Willian José, durante un partido contra el Athletic de Bilbao

Willian José, durante un partido contra el Athletic de Bilbao

Fútbol LA LIGA

Análisis de La Liga: la zona media, entre Europa y la pesadilla

Noticias relacionadas

Después de los humildes, es el turno de la clase media de la competición. Algunos de los equipos que conforma este grupo con algo más de caché que los anteriores incluso roza la zona alta de la tabla y no solo la Europa League, sino también  la Champions. Aunque esto se antoja un auténtico milagro, pues esas plazas suelen tener dueño.

Este grupo de equipos, a priori, no tendría problemas para mantenerse en la categoría este año. La clase media de La Liga compite por evitar la quema desde una posición mucho más tranquila que los equipos más humildes. Su objetivo principal es mantenerse en la zona media de la tabla clasificatoria, pero muchos de ellos no pierden la esperanza por tocar algún puesto que lleve al premio de Europa.

Una tranquilidad que da rienda suelta al desempeño de estos equipos que dan salsa a la competición, pues no venden barata su piel y no se arrugan ante la jet set del campeonato. Muchos de ellos, como el Getafe o el Athletic, han hecho sus pinitos en la Europa League, aunque en temporadas pretéritas. Este curso, los conjuntos de clase media se reducen, pues el Betis, a priori, ha decidido dar un paso adelante para intentar plantar cara a la élite del fútbol español.

Eibar

El cuadro de Ipurúa nunca deja de sorprender. Año tras año, los de José Luis Mendilíbar se postulan como la 'revelación' del campeonato. Un trabajo fabuloso del técnico vasco que, salvo en su primer año, el resto de temporadas se ha consolidado como un equipo correoso de la zona media de La Liga.

Gareth Bale, contra un rival del Eibar

Gareth Bale, contra un rival del Eibar

Este curso, el conjunto armero ha perdido cierto potencial con la salida de Takashi Inui. El japonés ha puesto rumbo al ambicioso proyecto del Betis de Quique Setién. Sin embargo, esto no es óbice para que los vascos puedan decaer, pues ya han demostrado que saben rearmarse. Una temporada que se prevé tranquila en Ipurúa.

Celta

Los gallegos es el típico conjunto incómodo. No importa que pasen los años, pero desde que volvieron a Primera División, el cuadro vigués se ha convertido en un auténtico dolor de muelas para equipos como el Real Madrid y el Barcelona. Este curso no parece que la situación pinte de diferente forma pese a perder a activos importantes en campañas anteriores como Jonny o Daniel Wass.

Maxi Gómez celebra un gol con el Celta.

Maxi Gómez celebra un gol con el Celta. EFE

Balaídos siempre es una visita difícil, aunque este año estrenan nuevo proyecto. Tras los años de Berizzo y la aventura de Unzué, aterriza en Vigo Antonio Mohamed para presentar sus credenciales como un técnico de futuro. Además, los celestes han pagado 8 millones de euros de la cláusula de Fran Beltrán, una de las promesas del Rayo Vallecano de tan solo 19 años. Un fichaje ilusionante de cara al futuro y quién sabe si para el presente.

Real Sociedad

Un equipo que tuvo su descenso a los infiernos hace escasas temporadas y que, tras su regreso, no ha dejado de sorprender y de dar alegrías a sus aficionados. Consolidado entre los diez primeros clasificados de La Liga, el cuadro txuri-urdín quiere repetir lo conseguido en años anteriores e incluso mejorarlo y no es tarea fácil. Y es que este curso han perdido futbolistas del calibre de Álvaro Odriozola y Canales, además de contar con la retirada del sempiterno Xabi Prieto.

Oyarzabal renueva con la Real Sociedad. Foto: realsociedad.eus

Oyarzabal renueva con la Real Sociedad. Foto: realsociedad.eus

Apostando por jóvenes con talento, la entidad donostiarra quiere rearmarse y, todo esto, sin desprenderse de lo que podía haber supuesto un golpe duro, Mikel Oyárzabal. El atacante vasco renovará por los blanquiazules pese al interés de un Athletic que ha recibido un espaldarazo financiero a la par que un croché en la mandíbula con la salida de Kepa.

Athletic Club

Los 80 millones que han ingresado los Leones este curso por el fichaje de Kepa Arrizabalaga por el Chelsea llegaron como agua de mayo a las oficinas de San Mamés. El conjunto rojiblanco quería pescar en el río del vecino otra vez, como ya hiciera con Íñigo Martínez el curso pasado. Sin  embargo se encontró con la negativa tanto del club como de Oyarzabal, que quiere renovar con la Real.

Kepa Arrizabalaga en una imagen de archivo.

Kepa Arrizabalaga en una imagen de archivo. Gtres.

Los bilbaínos han incorporado este curso a un entrenador de predicamento en España como es Eduardo Berizzo. El argentino tendrá que hacer frente a una temporada que no se esperaba, pues contaba con la continuidad de Kepa. Sin embargo, ahora les toca sobreponerse a esa sensible baja que se combina con la llegada de Yuri Berchiche.

Getafe

El Getafe regresó a Primera División el curso pasado tras probar las hieles del descenso, un sabor totalmente novedoso para el conjunto azulón. Este año tiene que ser el de la consolidación - de nuevo - del equipo azulón en la máxima categoría del fútbol español.

Entrenamiento del Getafe

Entrenamiento del Getafe

El cuadro madrileño ha realizado hasta doce incorporaciones de cara a esta temporada. Bordalás dejó un gran sabor de boca el curso pasado y este año quiere rematarlo llevando al Getafe a una posición mucho más cómoda.

Espanyol

El equipo catalán arranca una campaña en la que espera tener menos problemas que las anteriores, pero no ha sido una de las que más refuerzos haya tenido. Los pericos han incorporado a Rubi para el banquillo, en sustitución de Quique Sánchez Flores. Un soplo de aire fresco para el banquillo, aliñado con los fichajes de Sergio GarcíaBorja Iglesias.

Los jugadores del Espanyol se abrazan tras marcar un gol. Foto: Twitter (@RCDEspanyol)

Los jugadores del Espanyol se abrazan tras marcar un gol. Foto: Twitter (@RCDEspanyol)

Sin embargo, han tenido una baja más que sensible. Gerard Moreno se ha marchado al Villarreal. El delantero era uno de los principales activos del Espanyol en ataque y esto le complica más la temporada a un equipo que dará pelea, aunque deja dudas.