Maneje comida

Maneje comida

Restaurantes

Teje y Maneje, la última apertura gastronómica de la calle Ponzano

Teje y Maneje es la novedad en la calle gastronómica por excelencia, Ponzano. Dos restaurantes anexos compartiendo carta para tapear de forma divertida.

Tenemos nuevos vecinos en la calle Ponzano. Son dos propuestas unidas que se incorporan al efecto #ponzaning, Teje y Maneje. Y llegan para revolucionar la calle con más concentración de bares y restaurantes de la ciudad. Detrás de esta doble apertura, están los prolíficos grupos gastronómicos Lalala y Larrumba, ambos formados por un equipo de jóvenes emprendedores, socios y amigos. Los conocerás por ser los artífices de Habanera, Rumbo Aravaca, Peyote San, La Retirada o La Charla. Todo lo que tocan estos chicos, pronto se convierte en oro y sitio de moda. ¿A qué esperas para conocer una de las últimas tendencias de la calle gastronómica por antonomasia?

Ficha y detalles de los restaurantes Teje y Maneje

  • Teje y Maneje son los nuevos vecinos de la calle Ponzano. Concebidos como tabernas modernas, son dos locales que comparten estilo y carta, uno de ellos más informal con mesas altas y el otro con mesas bajas para picotear. Detrás de esta apertura está la unión de los grupos gastronómicos Lalala y Larrumba.
  • Lo mejor: La estética de los locales y platos como la ensaladilla Lalala, el tataki de salmón ahumado y las puntillitas.
  • DirecciónPonzano, 14 (Teje) y 16 (Maneje)
  • Horario: De L a D de 12:30 horas a 0:30 horas.
  • Precio: 25 euros por persona.
  • Reservas: Aceptan reservas en el 91 088 47 50.
  • Nota: 3/5

Si acudimos a la RAE, veremos que la definición de tejemaneje es la de hacer un enredo poco claro para conseguir algo. Y es que estos dos locales, a pesar de ser independientes el uno del otro, comparten oferta gastronómica y estética. Separados por apenas una pared, son la excusa ideal para tomar algo de manera informal en uno y terminar cenando más cómodamente en el otro. Y de lo que no nos cabe duda alguna, es de que pronto se convertirán en uno de los puntos de encuentro de la calle. Ambos grupos han unido fuerzas y han apostado por recrear la estética de las cervecerías de principios del siglo XIX, algo que consiguen sobradamente con un interiorismo en clave Art Déco del que hablaremos más adelante.

Un carta con de todo un poco

Para elaborar la carta común que comparten los restaurantes Teje y Maneje, han basado su cocina en la calidad de las materias primas, añadiendo también alguno de los platos más exitosos de ambos grupos. Como materia prima, han contado con proveedores de calidad como Ahumados Domínguez, con el que preparan un tataki de salmón ahumado con alga wakame. ¿La idea? Picoteo castizo en base a unas cuantas tapas y platos que funcionan más a modo de principales y una selección de tostas ibéricas.

Teje 14

Teje 14

Pim, Pam, Pum, o lo que es lo mismo, los apartados de la carta de Teje y Maneje, que pasa por la gran gilda (una gilda de tamaño superior al normal), el clásico pincho de tortilla, una canónica ensaladilla rusa a base de patata, atún y mahonesa, todo muy picado y ensamblado, puntillitas fritas muy ricas, croquetas de jamón ibérico y berenjena en tempura con un dip de hummus. También dejan paso a aperitivos que no pueden faltar, a modo de dos tapas como los boquerones en vinagre de Ahumados Domínguez y las anchoas en AOVE con tomate rallado y pan de cristal.

Teje 16

Teje 16

Si seguimos con más platos para compartir, encontramos un poco de todo y para todos los gustos. Que a ti te apetece pizza y a tu acompañante hamburguesa, en Teje y Maneje han pensado en todos con una oferta que va desde fingers de pollo al estilo mexicano, hasta una pizza de mortadela trufada, pasando por una trilogía de mini hamburguesas (carrillera ibérica, ternera y pollo) y un acertado carpaccio de pastrami con un aliño de mostaza y miel.

Teje 11

Teje 11

Especial atención han puesto en las tostas con elaboraciones como la tosta de paleta ibérica, la de matrimonio o bacalao ahumado, y algunas con una mayor preparación como la de solomillo ibérico con brie y cebolla caramelizada, la de escalopín de pollo con pimientos verdes o la de sobrasada con queso de cabra.

El punto y final lo ponen dos postres, la ya célebre tarta de cumpleaños de Larrumba -¿os acordáis de la típica tarta de cumple que hacían en casa a base de galleta María, chocolate y lacasitos?, pues esa- y una suculenta cookie con helado de vainilla.

tarta cumpleaños

tarta cumpleaños

Nos comentaron que querían dar la vuelta a algunos platos de la carta, ya que cuando les visitamos, apenas habían abierto hacía un par de semanas.

Un espacio homenaje a la Ley Seca y los bares de toda la vida

Decíamos que ambos espacios están separados, pero lo que los une, es la carta y la decoración. Para el interiorismo, se han remontado a los gloriosos años 20, que también fueron los años de duras prohibiciones, entre ellas la llamada ‘ley seca’. Por ambos locales encontramos referencias a este periodo con fotografías que nos cuentan cómo los bodegueros se las veían y deseaban para poder eludir la ley y servir alcohol a sus clientes, ya fuera de forma camuflada o con el florecimiento de los speak easy o sitios clandestinos.

Barra Teje

Barra Teje

Por otra parte, ambos locales hacen un homenaje deliberado a un mismo momento en la historia, la aparición de las tiendas de ultramarinos que, desgraciadamente, han ido cayendo en el olvido. Así en Maneje, nos recibe una gran vitrina con productos (especias, arroces, legumbres, caviar, etc.) a modo de una vieja ‘grocery store’. Pero no, lo que ves allí no se vende, sino que forma parte de la decoración. De ese primer espacio, da paso a un salón donde disfrutar de una cena divertida e informal. En Teje, la cosa va de apostarse cercano a una espectacular barra de bar de toda la vida y tomar el aperitivo o unas cañas tras el trabajo. El espacio está decorado con murales, muy en consonancia con la estética de los locales, de la artista Berta Benlloch.

Teje2

Teje2

¿Y tú, con cuál te quedas?