Defoe sostiene en brazos a Bradley Lowery. Foto: Instagram (@iamjermaindefoe)

Defoe sostiene en brazos a Bradley Lowery. Foto: Instagram (@iamjermaindefoe)

Fútbol PREMIER LEAGUE

Un jugador de la Premier se tatúa el nombre de un niño que murió de cáncer

Noticias relacionadas

Este viernes, en el Día Mundial del Cáncer de Mama, son muchas las historias de superación protagonizadas por auténticas guerreras. Pero esta horrible enfermedad traspasa generos, fronteras, clases sociales y edades. Un relato que ha emocionado al mundo del fútbol en este día tan especial es el protagonizado por Jermain Defoe, jugador del Sunderland de la Premier League que no ha dudado en tatuarse el nombre de Bradley Lowery, un niño fallecido en 2017 a causa del cáncer.

Bradley Lowery, de tan solo 6 años de edad, era seguidor del conjunto inglés. Esto no pasó desapercibido para Defoe, que no dudó en acompañar al pequeño en su duro camino y ayudarle en el tratamiento de la enfermedad. Lamentablemente el desenlace fue fatal y Defoe mostró su desolación hace un año.

"Adiós, mi amigo, te extrañaré muchísimo. Me siento bendecido porque Dios te trajo a mi vida y tuve momentos asombrosos contigo. Estoy agradecido. Nunca olvidaré la forma en la que me miraste cuando nos conocimos, el genuino amor en esos lindos ojos. Es realmente difícil encontrar las palabras para expresar lo que significas para mí. Tu coraje y valentía seguirán inspirándome por el resto de mi vida. Nunca sabrás la diferencia que causaste en mí como persona. Dios te tiene en sus brazos y yo siempre te llevaré en mi corazón. Duerme profundamente, pequeño. Mi mejor amigo", escribió el futbolista en las redes sociales.

Defoe, implicado en los que más lo necesitan

Este gesto del futbolista inglés no es casual. En 2013 fundó la Jermain Defoe Fundation, destinada a apoyar a niños sin hogar, vulnerables y maltratados en el país de origen de la familia del jugador, Santa Lucía. La isla caribeña es conocida como un destino de vacaciones paradisíacas, pero existe un fondo desconocido de pobreza y abuso que sufren los niños allí.