El mensaje compartido en Facebook por uno de los Fernánez y en el que señala la localización de los Mendoza.

El mensaje compartido en Facebook por uno de los Fernánez y en el que señala la localización de los Mendoza. E.E.

Reportajes

La venganza de Aranjuez: difunden dónde se esconden los Mendoza, la familia de Juanín

Un familiar de las víctimas publica la ubicación donde presuntamente está la familia Mendoza. La publicación se ha compartido más de 4.000 veces. 

La resaca del asesinato de Montse y Liset Fernández a manos de Juanín el pasado domingo 9 de junio sigue presente en Aranjuez (Madrid). Si bien los ánimos ya parecen más calmados, las familias han podido enterrar a sus fallecidas y han podido consolarse entre sí, parece que algunos de los Fernández continúan con la idea de consumar su venganza.

Un primo de las fallecidas ha compartido en la red social Facebook un mensaje en el que dice la ubicación exacta donde cree que se encuentran los Mendoza, la familia de Juanín. Además, pide venganza y que la gente difunda el mensaje para que cuantos más lo sepan. 

"Señores, los familiares del asesino de las dos mujeres en Aranjuez están situados en (...). Hoy se hablará con los viejos [del lugar] para echarlos de (...). Si no salen a las buenas, saldrán a las malas. Para que lo sepa todo el mundo, están en (...) los familiares del asesino de las mujeres de Aranjuez. Compartid, por favor", se puede leer el mensaje, que va acompañado de una fotografía de Juanín y otra de Montse, la segunda fallecida. 

Adrián, marido de Montse, el pasado miércoles en los juzgados de Aranjuez.

Adrián, marido de Montse, el pasado miércoles en los juzgados de Aranjuez. Atlas

El sitio, que ha sido ocultado en esta noticia para evitar su difusión, está ubicado en el litoral español. Sin embargo, no es la primera vez que desde la familia Fernández dicen saber dónde se encuentra la familia Mendoza, aunque en las anteriores ocasiones dieron al menos otras dos ubicaciones. Todas ellas están en el este y noreste de la península. 

El que hayan dado varias ubicaciones podría significar que los Mendoza están repartidos en distintas localidades o que simplemente atienden a rumores. Pero uno de los patriarcas de los Fernández se mostró tajante ante las cámaras de televisión que contaban la noticia: "Mataremos también a todo aquel que los acoja", dijo. 

Ese mensaje publicado en Facebook se ha compartido hasta entre 4.000 personas. Sin embargo, la cifra podría ser aún mayor ya que existen fotografías del mensaje, realizadas por otra persona distinta al firmante y que también se han compartido cientos de veces en las redes sociales. 

Culpan a toda la familia de Juanín

El pasado 9 de junio, Juanín se desquitó con una escopeta de caza acabando con la vida de Liset, de 35 años, y Montse, de 23. Ambas eran hermanas de Celestina Fernández, la mujer de Juanín. La rabia del hombre se desató cuando se enteró de que Cele se había escapado con Miguelín, el marido de Eli, la hermana de Juanín, según han contado los familiares a EL ESPAÑOL.

Esto fue una ofensa para él y, tras buscar y no encontrar a Cele y Miguelín, decidió vengarse de ella a través de su familia política. Liset murió el mismo día del tiroteo y Montse dos días después, en el Hospital 12 de Octubre, tras haber estado en un coma inducido. 

De izquierda a derecha: Juanín, Liset y Montse.

De izquierda a derecha: Juanín, Liset y Montse. E.E.

La familia de las fallecidas culpa a toda la familia de Juanín por varios motivos lo sucedido. Después del asesino, los Fernández creen que el que mayor responsabilidad tiene en los hechos es su hermano Samuel. Según argumentan, él fue el que le facilitó el arma homicida y ese mismo domingo llegó con la escopeta a la casa. También responsabilizan a sus padres porque, cuentan que, abandonaron la vivienda horas antes de los hechos, sabiendo lo que iba a pasar y no haciendo nada por evitarlo.

Ese mismo domingo por la noche hasta 30 vehículos de los Mendoza huyeron de Aranjuez sabiendo lo que iba a venir. Temían las consecuencias del ojo por ojo y diente por diente o, más simplemente, muerto por muerto que rige la ley gitana a la que los Fernández han asegurado que se van a acoger. Para los Fernández, también tiene responsabilidad su propia Cele, por haberse ido con su cuñado, y la han condenado al ostracismo. 

Juanín fue detenido justo después del asesinato y el pasado miércoles pasó a disposición judicial. La titular del juzgado decretó para él prisión comunicada y sin fianza a la espera de juicio. Se encuentra en el centro penitenciario de Valdemoro donde se encuentra bajo unas medidas de seguridad especiales para evitar que se tomen represalias contra él por parte de otros internos.