlético. Y es cierto. No lo ha hecho. Ha ganado de todo (Champions, Mundial, Eurocopa...), pero nada como rojiblanco. Por eso, desde instancias blancas se le ha tildado a menudo de ‘gafe’. Y aunque eso le dé igual a los colchoneros –no hace falta recordar de nuevo aquello de #Nolopuedenentender–, el ‘Niño’, que poca culpa tiene en lo ocurrido desde su vuelta a la capital, es el talismán del equipo de Simeone en el Emirates Stadium. Él nunca ha perdido allí. No lo hizo ni con el Liverpool ni con el Chelsea en sus cinco visitas. Y, ahora, tratará de repetir en busca de un billete para la final (21:05 horas).

No obstante, su presencia en la alineación titular no está asegurada. Gameiro o Diego Costa, que ha entrado en la convocatoria por sorpresa a última hora, podrían salir de inicio y él esperar desde el banquillo. Allí, de primeras, vivirá su último encuentro en Inglaterra, el lugar donde hizo la ‘mili’. Con el Liverpool, marcando 81 tantos en 142 partidos y consiguiendo que media España empezara a seguir la Premier League. Y después ya en el Chelsea, aunque a peor nivel, como Trendig Topic de chistes británicos por su falta de gol. Dos etapas bien diferenciadas que acabaron con The Kid buscando acomodo en otros lugares. En Milán, primero; y en Madrid, después.

Al Atlético llegó para levantar un título y espera conseguirlo esta temporada antes de despedirse del Metropolitano. Tiene a su disposición ganar la Europa League y sus compañeros se han conjurado para hacerlo. Por él, pero también para salvar una temporada que rozaría el notable si se alcanza la gloria continental. Con el equipo segundo en Liga y tras caer en la primera fase de la Champions, asaltar el Emirates y llegar a la final de Lyon se antoja absolutamente imprescindible para decorar el curso.

Fernando Torres se despide del Metropolitano.

Fernando Torres se despide del Metropolitano. Reuters

¿El problema? Las sensaciones no son las mejores. ¿El ejemplo? Hasta el pasado 4 de marzo, cuando el Atlético perdió frente al Barcelona (1-0) y todavía albergaba esperanzas de competir por la Liga, el equipo de Simeone acumulaba una racha de ocho victorias y sólo cuatro partidos perdidos en todo el curso tras 40 choques disputados. Desde entonces, el Atlético, en los siguientes 12 encuentros, ha caído en cuatro ocasiones. Y todas las derrotas han sido fuera de casa, donde no ha dejado su portería a cero en ningún encuentro. Es más, en su penúltimo partido, frente a la Real Sociedad, encajó su peor resultado este curso (3-0). Y eso es lo que le preocupa a Simeone, que contará solo con las bajas de Filipe Luis y de Juanfran.

Más complicado lo tiene el Arsenal, que no podrá contar con Aubameyang –ya jugó la Europa League con el Borussia Dortmund– y tampoco con Mkhitaryan, que se encuentra lesionado y podría llegar a la vuelta. Por lo demás, sí estarán sobre el césped los ‘tocados’ Özil, Wilshere, Cech y Kolasinac, todos recuperados recientemente. Todos con la misma intención: ganar la Europa League para brindársela a Wenger, que ha anunciado su marcha a final de temporada tras 22 años como técnico ‘gunner’. Será él o Torres. Uno de ellos levantará la Europa League. ¿Quién? Eso ya se verá. Pero el invicto, recuerden, es Fernando

Fernando Torres celebra el gol con sus compañeros.

Fernando Torres celebra el gol con sus compañeros. Reuters