Higuaín, jugador del Milan.

Higuaín, jugador del Milan. EFE

Fútbol SERIE A

El Ministro del Interior italiano, "avergonzado" por Higuaín

Gonzalo Higuaín perdió los papeles el pasado domingo. Falló un penalti que pudo haber supuesto el empate del Milan ante la Juventus y fue expulsado. Una tarjeta roja que fue la guinda para el delantero argentino, que se volvió histérico con el árbitro rivales y compañeros. Varios días después de su tremendo enfado ha sido Ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, el que ha querido darle un toque de atención al ex del Real Madrid.

"El domingo estaba en San Siro con mi hijo y me siento avergonzado por el comportamiento de nuestro delantero centro. Ha sido indigno. Se te pagan millones de euros para controlarte y espero, lo digo en contra de mis intereses como aficionado, que tenga una sanción larga", reconoció el político italiano.

Estas declaraciones se producen después de conocerse la sanción del 'Pipita', que se perderá los próximos dos partidos con el Milan. Higuaín fue expulsado en el minuto 83 por doble tarjeta, la segunda de ellas por protestar airadamente al colegiado la primera amonestación.

Según el fallo emitido por el juez deportivo, el argentino ha sido suspendido con dos encuentros por "protestar" a los colegiados, por "conducta gravemente irrespetuosa" hacía el árbitro, acercándose "de forma amenazadora, y reiterando repetidamente sus protestas en el momento en que se alejaba del terreno de juego".

"No fui un ejemplo para los niños"

Rectificar es de sabios, y el propio Higuaín se dio cuenta de su error y no tardó en disculparse con su afición y sus compañeros de equipo: "Es cierto que no he sido un ejemplo para los niños y lo siento, la solidaridad de mis antiguos compañeros, tuve una buena relación con ellos, ellos saben qué emociones se sienten en el campo, sí, fue un juego con diferentes emociones, lo admito", confesó el ariete.

[Más información: Cristiano defiende a Higuaín: "Estaba rabioso, pero no hizo nada malo"]