El caso del modelo que se operó la nariz y acabó con una erección permanente

El caso del modelo que se operó la nariz y acabó con una erección permanente

Salud

El caso del estilista que se operó la nariz y acabó con una erección permanente

La anestesia general le ha provocado priapismo, una enfermedad que puede llegar a generar erecciones que superan las cuatro horas.

J.A.G.

Neven Ciganovic es un popular estilista de 45 años adicto a la cirugía plástica. Desde hace algunos años, este serbio se ha sometido a más de una decena de operaciones de diversa índole en centros de todo el mundo. El objetivo no es otro que modelar su cuerpo y adecuarlo a su singular ideal de belleza. Sin embargo, el último retoque que se ha hecho en la cara ha provocado una reacción totalmente inesperada en otra parte sensible de su cuerpo. 

Ciganovic voló hasta Irán hace unas semanas para realizarse una rinoplastia y enderezar su nariz torcida. La intervención, con anestesia general, transcurrió por los cauces habituales y sin ningún sobresalto. Sin embargo, al volver a su casa, en la capital serbia de Belgrado, comenzó a experimentar unas erecciones nada habituales que llegaban a durar varias horas.

Según este estilista, la anestesia general que le fue administrada no fue la correcta y ha acabado provocándole priapismo. Esta enfermedad se caracteriza por provocar erecciones continuadas y dolorosas ocurridas sin ningún tipo de apetito sexual. Si éstas llegan a superar las cuatro horas, pueden suponer un riesgo para la salud y deben ser tratadas con urgencia por un especialista.

"Estuve en Irán para someterme a una rinoplastia para el documental que Channel 4 está realizando sobre mi vida. No grabamos la cirugía, sólo las consultas con el médico. Me pusieron anestesia general y reaccioné mal", ha reconocido el serbio en declaraciones al diario británico The Sun.

Una publicación compartida de Neven (@nevencigi) el 20 de Jul de 2017 a la(s) 6:28 PDT

El priapismo se desencadena cuando se llenan los cuerpos cavernosos del pene por un exceso de sangre arterial de origen traumático o por un defecto en el drenaje de estos cuerpos. Así, la sangre se queda retenida en el pene, provocando su erección mientras el glande se encuentra blando. Anticoagulantes como la warfarina y la heparina, algunos antidepresivos, o medicamentos utilizados para tratar la presión arterial alta, pueden provocar que algunos sujetos desarrollen esta afección. 

Ciganovic ha tenido que someterse a una operación en un hospital de Belgrado para tratar de aliviar el priapismo. Los médicos le han colocado un pequeño tubo en el pene para tratar de sacar la sangre que no consigue salir de su miembro de la forma habitual. Los médicos, sin embargo, le han advertido de que tendrá que pasar algún tiempo hasta que consiga recuperarse por completo.