Las imágenes de la improvisada asistencia cuentan con miles de compartidos y 'me gusta'.

Las imágenes de la improvisada asistencia cuentan con miles de compartidos y 'me gusta'. Club BTT Caimanes Betanzos Facebook

La Jungla

"Se va a llamar Fari, como yo": el ciclista que dejó de pedalear para asistir el parto de una vaca

En la Jungla. Tras cinco intensas horas de parto, la ayuda del ciclista gallego que está cautivando a las redes, fue crucial para volver a introducir al ternero en su madre, recolocarlo y poder sacarlo. 

A.R.S.

Si hay algo que nos llena de orgullo, satisfacción, ternura y un buen chute de fe en la humanidad, estas son las historias costumbristas en las que un ciudadano normal y corriente se convierte en héroe local tras realizar algún tipo de hazaña memorable que cambiará la historia de su comunidad y vecinos, al menos durante unas horas.

Relatos basados en hechos reales a los que la simultaneidad de dos factores pueden convertir en una historia entrañable que se hará viral en las redes sociales, seguro: que la protagonicen animales y que se desarrolle en Galicia. Así ocurrió el pasado Domingo cuando un grupo de ciclistas de Betanzos se reunió como de costumbre para dar un paseo en bici y se topó con una escena rural al borde del colapso: una vaca llevaba cinco horas tratando de dar a luz a su ternero –el tiempo medio de un parto de una res es de entre una y dos horas dependiendo del tipo de ganado o de si la ternera es primeriza o no– en un parto que se estaba complicando estrepitosamente.

Jose Faraldo, uno de los miembro de la grupeta Bike and Beer que paseaban por la zona, no dudó ni un momento en parar a sus compañeros y auxiliar al animal. Al parecer, la asistencia veterinaria estaba tardando demasiado en llegar a la aldea de Cela (concello de Irixoa) así que José, conocido entre sus amigos como Fari, se puso manos a la obra para volver a introducir al ternero dentro, recolocarlo y sacarlo adecuadamente.

“El mountain bike y los ciclistas somos así... un día ayudas a gente que se pierde en el monte... otro paras para ayudar a sofocar un incendio... otro liberas a un animal atrapado en una alambrada... otro ayudas a salir a un coche atascado en una cuneta... y otro te encuentras a una vaca en dificultades para parir y va tu compañero de ruta y sin pensarlo dos veces se quita el maillot, se lava rápidamente y saca al ternero y salva a la mamá y al bebé. Toda una lección de vida”, relataban a modo de homenaje en el perfil de Facebook del Club BTT Caimanes Betanzos al que pertenecían los deportistas.

“Al ternero no le salía una pata, pero Fari consiguió volver a meterlo dentro para después sacarlo. No es veterinario ni nada, pero se crió en la aldea y se acordaba perfectamente de cuando era más joven”, explicaba en La Voz de Galicia Juan Amor Buyo, uno de los compañeros de carrera del héroe de la jornada que también colaboró en el parto.

En las imágenes vemos como el pequeño equipo integrado por ganaderos, vecinos de la zona y ciclistas consiguen en poco más de cinco minutos redirigir el molesto parto de la vaca que llevaba horas tratando de dar a luz al ternero que, como declaró orgulloso el comadrón al mencionado medio local, “se va a llamar Fari, como yo”.

Sin pensarlo dos veces, se quita el maillot, se lava rápidamente y saca al ternero y salva a la mamá y al bebé. Toda una lección de vida

“¡Increíble! Es que venía retorcido”, escuchamos a algunos de los asistentes improvisados comentar mientras observan el minucioso trabajo en grupo organizado por José y los vecinos de la aldea para solventar la situación que estaba dejando a la becerra completamente exhausta. 

Lo curioso del inesperado encuentro es que Fari, el principal responsable de ayudar a recolocar al ternero no titubeando en introducir sus manos en el vientre de la parturienta para que el ternero pudiese salir correctamente, es natural de Cela, la pequeña aldea de apenas 12 habitantes en la que se produjo la acción de ayuda que está fascinando a miles de usuarios de las redes.

Hazaña heroica con final feliz: madre e hijo están perfectamente.

Hazaña heroica con final feliz: madre e hijo están perfectamente. Facebook

En poco menos de 48 horas el vídeo acumula más de 247.400 reproducciones en Facebook, ha superado los 3.300 compartidos y 'me gusta' y tiene cerca de 300 comentarios de usuarios que han querido felicitar al grupo de ciclistas por su ejemplar acción.

Por cierto, tal y como informan desde las redes sociales del club de ciclismo: “madre e hijo están perfectamente”.