Y ahora en la desescalada, también será habitual que esta bebida esté presente en muchos de los planes más atractivos de esta temporada como las barbacoas con amigos, los fines de semana de piscina y picoteo, los picnics en el campo, las cenas especiales en la terraza donde ponemos a prueba nuestras dotes como cocineros...

Eso sí, si quieres disfrutar del vino en todos estos planes, necesitarás contar con los siguientes elementos que te ayudarán a que tu brindis salga perfecto.

1. Sacacorchos

Realizar un correcto descorche de la botella también es uno de los pasos fundamentales que debemos seguir para disfrutar de una copa de vino. Que el corcho se rompa en el interior de la botella es un error muy sencillo de evitar si contamos con el utensilio adecuado para abrir la botella de vino. ¡Nada de utilizar antiguos sacacorchos que tenemos guardados en un cajón de nuestra cocina y que están rotos!

En la actualidad podemos encontrarnos con multitud de sacacorchos que nos ayudarán en esta tarea; el eléctrico, el tradicional búho o el sacacorchos de una palanca pueden ayudarnos a abrir con éxito una botella de vino. No hace falta contar con la última generación de sacacorchos, simplemente será necesario que ya hayas comprobado que funciona.

2. Copas

Seguro que a estas alturas ya te habrás dado cuenta que existen multitud de copas vino con diferentes tamaños y formas. Esto es debido a que en función de las características de cada vino, la copa adecuada nos ayudará a resaltar sus cualidades.

Así, no es recomendable degustar un vino tinto en un vaso o en una copa tipo flauta, sino que para extraer todos sus matices debemos hacerlo en una copa alta tipo Burdeos o Borgoña.

No hace falta contar en nuestra casa con una extensa cristalería para disfrutar del vino, pero sí que tenemos que tener una colección de buenas copas que nos permitan experimentar al máximo los sabores y aromas de esta bebida.

red-wine-1433498_1280

3. Buen vino

Parece una obviedad, pero para disfrutar de una copa de vino en casa es imprescindible que el vino que seleccionemos sea de calidad. Y es que un vino picado o que no se haya conservado en condiciones óptimas puede arruinarnos el plan. En este sentido, son muchas las denominaciones de origen como Rioja, Ribera del Duero, Albariño... que respaldan la calidad de los vinos de nuestro país y que son garantía de una elección acertada.

Pero que te encante un vino o no también va a depender de los gustos personales de cada uno. Por eso, antes de decantarte por un vino u otro te recomendamos que eches un vistazo a sus fichas de cata, donde podrás conocer algunos datos interesantes de los vinos como su sabor e intensidad, aromas y platos con los que combina.
Por ejemplo, si te gustan los vinos Rioja, modernos, atrevidos y con personalidad una elección segura está en decantarte por los vinos Vivanco, originarios de una de las bodegas más conocidas de Rioja.

Si quieres disfrutar de estos vinos en casa también están disponibles en su tienda online a través de packs exclusivos para todos los gustos y con diferentes combinaciones de sus variedades. Crianza, Reserva, Blanco, Rosado... puedes escoger el vino que más se adapte a tus preferencias y a las de tus comensales y lo recibirás en pocos días en la puerta tu casa, con total seguridad.

Si eres un amante de los vinos Crianza, seguro que te encantará el Vivanco Crianza de 2016, el buque insignia de la Bodega. Un vino fresco y floral que es perfecto para compartir con tu familia y amigos y que, por cierto, ahora está disponible a través de este pack con 6 copas de regalo. En cambio, si prefieres los vinos más ligeros como los blancos y rosados, puedes escoger este pack donde se combinan ambas variedades y con 6 copas de regalo por solo 37,40€.

4. Cubitera con hielos

Especialmente útil para bajar la temperatura de los vinos que nos apetece consumir bien fresquitos (como los blancos, rosados o espumosos), la cubitera es una alternativa mucho más rápida y efectiva que introducir el vino en el frigorífico o el congelador.

5. Tapón antigoteo

Se trata del complemento perfecto para evitar esas molestas gotas de vino que acaban manchando el mantel o la ropa de cualquier comensal. Un utensilio cómodo y práctico que podrás lavar en el lavaplatos y guardar en tu cajón para la próxima vez que lo necesites.

Si ya cuentas con todos estos imprescindibles para disfrutar del vino desde casa, ahora solo te queda ponerlos en práctica. ¿A qué esperas para descorchar un buen vino y brindar con tus seres queridos?