El escaño de Carolina.

El escaño de Carolina. Tomás Serrano

España CRISIS INTERNA

Bescansa, convertida en la oveja negra de Podemos: ya ni siquiera se habla con Iglesias

La cofundadora del partido morado resiste: "Ni se me pasa por la cabeza dimitir". 

Carolina Bescansa no va a hacer caso a las voces que le piden dar un paso atrás. Pese al escándalo que zarandeó Podemos la pasada semana al conocerse su plan para derrocar a Pablo Iglesias, la cofundadora del partido morado dejaba claro este lunes que pretende continuar en el Congreso de los Diputados desarrollando su actividad política como hasta ahora. Y, ya de paso, desvelaba que su actual relación con el líder de la formación es casi inexistente

Porque, amén de anunciar que va a continuar como diputada puesto que "dimitir sería un disparate", Bescansa contaba en Al rojo vivo (La Sexta) que todavía no había hablado con el secretario general de Podemos. Algo más que llamativo si se tiene en cuenta que ella es una de las cofundadoras de la formación y que en el pasado mantenía una estrecha relación con el líder

Iglesias presenta a Errejón como candidato a la Comunidad de Madrid

Monedero avisa...pero no hay ni sanción

Algunos en Podemos querían que Bescansa diera un paso atrás. Incluso, el también cofundador Juan Carlos Monedero sugería el pasado fin de semana que la diputada dejaría su escaño en el Parlamento como consecuencia de que se conocieran sus planes para acabar con el liderazgo de Iglesias. También se había especulado con que la dirección nacional del partido morado podría abrirle un expediente

Ni una cosa ni la otra. Ni se va ni la obligan a irse. El secretario de Organización, Pablo Echenique, anunciaba este lunes, tras la reunión del consejo de coordinación -la dirección nacional- que no habría ningún tipo de represalia contra la diputada. Y, después, ella misma, como ya se ha dicho, afirmaba que "ni se me pasa por la cabeza" abandonar el escaño porque "no hay ningún motivo" y porque "sería un disparate". 

Sin apoyos

Así, Bescansa, pese a no contar con apoyos internos, está decidida a continuar como diputada del partido de los círculos. Nada ni nadie le obligan a irse. Eso sí, su posición interna ha quedado más debilitada de lo que estaba, porque sus planes para convertirse en secretaria general en sustitución de Iglesias han provocado que se acreciente su soledad en Podemos. 

La pasada semana, la cofundadora de Podemos perdió su gran oportunidad de volver a la primera línea de la mano de Íñigo Errejón, quien le ofreció ir de número dos en su candidatura de las primarias en la Comunidad de Madrid. La filtración de sus planes contra Iglesias colocó a Bescansa en su peor momento. Pero ella pretende continuar como voz crítica contra el secretario general. Y defiende su derecho a hacerlo, aunque esté sola como una suerte de oveja negra. Con el paso de los días, se verá si sufre alguna represalia en el grupo parlamentario.