Quién le iba a decir a sus dueños que aquella pastelería del 401 de Bleecker Street  en pleno corazón del Greenwich Village neoyorkino se convertiría en una de las más famosas del mundo a finales de los 90 y que a día de hoy, 20 años más tarde sigue siendo un lugar de culto el que cada día turistas de todo el mundo hacen largas colas para probar los que quizá sean los pasteles más famosos de la tele.

Estamos hablando de Magnolia Bakery, una pastelería de una calidad indiscutible que la hace digna merecedora de una clientela fiel, aunque el motivo por el que se la conoce en todo el planeta sea otro bien distinto. 

La causa de semejante devoción por este local fue su aparición en la serie Sexo en Nueva York. Así fue como el personaje interpretado por Sarah Jessica Parker, una columnista llamada Carrie Bradshaw y sus amigas, entre romance y romance, nos descubrieron las magdalenas con sombrero que decían llamarse cupcakes.

Magnolia Bakery en Madrid

Si leyendo esto te has puesto un poco nostálgico y te han entrado ganas de hacer la maleta para poner rumbo a Nueva York para ponerte ciego cupcakes, echa el freno y no corras tanto, que desde ayer y hasta el próximo 14 de abril, los dulces de Magnolia Bakery están en Madrid.

Te explico, durante esos días se celebra la séptima edición del Seagram's New York Hotel, un evento que organiza la marca de ginebra americana del mismo nombre y durante el que da vida a una versión pop up de algún icono neoyorkino. Y este año le ha tocado el turno a Magnolia Bakery.

El sitio elegido para montar esta versión efímera de la pastelería más famosa de Manhattan es el Gran Hotel Inglés (Calle de Echegaray, 8), concretamente la planta baja en el espacio que ocupa habitualmente el restaurante Lobo 8. Así pues hasta el próximo 14 de abril, de lunes a domingo en horario ininterrumpido de 10:00 a 20:00 h, podrás pasarte a disfrutar no solo de los cupcakes sino también del resto de especialidades de la casa norteamericana.

Contenido patrocinado

Outbrain