Pedro Sánchez, este viernes en la Moncloa.

Pedro Sánchez, este viernes en la Moncloa. Emilio Naranjo Agencia EFE

España MEMORIA HISTÓRICA

Ni julio ni agosto: Franco se le resiste a Sánchez en el Valle de los Caídos

  • El Consejo de Ministros se va de vacaciones sin aprobar el instrumento que dé cobertura legal a la exhumación. 
  • Sánchez asegura que hasta que la fórmula no esté clara no se producirá el desenterramiento, algo que ahora emplaza a septiembre o a octubre. 

Al principio fue una noticia de impacto, luego se convirtió en una impaciente expectación y ha acabado por ser un machacón recordatorio. El anuncio del Gobierno de que Francisco Franco será exhumado y su cuerpo saldrá del Valle de los Caídos es ya un soniquete constante.

A últimos de junio, Sánchez dio a entender a los informadores en una conversación informal que el traslado se produciría antes de las vacaciones de verano: "Os pillará trabajando", manifestó. 

Antes de cada Consejo de Ministros, los periodistas se preguntan si esa sí será la semana en la que el Gobierno aprobará el instrumento jurídico -probablemente un decreto-ley- que dará cobertura legal al compromiso político personal de su presidente. 

Pero, ¿cuándo entrará Sánchez en esa página de la historia a proceder al desenterramiento? Según algunos, el Gobierno debería hacerlo por sorpresa, con agostidad y alevosía. No es el plan del Ejecutivo, que sigue alimentando un doble mensaje: será pronto, pero no será ya. 

El viernes, en su primera rueda de prensa en solitario y en España, Sánchez insistió con el mismo mensaje. "Lo vamos a hacer y lo vamos a hacer muy pronto, pero si hemos esperado 40 años, esperar unas semanas o unos días más...", ironizó. ¿Qué son unos días al lado de todo el siglo XX? Pero si el Gobierno de Sánchez se encamina -como algunos sugieren- hacia una convocatoria electoral, cada día cuenta.

No con 'agostidad' 

Sin embargo, el plan que maneja el Gobierno no contempla la exhumación inmediata ni en este mes de agosto. El viernes se celebró el último Consejo de Ministros previo a  un parón más breve de lo habitual, por lo reciente que está la llegada de los nuevos equipos. La próxima reunión del Gabinete será el 24 de agosto, según fuentes de Moncloa. 

Por lo tanto, antes de ese día el Gobierno no procederá al traslado de los restos mortales del dictador, ya que el Ejecutivo asegura que nunca se hará sin que el Consejo de Ministros apruebe el decreto-ley.

En conversación informal con los periodistas, Sánchez sugirió este viernes que tampoco se hará antes de que se vote ese decreto en el Congreso, donde requiere la mayoría absoluta de los diputados. En la práctica, es la mayoría de la moción de censura, ya que el PP y Ciudadanos se oponen a la exhumación. Desde su aprobación por el Gobierno hasta su convalidación por la Cámara Baja sólo puede pasar un mes, por lo que, si se agotan los plazos, el instrumento legal estaría ratificado a finales de septiembre. 

Por ese motivo, la imagen de Franco en un cementerio civil o en el panteón familiar, algo a lo que sus descendientes se oponen, tendrá que esperar. Probablemente a septiembre, cuando no a octubre. Cuando Sánchez habla de "días" o "semanas", nunca especifica cuántas.