Asaltando la librería gastronómica que guarda  mi madre en casa, encontré un pequeño tesoro lleno de harina, tomate y garabatos, que me hizo viajar en el tiempo, MI PRIMER LIBRO DE COCINA ( Cosas para fiestas. Ed: ANAYA)

Libro

Noticias relacionadas

Al ojearlo me di cuenta de que las recetas, aunque dedicadas a los más pequeños de la casa, no eran sencillas ni muy apetecibles, pero recuerdo que yo intentaba hacerlas una y otra otra vez, guarreaba cada semana intentando hacer galletas de colores (sin éxito) o masa de pizza que no se pegara por toda la cocina. Encontraba, sin darme cuenta con 5 años, el gusto que ahora tengo por la cocina.

Libro

Porque con las manos en la masa no sólo se les enseña a comer, los alimentos pueden ser números y colores, matemáticas y  ciencia. Un niño en la cocina no sólo aprende a comer, sino que también aprende lo que es el trabajo en grupo y la autonomía, ya que se sentirá realizado al ver los resultados que consigue con sus esfuerzos. Una pequeña responsabilidad disfrazada.

Cada semana os enseñaré recetas fáciles que ellos puedan hacer, el material adecuado para su incursión en la cocina, libros para ellos y para vosotros, a demás mucha información para ayudaros con los pequeños más exquisitos.

A si que os animo a que saquéis un poco de tiempo y vistáis a vuestros hijos con sus peores galas, por que van a ensuciarse (y divertirse) mucho 🙂  nuestros pequeños cocinillas.