Fotograma de la película porno junto a un par de turistas de fondo.

Fotograma de la película porno junto a un par de turistas de fondo.

Reportajes

Vuelve el porno a las calles andaluzas: sexo a plena luz en el Alcázar de Sevilla

El sexo en directo se ha convertido en una escena habitual en el entorno de algunos de los monumentos más conocidos de Andalucía. Las calles andaluzas vuelven a ser el escenario escogido por los actores porno para grabar algunas de sus escenas más explícitas. En esta ocasión ha sido El Alcázar de Sevilla, recientemente rehabilitado, el lugar escogido por una pareja de intérpretes de cine para adultos para labrar su trabajo. 

La grabación tuvo lugar el pasado mes de abril en el interior del recinto para después comercializarlo en el portal de películas online pornhub, tal y como han confirmado desde el patronato. 

Fotograma de la película porno en el Alcázar de Sevilla.

Fotograma de la película porno en el Alcázar de Sevilla.

El film comienza con la protagonista, caminando por el Jardín del Marqués de Vega-Inclán, cercano a la cafetería, uno de los lugares más reclamados por los visitantes. El recorrido termina en El Macetero y, durante el paseo, la mujer enseña parte de su cuerpo desnudo a la cámara. 

Tal y como ha relatado el Diario de Sevilla, los dos actores entran al Real Alcázar como si se trataran de turistas interesados en el patrimonio cultural andaluz hasta que llegan a una zona con menor afluencia de viajeros. Una vez en ese lugar, ambos comienzan a grabar los actos de sexo explícito. 

Ha sido el propio Ayuntamiento de Sevilla el que ha denunciado el contenido del vídeo ante la policía. Este incidente llega justo un año después de que dos de los lugares más emblemáticos de la capital andaluza viviera la misma situación. La concurrida Puerta de Jerez, el Palacio de San Telmo - sede del Gobierno andaluz - y un coche de caballos, fueron los escenarios escogidos por dos mujeres para grabar escenas lésbicas. 

Aquello ocurría en pleno día, durante una jornada llena de turistas que miraban atónitos lo que ocurría delante de sí. El mismo relato cinematográfico ocurría en Granada también un año atrás y ante la mirada de los transeúntes. 

La película porno contaba con una protagonista conocida en la ciudad granadina: residía en la urbe andaluza. En ambos casos intervino la Policía Local, investigando lo que había ocurrido puesto que estos actos incurren en varios infracciones contra la ordenanza de convivencia, como son el delito de exhibicionismo, provocación y alteración del orden público.  

En el reciente caso de Sevilla, no solo el Ayuntamiento ha decidido tomar medidas, también el patronato del Alcázar estudia tomar medidas judiciales contra las personas que hayan estado implicadas en la grabación de estas escenas. Este periódico no ha podido encontrar dicho vídeo en la página web en la que fueron publicados en un principio, quizás la empresa ha decidido eliminar las imágenes tras la denuncia interpuesta por el Ayuntamiento.