Tomás Serrano

Tomás Serrano

Política

Calvo escenifica la ruptura con Podemos: "Llamarme Calvini es ir demasiado lejos"

El Pleno Extraordinario del Congreso evolucionó de la "crítica constructiva" de Podemos al cuerpo a cuerpo entre la vicepresidenta y Noelia Vera.

Noticias relacionadas

La tensión ha ido germinando, conforme avanzaba la tarde, en el hemiciclo del Congreso. Lo que arrancaba con una dulce "crítica constructiva, con todo el respeto" por parte de de Unidas Podemos hacia el PSOE, finalmente terminó con un duro enfrentamiento entre la vicepresidenta en funciones, Carmen Calvo, y la portavoz de la formación morada, Noelia Vera.

La ruptura entre ambos partidos resulta ya evidente, a tenor de las declaraciones que se han dedicado en la tribuna. Ante las comparaciones que han esgrimido los grupos de la oposición -a excepción de Vox- entre Calvo y el ultraderechista líder italiano, vicepresidente del Gobierno y ministro del Interior, Matteo Salvini, la socialista ha explotado. 

"No me parezco a Salvini. En política se aguantan muchas cosas, pero créame, lo de parecerme a Salvini... Ha llegado muy lejos", ha dicho tajantemente, en respuesta a la portavoz de Podemos. Precisamente, fue la formación confederal quien forzó la comparecencia de la vicepresidenta del Gobierno en el Pleno extraordinario del Congreso que ha tenido lugar este jueves, tras haber librado de la misma a Pedro Sánchez.

Tono bronco

El ambiente bronco de la sesión plenaria ha ido in crescendo. Al inicio, minutos después de las cuatro de la tarde, con las intervenciones de apertura de todos los grupos, los portavoces llevaban un tono más sosegado. Sin embargo, en el turno de las réplicas, todo ha saltado por los aires.

Los partidos se han atizado todos con todos, pero los turnos de palabra han pilotado en torno a las diferencias entre la gestión de las crisis de inmigración del Aquarius con respecto a la del Open Arms. También, por la decisión de mandar el buque Audaz de la Armada a recoger finalmente a los migrantes a la isla italiana de Lampedusa.

Por su parte, la portavoz del PP, Cayetana Álvarez de Toledo, ha acusado al Gobierno en funciones -en su debut en su nuevo rol parlamentario- de "hacer negocio electoral con la solidaridad". "La obligación de los Gobiernos es que esos barcos no naveguen", ha defendido, dado que esa es la función de Salvamento Marítimo. "El sanchismo y el salvinismo son dos caras de la misma moneda".

Otra debutante como portavoz en el Congreso, Inés Arrimadas, ha comenzado su intervención reprochando al gobierno el haber estado "seis meses sin poder hacer un pleno de control". "El señor Sánchez debería estar aquí para explicar qué ocurre con la inexistente política migratoria del gobierno", ha aducido. Sobre todo dado que, para Ciudadanos, "la respuesta del Gobierno cambia en función de si el caso es mediático".

JxCAT y EH Bildu han mantenido posturas similares. Ambos grupos han acusado al presidente en funciones de ser y actuar como Salvini, cuyo nombre no ha dejado de sobrevolar el hemiciclo en las cuatro horas de duración del pleno. Vox, a través de Santiago Abascal, que ha actuado este jueves como portavoz, ha pedido no auxiliar a ningún inmigrante en alta mar.

Calvo versus Vera

Pero el mayor enganche lo han protagonizado Calvo y Vera. La portavoz morada ha lamentado el cambio en la política migratoria del Open Arms desde el episodio del Aquarius . "No entiendo qué ha pasado en un año, de haberlo hecho tan bien", a lo que la socialista ha contestado que "el único bandazo ha sido pasar de la anterior política de gobierno a la que hemos formado". "¿La incoherencia dónde está?", se ha preguntado.

Finalmente, Unidas Podemos ha dejado ver al final de su última intervención cuál ha sido el ataque que más les ha inflamado: las negociaciones para formar gobierno, tras una primera alusión por parte de Rafael Simancas -que ha actuado de portavoz para el grupo socialista, en vez de la habitual Adriana Lastra-. Vera ha reprochado tanto a Simancas  como a la propia Carmen Calvo que afirmen que "no se pueden fiar de Podemos". "De cualquier fuerza progresista se espera que defienda los derechos humanos", les ha afeado,

"¿Y nosotros con qué PSOE podemos hablar?", se ha preguntado la dirigente de Podemos."¿Con el que acoge a los refugiados o con el que habla de mafias como las derechas?; ¿con el PSOE que dice 'sí, vamos a cerrar los CIE' o el que se enorgullece porque el CIE de Algeciras hace una labor maravillosa?".